Los Colores De Tu Destino

Cap 11: "La justicia de la diosa"

Lunes por la mañana el día favorito que merece premios al ser el mas odiado de la semana recordandole a todos nuestras responsabilidades y deberes que debemos acudir a realizar por toda la semana....

A fin de cuentas no era que me agradaba pero tampoco me desagradaba tanto a tal magnitud como para lanzar maldiciones todo el día y poner cara de espanto al llegar a clases...... Aparte lo peor no era eso si no que nos tocaba con la horrenda profesora Patricia esa mujer era una bruja con solo ver la te darás cuenta que es maldad pura al mandar los exámenes.

Hoy era un día muy en particular el imbecil falto a clases y se preguntaran...... ¿Cómo es que te diste cuenta Iris?... Pues simple cada vez que entro por la maldita puerta del aula él grita mi nombre cómo un desquiciado, y algunas veces me hacia "pequeñas sorpresas".... Cosas que no voy a mencionar el día de hoy para no arruinar por completo el lunes.

-¡Iris preciosa! ¿Cómo amaneciste hoy?-Entra eufórica Melisa sentandonse al lado mío y arreglando sus cosas en el asiento.

-Bien Melisa ¿Y tú?. -Pregunté con una sonrisa amable mientras observaba a mi enérgica amiga.

- ¿Averiguaste algo de lo que te dije?-Preguntó Melisa adquiriendo un rostro serio y preocupado. Solo con eso mi sonrisa se esfumó para cambiarla por seriedad.

Era increíble que de un momento a otro su estado de ánimo cambio radicalmente para seguir insistiendo en la conversación que dejamos en la madrugada sobre Sumer.

-No Melisa ya sabes que te dije respecto a esto.. - Le dije susurrando a Melisa del asunto de Sumer.

-¡Lo sé! Pero nada esta bien y no ayudamos en nada en ocultar su paradero Iris. - Esta vez no hiba a dejarme quieta hasta que accediera en hacer lo que ella quería. ("Que según ella era lo correcto") Pensé.

-Sabes que no podemos interf.. - En ese mismo momento llegó la profesora Patricia resonando todas sus pisadas por el aula y callando a todos los que estabamos hablando antes de que ella llegara.

Antes de que la profesora se instalara en su escritorio por completo escuche unos leves susurros de un chico que si no fuera por él probablemente no estuviera en este aprieto..

-Pensé que la vieja no vendría hoy-Susurro aquel chico con cabellera negra chocolatada portando una chaqueta perteneciente a un equipo.

-¿Que hacemos con la vieja Max?- Preguntó otro chico que su rostro y voz eran desconocido para mí, ya que se encontraba posicionado atrás mío.

-¿Que tal si la hacemos tener un estreñimiento?. -Susurro Max haciendo que mis ojos saltaran de la sorpresa a sus palabras........ Si ellos hacían eso podriamos todos resultar en dirección y meternos en un gran problema por estreñir a nuestra profesora de Matemáticas.

Seguí escuchando en silencio mientras me alteraba más y observaba disimuladamente hacia mis lados. La profesora se encontraba ocupada revisando su libro para impartir sus famosas clases de matemática. Sé que era el demonio pero aún así no podía permitir que nos jodieran la materia a todos solo porque querían librarse de ella por hoy.... Ooo buenoo por unos días tal vez...

-No te preocupes tengo el medicamento ya listo. - Susurro aquel chico que no alcanzaba ver.

-Sí podemos hacer que ella beba su café si la... - No alcanzó a terminar lo que hiba a decir cuándo yo me pare de golpe atrayendo la atención de la clase entera.

-¿Hacer que?. - Pregunté yo girando mi cabeza cómo un una exorcista y viendo fijamente al chico que había identificado cómo Max.

-¡¡Señorita Iris como se atreve a interrumpir mi clase!!. -Grito la profesora Patricia ganandose toda las miradas del aula.

-¡Profesora Patricia él la quería hacer a usted!... - No logré terminar lo que dije cuándo la estúpida vieja me interrumpio de nuevo.

-¡NADA! ¡TÚ Y MAXIMILIANO! ¡Se irán a dirección a recibir su castigo!. -Nos grito la vieja amargada mal agradecida si no fuera por mí pasara todo el día cagando.

Max me miro mal y no nos quedó más que salir de clases e ir a dirección.

De salida caminando en los pasillos Melisa me envió un mensaje, por suerte la vieja no la cacho.

Mensaje: -¿Iris porque hiciste eso? Ahora toda la clase te toma por loca y estan mandando mensajes en el grupo diciendo que tú estabas incluida en eso.-Me hirvio la sangre de golpe yo no era culpable de nada... Si tan solo no hubiera salvado a la vieja no tendría que pasar por esto.

Respuesta: - Me imaginé, es normal que no sepa que dicen los chismosos de nuestra clase.

*******

Me salí del grupo el año pasado debido a todas las asquerosidades que llegaban a mi celular. Es irónico abrir tu galería y encontrarte porno en vez de selfies tuyas...

-No sabía que eras tan chismosa. -Hablo por fin rompiendo el silencio de camino a dirección.

Justo en ese momento recordé haberlo visto y por supuesto que lo recordaría si tuvieras una amiga que estaba flechada por su crush hablando día y noche contigo; y ese afortunado era..... Maximiliano Ferrara integrante del equipo de fútbol.

-Y tú tan rastrero. - Respondí cortante fulminandolo con la mirada

-¿Acaso no te enseñaron a meterte en conversaciones ajenas?. - Me respondió con una sonrisa de lado ya al frente de la dirección. Estábamos listos para entrar pero preferimos terminar nuestra conversación antes de que nos pusieran un castigo.

-¿Y a ti a no estreñir a tu profesora?. - Le volví a respondir ya obstinada para avanzar a agarrar la manilla para terminar con esto de una buena vez.

-Uuhhhmmnn tal vez, pero te doy un consejo preciosa a lo largo de tu vida te conseguiras a gente que no estan paciente como yo. Y esa justicia que tienes te puede costar muy caro. - Me detuve de inmediato soltando la manilla para responderle molesta por la amenaza que acababa de escuchar.

-¡¿Me estas amenazando?!. -Le pregunté con el ceño fruncido y cruzandome de brazos. Si algo me había enseñado mi papá muy bien es no dejarme intimidar por nadie incluso si esté es el presidente de Estados Unidos o la Reina Elizabeth de Inglaterra.



Violet13Queen

Editado: 17.09.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar