Amor Tardío

Capítulo 1

Kate
 

—¿Qué estás en dónde?

Mi viernes se estaba convirtiendo en una pesadilla, lo único que quería era poner mis pies en alto y descansar después de un día largo de trabajo.

Pero desde las profundidades del sofá en el salón de mi casa, me resistí a explotar contra mi hermana. Confiaba con toda mi alma en que fuera una broma y que sus próximas palabras me devolvieran la tranquilidad. Que el shock que me recorría el cuerpo se evaporara.

Reajuste mi blusa cubriendo mi abultado vientre, el movimiento fue percibido por Leslie. Por un momento logre ver un poco de arrepentimiento en sus ojos pero así de rápido como llego desapareció y aparto la vista.

—Estoy en la India, con Joe hemos decidido quedarnos un tiempo aquí.

Cambie de posición para aliviar el dolor que sentí en la parte baja de la espalda y que empezó desde hace un rato.

Fije mi mirada en la pantalla del celular, Less se movía en lo que parecía la habitación del hotel donde estaba.

—Entiendo que su idea era viajar por todo el mundo, pero lo harían después.

—Ese era nuestro plan inicial, pero lo pensamos mejor. Somos recién casados Kate, necesitamos un tiempo juntos, disfrutar de nosotros.

—Si, entiendo que como recién casados quieran estar solos pero...

—Sabía que lo entenderías Kate, siempre lo haces.

Me interrumpió mi hermana pequeña. Pero ella estaba equivocada, no la entendía y temía por lo que ella estaba a punto de decir.

Pensé que su llamada era por mi cumpleaños y sobre todo porque faltaba una semana para que llegara el bebé.

Un grave error pensar tal cosa.

Respire profundo tratando de recuperar mi compostura.

—¿Qué pasa con el bebé?—dije con voz pausada.

Él bebe que llevaba en mi vientre y que Less deseaba tan desesperadamente. El bebé de Less. Una niña. Aún recuerdo a Less y Joe presentes en la ecografía de las veinte semanas, cuando se reveló el sexo del bebé. Después ellos fueron de compras adquiriendo toda clases de detalles para la habitación de una princesa. Tanta ropa de color rosa que estaba en el armario de aquella habitación, estaba segura la niña no usaría el mismo atuendo dos veces. Sin embargo, ahora parecía que esa misma niña había dejado de ser de pronto el centro de su universo. Uno de mis temores se estaba cumpliendo, el bebé era solo un capricho momentáneo.

—Bueno—Less llevo un mechón de su cabello atrás de su oreja y su lengua humedeció sus labios—Es claro que la niña no podía venir con nosotros.

—Eso lo sé Less, pero por que irse ahora a la India y no después. Ya cuando la niña este con ustedes.

—No podemos viajar con la bebé.

—¿Por qué no? —no iba a permitir que mi hermana se librara de su responsabilidad con tanta facilidad. Esta vez no.

Mire como Leslie se mordía el labio inferior y sus ojos comenzaron a llenarse de lágrimas, no podía, si ella lloraba regresaban a mí los recuerdos de nuestra infancia llenos de lágrimas derramadas. El sentimiento de culpabilidad apareció como siempre.

—Less, puedes regresar y viajar con el bebé sin ningún problema. Existen personas que viajan con sus hijos y además en la India también la gente tiene hijos.

Las lágrimas de mi hermana empezaron a caer.

—No lo entiendes Kat, ¿y si la niña se pone enferma?¿y si se muere? ¿Si es secuestrada? Recuerda que ella sería la hija de Joe McKellen, estamos hablando de uno de los hombres más poderosos del mundo.

Escuche atenta sus palabras, no podía creer lo que ella decía. Como si en la India no tuvieran hospitales y ella hablaba como si Joe no viajara con más seguridad que el maldito presidente. No podía dejarme arrastrar por el drama de mi hermana.

—¿Que pasara con la niña?

No recibí respuesta. El silencio fue acompañado por los ojos suplicantes de Leslie.

—¡NO! Ella no se quedara conmigo.

Utilice el mismo tono de voz que aplicaba cuando estaba frente del estrado. Less abrió y cerró la boca varias veces. La bebé escogió este momento para dar una patada.

Contuve un gemido de dolor y cerré los ojos fuerte. El sudor apareció en mi frente y sentí unos pinchazos en las sienes. Trate de no pensar en el dolor, respiré lento y poco a poco abrí los ojos.

—¿Supongo que ya hablaste con Isa sobre tus nuevos planes? — Aunque lo más seguro es que Isabella Mattews la trabajadora social que llevaba el papeleo de la adopción de Leslie y Joe, no sabía sobre el viaje de Less y mucho menos que ellos ya no querían a la niña.

—Joe tiene razón. Somos demasiado jóvenes para convertirnos en padres— continuo Less, así es como confirme que Isa no sabía nada— tenemos menos de un año de casados. Queremos disfrutar de nuestra relación de pareja más tiempo, viajar por todo el mundo y con un bebé eso sería un poco difícil.

Otra punzada en la espalda baja apareció respiré de nuevo.



MGOwen

Editado: 18.07.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar