Élla

Capítulo 4

Tras coger el ascensor y llegar hasta el primer piso, Alicia y Susana salieron del edificio rumbo a la parada del P10 para ir a la casa del antiguo Rainol. Cuando estaban esperando la guagua en lo que conversaban muy risueñas a Susana le entró sed y vió que estaban vendiendo granizado.

¿Ali tengo sed, quieres que te compre un granizado?Le pregunta.

-Si, porque no. Espera déjame darte el dinero.

-Pero qué dinero. Recuerda que metí tu cartera en la maleta para que no andaras con ella arriba-Le refresca la memoria-Tranquila que ya me encargo yo.

Susana fue a su ritmo a comprar el granizado y Alicia se quedó esperándola en la parada. Cuando un desconocido se le acerca.

-Jelouuu baby.Where are you from?---Le pregunta.

-¿Y ahora este por qué me habla?-Se Preguntó-Lo conozco?

-Oye no te me hagas la sorda nena.You speak inglish or nou speak inglish.

Alicia siguió sin hacerle mucho caso y comenzó a mirar para su alrededor.

-No mires pa' los lados que es contigo-Le dice acercándose.

--Ok, al parecer sí es conmigo.-Se dijo.-Debo mantener la compostura soy una dama ahora, soy una dama ahora-Diciendo esto miró para ver si alguien la ayudaba pues la parada estaba llena pero nadie le hizo caso, todos tanto hombres como mujeres seguían en lo suyo.

-Que pasa morena.-Dice mientras estira la mano con la intención de tocarle la cara.

Alicia apretó los puños y se inclina hacia atrás, pero el insistente acosador da un paso al frente.Cuando ya faltaban pocos metros para que tocará su cara y recibiera un puñetazo...

-Eh tú, -Se escuchó decir-¡Déjala!

Era Susana quien se puso al lado de Alicia y tras entregarle el granizado la tomó firmemente por la cintura.

-Ella es mía.¿ Algún problema?-Lo amenaza.

-BA- Protesta el individuo-Menudo desperdicio.-Y se retira maldiciendo a los cuatro vientos.

-¿Estás bien?-Pregunta.

-Sí , gracias.

-Perdón por lo que dije. Espero no haberte incomodado.

-Tranquila desde siempre lo supe.-Le guiña el ojo- Por poco le meto un puñetazo a ese tipo.

-Y por qué no lo hiciste-Dice bajito.-Espera...¿supiste qué?

- Porque eso no es correcto para una dama.---Su pregunta quedó en el aire.

-Te recomiendo damisela...- dice con sarcasmo- ...que vallas cambiando esa mentalidad sino no vas a durar ni dos días.

Alicia no tuvo tiempo de responder porque en ese mismo instante llegó la guagua y se montaron.

-Déjeme ayudarla con la maleta-Se ofreció el asistente del chofer que cobraba el dinero.

-Muchas gracias- Decía Alicia mientras miraba a Susana.

Ya montadas intentaron caminar hasta el fondo del vehículo pues estaba muy lleno. Cuando se acomodaron ,Alicia estaba pensando sobre todo lo que le estaba pasando.De repente, Susana se da cuenta de dos manos que se estiran con la intención de tocar debajo de la falda de su amiga y enseguida va al rescate.

Toma fuerte las manos de los desconocido y las comienza a apretar.(Esto sin que Alicia u otra persona lo note). Se da cuenta de que son unos mocosos universitarios y girándose hacia ellos les dice en el oído.

-Ni lo intenten. Si los vuelvo a ver , me aseguraré de que no deban preocuparse por la paternidad en el futuro nunca más.

El chofer estaba llegando a la parada y dió un fuerte frenazo. Los chicos se bajaron con mucha rapidez, Alicia por poco se cae y sin querer se aguantó de la mochila de un joven que estaba durmiendo sentado frente a ella.El jalón hizo que el joven se despertara.

- Perdón-Se disculpó Alicia apenada

-No,no,no-dijo el chico- Perdóneme a mí, no me di cuenta de que estabas ahí.Ven siéntese.-Le ofreció el asiento.

-Muchas gracias-Le agradeció-Susy, dame la maleta para acomodarla aquí.

El viaje continuó y todo siguió normal ; cundo llegaron a su parada ambas se bajaron y comenzaron a caminar dos cuadras más hasta que se pararon.

-Bueno, yo sigo por aquí para ir a la federación. ¿Segura que no quieres que te acompañe?- Le pregunta preocupada.

-Tranquila, ya viste tú misma lo bien que me trataron sólo por ser mujer.

-Si...De nada -Murmura.

- ¿Qué dijiste?-Pregunta con desconcierto.

-Nada, nada. Yo me entiendo.

-Mira a ver no te nos vuelvas loca ahora-Se ríe. Pero se detiene al ver que su amiga aún estaba preocupada.- Quita esa cara, seré mujer pero sigo siendo Rainol lo olvidas.No me pasará nada, soy un adulto hecho y derecho y ya estoy cerca de la casa.

-Está bien, pero al mediodía estoy de regreso.-Aclaró- Ve escribiendo la carta para el dueño del local con tu firma.

-No debes recordarme eso.

-Cuidate Ra...digo Alicia. Perdón aún no me acostumbro.

- Ni yo- Le responde para aliviar el momento.

Susana se fue para el trabajo y Alicia continuó caminando de la manera que él consideraba que debía caminar una dama.(Con pasos cortos pero firmes). Para su desgracia le salió demaciado bien y hacía que los hombres se giraran como búhos a verla.

Al principio no le incómodo, ni siquiera se había dado cuenta. Pero dicen que la mirada pesa , y pues Alicia sintió que la observaban de todas las direcciones. Algunas miradas eran discretas, mientras que otras eran demaciado obvias.Inclusive, pronto comenzó a escuchar como le piropeaban.

-¡Preciosa, benditos los ojos que te ven!

-¡Si cocinas como caminas, me como hasta la raspa baby!

-¡ Qué linda estás mi amor!

¡Dios mándame lo mío para no mirar lo de los demás!

Algunos piropos eran buenos, elegante, inclusive graciosos; e hicieron reír a Alicia disimuladamente mientras caminaba.Porque siempre los escuchaba decir a la gente por la calle pero nunca a ella.Y si ellos supieran quien era de verdad.Eso sería para morirse de la risa.

Pero no todos eran así.

-Mami, ven pa' acá y coge lo tuyo.

-Que culo más rico tienes ahí morena.

-Ven pa' que goces conmigo linda.

Estos comentarios tan seguidos y de ves en cuando demasiado obscenos con gestos y todo, la comenzaron a poner nerviosa ,y empezó a sentir como que las personas que caminaban atrás de ella la seguían,s sintió que en cualquier momento uno de ellos la tocaría y esa idea la aterró, así que al final tuvo que ponerse los audífonos y su cuerpo se puso en marcha caminando más rápido a cada segundo.Casi que parecía que correría.



Richard Rodrigk

#3901 en Joven Adulto
#6226 en Otros

En el texto hay: humor, amor paternal, igualdad

Editado: 31.05.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar