La toxicidad del aire

#Relatos

  El viento perenne, resoplaba inquieto al silencio de lo abatido, llamando la atención con sus sonidos que se entrelazaban con lo material del lugar, con los agujeros, con las maderas y todo lo miserablemente restante, desolado y despojado de vida, ahí seguían luchando una familia, entre los escombros de lo que alguna vez fue llamado hogar, de débiles telas sus puertas y de rotas chapas su techo, de escombros apilados sus paredes, y el fuego que los calentaba provenía de la imaginación, ahí como perros en el frío, se apilaban unos con otros, y un pequeño cochecito de juguete esperaba afuera para jugar; "dónde estará mi niño", se habrá preguntado, pero él era uno de los que estaba ahí resguardado, con su madre, padre y hermanos, mientras las cenizas tóxicas caían de apoco, prometiendo penetrar en el cuerpo más fuerte que haya, y no dejar en paz a nadie hasta que la misma muerte venga en pos de ellos, en forma de esa inmunda enfermdad, <<cáncer>> llamada.

  Nadie quedaba ahí, porque  las hojas cayeron, los árboles quedaron desbaratados, y las demás personas corrieron, pero por la ignorancia que algunos hombres cargan, ellos se quedaron, sin saber que esas cenizas que aspiraban, eran como diez cajetillas de cigarros, y aunque fueron advertidos de ese peligro, con un "no tenemos a donde ir" se excusaron, entonces, ¿Por qué nos resguardamos? Es lo que se preguntaba el niño, "¿Escuchas eso hijo mío?, esos ruidos del cielo", le contestó su padre, "ellos traen la lluvia pesada, que puede matarnos al tacto, caen y no dudan en estallar, arrasando todo a su paso, y por nosotros no dudaría en quemarnos si estamos en su camino, acá debajo de este techito no nos protegemos de nada, pero mejor esperar así que la lluvia pesada pase, y si la bomba nos cae juntos, hasta en la otra vida iremos abrazados"



Leonard

#11822 en Otros
#3985 en Relatos cortos

En el texto hay: un relato corto

Editado: 05.09.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar