Fuera de tu Alcance

Capítulo 12: Invitación

Mi suerte no podía ser mejor. ¿Enserio? Me voy a salir con un amigo y quienes están al otro lado de nosotros, ¿es mi hermana y su prometido?

Noah nota mi cambio de animo al instante y antes de que comenzara a seguir mi mirada la cambio hacia él.

—¿Pasa algo? — pregunta mirándome a los ojos

—No, pasa nada — le regalo una falsa sonrisa junto con mi contestación

— Bueno, te creo. Cuéntame, ¿qué te gusta hacer en tu tiempo libre? — comienza a preguntarme

—Bueno... me gusta mucho la fotografía como ya debes de saber — río levemente haciéndole sonreír —Me gusta dibujar también, ver películas y series y eso sería todo. ¿Qué tal a ti?

Me le quedé mirando con una pequeña sonrisa.

—Me gusta la fotografía también, escuchar música, viajar, ir a la playa y esas cosas — contesta

Nos interrumpe el mesero quien nos mira con una sonrisa amable.

—¿Están listos para ordenar? — nos pregunta

Yo asiento mientras que Noah contesta con un "si". Me decido por ordenar una lasaña y él por una pasta alfredo junto con la misma bebida que sería un refresco.

Volviendo, a nuestra conversación, de nuevo siento esa mirada. Quería no mirarlo pero era una tentación muy grande. Supongo que mi hermana noto que estaba mirando a alguien ya que en menos de un minuto estaba parada enfrente de nuestra mesa.

  —Camila, ¿que haces aquí?  — pregunta mi hermana inspeccionando a Noah con sus ojos haciéndole visiblemente incómodo

  —Pues lo mismo que tú, comer ¿o no?  — le dedique una mirada que decía "por favor, vete"

  —Pues en ese caso podemos todos comer juntos,  ¿no crees?  — alza una ceja con una sonrisa maliciosa sin dejar de mirar a Noah  —Me gustaria conocer a tu novio ya que nunca mencionaste nada de él en la casa  — ahora me mira seria

  —Escucha, lo siento pero disfruto de mi privacidad con mi amigo. Asi que si no te importa, podrias irte con tu prometido a tu mesa   — le sonreí falsamente 

  —No me tenías que tratar así, un simple no bastaba  — nos fulmina a ambos con una mirada y se va con Maximiliano en la mesa que estaban compartiendo

  —Lo siento por eso, a veces mi familia puede ser un dolor en el trasero  — me excuse un poco avergonzada 

  —Tranquila, entiendo   — me sonríe tranquilizandome  

  —Gracias por entender. Mmm, tenia algo para proponerte y no se si quisieras aceptar  — comienzo a decir con nerviosidad 

  —Te escucho   — dice con atencion

  —Mi hermana se casa este viernes en California y me preguntaba si querias ser mi cita o acompañante. Entiendo si no aceptas y más por esa mala introducción de ella y mi madre pero me ayudarias mucho con  todo esto  — interiormente estaba orando porque me dijera que si 

  — Me gustaria ir, asi que mi contestación señorita Camila seria un "si" 

Mi sonrisa no podía ser más grande y mi emoción tampoco. Originalmente no estaba muy feliz de ir a la boda, pero ahora que tenía a Noah conmigo, sabía que todo iba a estar mas que bien.

Siento mi teléfono vibrar a mi lado. No era una llamada, más era un mensaje de texto.

Maximiliano:

Ven conmigo al baño, te estoy esperando 



Liz Jor

#28030 en Novela romántica
#4612 en Chick lit

En el texto hay: amor, prohibido, pasion

Editado: 04.03.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar