50 Fragmentos de un Corazón

¿Donde estoy?

Es hora, puedes sentir que viene la tristeza después de una oleada de sonrisas bañadas en felicidad inmarcesible, adoro esos momentos a solas donde el nudo en mi garganta me sofoca y me ahoga para tratar de liberarme del llanto que recogí de los ojos de la madre que pierde sus hijos mientras los observa presentes.
Se que me ves a través del cristal oscuro en la pared manchada de sangre seca, el poner tu musica escalofriante no me va a doblegar pero si chocas tus labios con los míos harás que mis defensas bajen y vuelva a sentir escalofríos en las entrañas mientras mi piel se eriza imaginando tu cuerpo en mis brazos deslumbrado a la luz dejando ciego al sol.
Nada mejor que la belleza del arte de tus cicatrices manchadas en el lienzo color negro salpicado del rojo con el que alardea tu hermoso vestido que Rosa el suelo con tus andanzas
Querida soledad, tu que insistes en acompañarme cuándo mi amada muere en los recuerdos del pasado y el amor crece al crear ilusiones con tus besos, con tu amor.
Vuelvo a recorrer aquel pasillo llenó de luz buscando respuestas a las preguntas que perforan mi mente y apretando mi corazón secando mis lágrimas y condensando mi sangre, quisiera saber por qué estoy aquí, pero siempre que intento preguntarle a aquel ser que controla mi vida y la lleva por aquel sucio sendero que marca mi piel con dolor y angustia solo para al final decirme que el es la respuesta.
Quise seguir tus pasos y me acerque a ti observándote de espaldas dirigiéndome hacia tu destino convirtiéndolo en el mio convirtiéndome en tuyo.
¿Soy una marioneta o un autómata? Se que el camino amarillo lleva al final más triste y por más que trate de pensar en que la vida es la meta mi mente convulsiona al responder a gritos que es el camino.



SrOrtega

Editado: 11.06.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar