Love I. ♡ True Love; j.hs

22

Eran mediados del mes de enero, y había disfrutado tanto; los exámenes estaban lejos de venir además de que casi siempre, por las tardes, salía sin faltar hacia aquel jardín que me había regalado HoSeok.

Era vergonzoso que él me haya comprado algo así, ni yo me imaginaba obtener algo como eso. Me contó que aquel jardín era de una pareja de viejitos, que habían decidido vender aquel lugar porque se iban a mudar de ahí. Aquellos durazneros habían sido plantado por aquellas personas, y le dejaron al cuidado de HoSeok. Aunque yo también me incluía.

Les regaba a las plantas que había allí. Y a cambio, me refugiaba en las sombras de su follaje junto con HoSeok, mientras comíamos dulces y chucherías.

Claro, después de que me haya regalado aquel jardín. Decidí comprarle también algo a él. Una chompa para el frío. Era de un color verde oscuro... ¡Su color favorito! Y él adoraba tanto usarla, aunque no hacía frío, él se la ponía. Y me enternecía eso.

Y con respecto a lo de Yura... Ya no se interponía ella ni me molestaba, HoSeok siempre estaba ahí a lado mío y eso era suficiente. 

Pero últimamente a ella siempre le veía irritaba. O porque no le había hecho caso sobre de separarme de HoSeok o por que tal vez siempre se levantaba con el pie izquierdo. Quien sabe. Pero me intimidaba su mirada, tan penetrante y sin ninguna expresión de alegría.

...

—¡HoSeok! ¡Comamos hoy juntos! —le anuncié con alegría. Habíamos terminado las clases de aquel día, y deberes no habían mandado. Estaba tan feliz.

—¿Otra vez? —preguntó burlón. Y yo solo le quedé mirando—. ¡Obvio! Vayámonos rápido.

Este chico siempre con su sarcasmo. No me producía gracia.

Salimos de allí con las manos entrelazadas, algunos murmuraban siempre que éramos algo más... Pero verdaderamente el solo era mi mejor amigo, no era más que eso. Solo que así demostraba que lo quería... ¡Era verdad! Y lo peor, nadie me creía lo que decía.

—¡HoSeok! —llamé su atención jalando de su chompa, puesto que seguía caminando rápido—. Necesito dejar mis útiles en el casillero. ¿Me esperarías? —le pregunté con un puchero.

—Young mi, tengo hambre... ¿Por qué siempre reclamas por dejar en tu casillero los libros? —contestó entre divertido y con un leve puchero, daba risa verlo así.

—Ya sabes eso HoSeok, mi mochila siempre pesa mucho. Y me voy a agotar si no dejo mis cuadernos.

—Uhm... —hacía el que vacilaba entre si decir si o no, pero ya sabía su respuesta—. Esta bien, ve rápido. No tardes ¿sí?

—¡Sí! Ya vengo.

Y corrí lo que más pude hacia el sector del pasillo, en donde se situaba mi casillero.

Cuando había llegado a mi destino, sentí una atmósfera... asfixiante... Muchos me rodeaban, y me parecía tan raro eso... Si a nadie le alegraba estar cerca de mí, pero ahora todos hacían lo contrario. Sus miradas estaban atentas a lo que yo hiciera, y murmuraban cosas imperceptibles... cosas que no escuchaba por más que me esforzara.

Fruncí mi ceño, pero luego de un rato respiré profundamente... Y... otra vez esa presión en el pecho, algo malo iba a pasar.

Abrí mi casillero, después de haber puesto la clave, y... de verdad no creía que esto pasaría. No esperaba encontrarme con tal cosa... Mis ojos estaban al bordo del llanto, y lágrimas estaban próximas a derramarse. Y mi corazón se sentía tan oprimido y triste...

Parecía que esto nunca iba a terminar.

...

 



KFarre

#315 en Fanfic
#2786 en Novela romántica

En el texto hay: amor, truelove, lovestory

Editado: 26.01.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar