La Mujer En Mi.

ENCUENTRO

_ No sé porque tuve que hacerle caso a Luis, y venir a este lugar tan lejos de la ciudad, no me gusta para nada.

 Protesta Adele, mientras avanza por un pasillo, rumbo a un pequeño restaurante, en el fondo poco iluminado. Está a punto de entrar, cuando alguien la toma por el brazo.

_ Adele, ¿eres Adele, la ex prometida de Christian Thomson?

Al girarse, se encuentra con una mujer teñida de rubio y llena de prendas. Le parece de muy mal gusto. También, cree haberla visto en alguna parte.

_ Si soy Adele, la prometida de Christian. ¿Usted quién es? ¿Me conoce?

_ Yo soy Eva, la madre de Isabella, la que te quitó el novio. Estoy aquí, para ayudar a que lo recuperes.

 Se asombra de lo que escucha. No puede entender, que una madre trabaje en contra de su propia hija. Tiene un hermoso recuerdo, del tiempo que vivió con la suya, hasta que su padre la alejó de ella. Sabe, que ella luchó por recuperarla, hasta el último día de su vida. Por eso, no puede entender a esta mujer. La mira una y otra vez, hasta que escucha la voz de Luis a sus espaldas.

_ ¿Ya se conocieron? Entonces, vamos a sentarnos en la mesa que tengo reservada.

 Avanzan dentro del local, hasta llegar a una mesa en el fondo, muy poco iluminada. Adele mira a Luis y a Eva recelosa. No quiere, meterse en grandes problemas. Una cosa es asustarlo, y otra cosa, es meterse en un complot, piensa.

_ Adele, ella es la madre de Isabella. Quiere vengarse de Christian y Bella, por que la humillaron. También, Christian la amenazó.

_ Debería, tomarse las amenazas de Christian en serio señora, él no amenaza a nadie, pero cuando lo hace, es muy en serio. Puedo asegurarle eso. – le dice, mirándola a los ojos. No le gusta esta mujer.

_ ¡Ese niñito, no me va controlar mi vida!¡Me las van a pagar! ¡Haré, que tengan que rogarme! ¡Ya lo verás querida! – responde Eva con odio.

_ No te preocupes Adele. Ellos, no tienen ni idea que nos conocemos.

_ Acaba de decirme tú nuevo plan, para ver si me interesa. ¡Quiero irme de este lugar, de mala muerte Luis!

_ Pues es muy simple Adele, como te dije la otra vez, yo estoy seguro, que esos chiquillos no son de Christian.

_ ¿Porqué estás tan seguro Luis? ¿Te acostaste con Bela?

_ ¡No, no lo hizo! ¡Por llevarse la perra de Vivian, a la luna de miel el muy estúpido! Todo, lo teníamos bien planeado su padre y yo. Se casaría con Bela por tres años, y nos apoderaríamos de la fortuna del viejo Sardino. ¡Pero todo lo echó a perder!

_ ¿Quiere decir, que usted vendió a su hija? – pregunta Adele, cada vez le gusta menos esta mujer.

_ ¡Esa buena para nada, debía servirme para algo, después que arruinó mi vida! – contesta Eva, con una mueca.

_ Debemos concentrarnos en el nuevo plan, ya eso pasó. ¡Era un estúpido chiquillo cuando eso!

_ Quiero dejar claro algo. ¡Yo no voy a participar, en nada que ponga la vida de alguien en peligro, y mucho menos de esos niños! – dice Adele.

  Ella quiere recuperar a Christian, no ir a la cárcel, piensa. Porque, de una cosa ella está clara. Que los Sardino y los Thomson, son unas familias demasiado poderosas, para ir contra ellos. Y este par de estúpidos, no le parece que son los más idóneos para aliarse.

_ ¿Quieres recuperar a tu novio o no? – le grita Eva.

_ ¡Señora, mídase como me habla a mi! ¡No se equivoque, yo no soy la estúpida de su hija! - dice poniéndose de pie.

_ Señoras, vamos a calmarnos. Todos queremos lo mismo. Vengarnos de ellos, y apoderarnos de la fortuna de los Sardino.

Trata de ser reconciliador Luis. Le está pareciendo, que va tener que tratar con ellas por separado. Está claro, que no se caen bien. Ambas, al escucharlo se sientan.

_ Mi plan es simple Adele. No conlleva matar a nadie.

_ Explícate por favor.

_ Primero, había pensado que Eva, que es la abuela de los chicos, se hiciera de sus cabellos.

_ ¡No puedo! Le dije a mi marido, que estaba en un crucero por un año. Me cree, en estos momento en Grecia.

_ Entonces, nos queda la segunda opción, pero tendrán que ayudarme con dinero.

 _ ¿Cuál opción?

_ Pues, como saben tengo un hijo prácticamente de la edad de los de Bela.

_ ¿Qué hay con eso?

_ Me enteré, que los van a poner en una escuela privada. Puedo poner al mío, junto a ellos también. Y así, ir cogiendo confianza con ellos, hasta lograr que confíen en mi. Así podré, cogerles el cabello, o cualquier otra cosa, para hacer la prueba de ADN. Se la daremos a la prensa, para que lo publiquen. Cuando Christian vea, que de verdad no son de él. La culpará de haberlo engañado, y se divorciaran. ¿Qué creen?

_ Me parece un buen plan. ¿Para qué quieres el dinero?

_ Para, pagar la matrícula de mi hijo. Es una escuela, muy prestigiosa y cara. No todos pueden darse el lujo de pagarla. Además, que tendré que sobornar a alguien, para que los pongan juntos. Pues el mío, es un poco mayor.



Bris

#60 en Joven Adulto

En el texto hay: mujer, amor, maltrato

Editado: 24.11.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar