Amor de contado

Capítulo 6

Ian:

 

Cuando Sophie se fue casi corriendo de la piscina no entendía porque lo hacía. Después de que ella entrara a la casa yo entré. Estaba un poco confundido de lo que había pasado con Sophie, quería besarla, pero gracias a mi hermano no pude. Entré a la casa y vi que nana estaba en la sala con unas cajas con unos adornos. Fui con ella para ayudarla, ya que esas cajas eran mías. Subí a mi lado de la casa para a poner la decoración, pero nana no quería perder la pista de Sophie y yo.

—Ian ¿Tú y Sophie? —dijo nana riendo.

—Nada nana, la iba a besar cuando sacamos a Daniel y parece ser muy rudo con ella —bajé la cabeza.

—Para eso tienes que ser lindo con ella ¿La invitaste a salir?

—Si, pero me rechazó.

—Ian no pierdas la fe.

Yo empecé a hablarle a nana de Sophie y yo de que no había pasado nada y no creo que vaya a pasar.

—Ian voy a hacer la cena para la noche, que Sophie te ayude a lo demás —dijo nana.

—Sophie está en su cuarto nana —dije yo clavando un clavo.

—Esta atrás de ti en este momento —dijo nana riendo.

Sophie me ayudó a adornar todo mi mitad, la sala, la cocina y ahora íbamos a la mini biblioteca. Sentía un poco de pena por lo que me dijo de que sus padres habían fallecido. Cuando llegamos a la mini biblioteca, Sophie agarró un libro y se sentó en el sillón para leerlo, yo seguía adornando viendo como ella leía. Ya que había terminada, le empecé a llamar a Sophie, pero no me hacía caso, estaba tan concentrada en su libro que mejor fui hasta donde estaba ella y le volví a llamar. Ella cerró el libro y me miro, después se paro e iba a caminar, pero ella dio un pequeño tropiezo y se agarró de mis hombros, quedamos a nada de rozar nuestros labios, tome sus mejilla con mis manos y ella tomó con sus pequeñas manos mis hombros.

—¿Puedo? —dije acercándome para besarla.

Ella no dijo nada, pero tampoco se opuso, así que me acerqué a ella, ella me miraba con unos ojos tiernos, estaba apunto de besarla cuando nana empezó a gritar mi nombre y subió donde nosotros estábamos, ella se soltó de mí y se fue a un escritorio blanco en el rincón.

—Ian te están llamando —dijo nana dándome el teléfono.

—¿Quién es? —dije casi molesto por esta interrupción.

—Tu secretaria, dice que es importante.

—Dile que estoy muy ocupado —dije haciéndole señas a nana de Sophie.

—Oh si claro, les quedo muy espantosa la casa —se disculpó con la mirada.

—Am nana voy a ordenar un poco los libros aquí.

—¿Quieren que les traiga un pastel con chocolate? —dijo nana dirigiéndose a Sophie.

—Oh yo ya me tengo que ir, Daniel me va a recoger en 10 minutos.

Cuando escuché que Daniel iba a llevarse a Sophie a un lado me puso celoso, Daniel no lleva a cenar a las chicas a un lugar o solo que tenga algo planeado con Sophie, pero creo que algo malo porque esto es raro, solo me dieron tantos celoso de que él pudiera salir con ella y yo no.

Nana asintió y se fue, Sophie no dijo nada, se sentó encima del escritorio y bajo la mirada, yo me acerqué a ella para volver a intentar besarla, algo interesante había dentro de ella y eso era lo que me atraía de ella.

—Sophie yo —dije acercándome a ella.

—Oh si lo siento —dijo bajándose del escritorio.

Había una silla detrás del escritorio, pero a Sophie le gusto sentarse en el escritorio. Tal vez ella pensó que me iba a molestar porque estaba sentada ahí como lo hice cuando se sentó en la barra y no en una silla, solo que esta vez no era lo que le iba a decir.

—Em yo me tengo que ir, Daniel quiere que conozca a su papá y si no voy él se va a enojar conmigo —dijo ella bajando la cabeza.

—¿Con Edward? —ese no es un gran sujeto que digamos.

—No se.

—Su papá se llama así.

—Yo ya me voy, adiós —dijo dándome un beso en mi mejilla.

Sophie se fue rápidamente de la biblioteca, bajo las escaleras y ya no vi hacia dónde se fue. Yo conocía perfectamente a Edward y era igual a Daniel, él le enseñó todo a Daniel y por eso es así de mujeriego, él le enseña a Daniel como seducir a una mujer y todo.



Violett

#28363 en Novela romántica
#4669 en Chick lit

En el texto hay: romace, comprada

Editado: 01.09.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar