Amor Real

Capítulo 11

Capitulo 11.

Maratón 3/4

 

Leandro suspira varias veces antes de empezar hablar, de seguro me contara como la conoció, y lo bien que lo pasan juntos, de seguro me dirá que ella no es una niñata que no puede salir de su casa, que ella no tiene miedo a quererlo.

Coral es mi prima… la chica que me estaba abrazando en la mañana- explica y yo solo estoy muy confundida- tenía algún tiempo sin verla, ella ha vuelto a la escuela, es mi prima preferida, éramos los mejores amigos, te la quería presentar pero tú no estabas por ningún lugar.

¿Eso significa que ya no me quieres hablar?- el frunce el ceño.

¿De qué hablas?

Si tu mejor amiga ha vuelto, eso significa que ya no me necesitas- Leandro acaricia mi mejilla con suavidad y deja un pequeño beso en mi mejilla, su tacto hace que mi piel se erice y millones de mariposas empiecen a revolotear en mi estomago.

Nunca te dejaría Alma, tu eres indispensable en mi vida, si Coral volvió, pero tú sigues siendo mi amiga y no tengo planeado que eso cambie- me pulso se acelera y no sé porque me lanzo a sus brazos.

Se siente tan bien abrazar a Leandro sus brazos me aprietan junto a su cuerpo y no puedo evitar cerrar los ojos y aspirar su aroma y espero nunca olvidarla.

Esto se siente muy bien- murmura para dejar un beso en mi cabeza, me separo un poco y le sonrió.

Yo debo irme- murmuro y el asiente.

¿Te veo mañana?

Si… si quieres puedes venir a casa conmigo mañana- le ofrezco y el sonríe.

Estaría encantado de hacerlo Alma.

Hasta mañana- digo separándome totalmente.

Hasta mañana.

Cuando me monto en el auto el chofer me ve con una ceja alzada pero decido ignorarlo, yo solo puedo seguir sintiendo los brazos de Leandro abrazándome, esa es la mejor sensación del mundo, muerdo mi labio incomoda, siento un cosquilleo en todo mi cuerpo y no puedo evitar sonreír, no sé, pero creo que me está empezando a gustar mi amigo.

 

Narra Leandro.

 

Observo cómo se va, aun no entiendo cómo es que tiene un chofer y estudia en esta escuela, Alma tiene tantos secretos, lo sé, noto en su manera de verme que desea decirme tantas cosas pero que nos e atreve, quizás por miedo, quizás porque la verdad no sabe que debe de contar.

¿Quién era esa?- me pregunta Coral y le sonrió.

Su novia- responde Nicolás por mi y lo fulmino.

Alma no es mi novia- Coral alza una ceja y ve sus uñas como analizando que debe de decir.

Nunca te había visto tan cariñoso con una chica, y bueno ella no es tu tipo- no evito molestarme.

Yo no tengo un tipo.

Claro que si Leandro siempre te gustan estas chicas que están arregladas que lucen mayores y atrevidas y esa niña es todo lo contrario.

No es una niña, tiene nuestra edad- estoy muy cabreado, ella solo suspira pesadamente.

Pero parece una niña, nunca se acerca a nadie, siempre está sola, estuve un año en su salón y aunque saca notas excelentes nunca participa en clases, las pocas veces que la he escuchado hablar suena muy formal, maldición Leandro si lo que quieres es jugar no lo hagas con ella, la puedes destrozar- me grita y yo me alejo de ella.

No es tu problema Coral, y yo no quiero jugar con Alma, es mi amiga, entiéndanlo, y si fuera mi novia, me encargaría todos los días de demostrarle lo bonita que es- suspiro cuando termino de hablar y me alejo de ellos para irme solo a mi casa.

Odio que se metan en mi vida y más cuando tiene que ver con Alma, yo no le hare daño y nunca permitiría que alguien le hiciera algo malo, ella es tan buena, parece un ángel, Alma es muy inocente y yo me encargare de cuidarla, se lo debo.

 

 



Rotciv Diaz

Editado: 19.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar