Metalord Revolution

CAPITULO 104 RECUERDOS FRAGMENTADOS

 

 

PERSPECTIVA: Rozuel Drayt

 

Subimos al segundo piso del gremio, llegando al amplio mostrador atendido por un sujeto de pie con un casco en la cabeza que cubría su rostro, había un cartel bajo el mismo mostrador que ponía “deposito”, siendo este el lugar en donde los aventureros guardan sus bienes materiales y monetarios con un límite acorde a su rango, me acerque al sujeto y pedí retirar cierto artículo que deje hace 5 años atrás.

 

—Quisiera retirar la sortija con el trozo de Arkania que deje hace tiempo.

 

Pidió ver mi “identificación como aventurero” con el cual le acerque mi brazo derecho para que confirmase mi identidad como aventurero con la marca que llevaba en el antebrazo, finalmente se me es entregado la sortija con una pequeña piedra preciosa color purpura incrustada, la Arkania.

 

—Ten esto a mano y póntelo Riha, no te lo quites bajo ninguna circunstancia –Le entregue la  sortija tras pedirle que se lo colocase.

 

—Oh, ¿no es esto acaso una de esas tradiciones humanas de compromiso? –Comento con picardía.

 

—Muy gracioso, pero hablando en serio, ¿conoces lo que es la Arkania?.

 

—Sí, un mineral mágico que amplifica el poder de la magia, escuche que un solo trozo es muy caro, ¿por qué me lo entregas?, podrías sacar una buena suma con ella si lo vendieras.

 

—No tengo problemas de dinero aun y con este trabajo haremos bastante –Conteste —Además, esto aumentara nuestras chance de sobrevivir en la zona prohibida, que es lo más importante, como soy un no mago, este objeto me es inútil, pero en tu caso puedes usar la magia a voluntad y puedes sacarle provecho a este ítem en los momentos críticos.

 

— ¿Allum no es una criatura mágica?, por naturaleza puede usar magia –Resalta Riha ese punto.

 

—El amo ya me ofreció la posibilidad de usarlo cuando veníamos para aquí, pero no me agrada la idea de llevar cosas en mis dedos, es molesto –Aclaro Allum su razón de no portarlo.

 

—Eso nos deja a ti como la candidata por elección.

 

Riha sin insistirlo más, se coloca la sortija en el dedo índice de su mano derecha.

 

—De todos los dedos de la mano, ¿por qué ese particularmente? –Le pregunte

 

—Jejeje, porque me siento cómoda llevándola en ese.

 

Con esto he retirado uno de los dos objetos de mi propiedad que guardaba en mi depósito, siendo la sortija con la Arkania el primer ítem, el segundo era la tabla Ouija, aquel que obtuve cuando conocí a esa entidad de posible naturaleza demoniaca, Zozo.

 

— ¿Me pregunto que estará haciendo? –Consulte aquella duda en mis pensamientos.

 

Han pasado 5 años desde que lo vi, podría estar en cualquier parte, dado a que esa tabla que sin duda proviene de mi mundo natal y aun desconozco el cómo termino en Avalia, es peligroso dejarlo allí afuera, si fue capaz de traer a este plano a Zozo, quien sabe que otras peligrosas criaturas podría convocar este objeto que originalmente es un juguete.

 

__________________________________________________________________

 

Lo siguiente en la lista fueron los suministros, aprovisionarnos con comida, agua y una tienda de campaña, ya que iremos a la zona prohibida estaremos allí por días y nos llevara a montar un campamento en las noches junto a otros aventureros, dado a que cada aventurero se vale de sus provisiones, Riha y yo nos hicimos con una tienda que como máximo cabria dos personas adentro, por fortuna Allum podría entrar estando en su forma de slime.

 

Las provisiones alimenticias las llevamos en morrales (cada uno cargaba el suyo en la espalda), nos habíamos aprovisionado con comida ligera desde fruta hasta carne seca y botellas negras con agua.

 

Cerca del gremio de aventureros, había una tienda que solo vendía productos para los aventureros, variando entre armas o armaduras tanto básicas como mágicas, dependiendo de tu rango en cuestión, se te ofrecía los productos más peculiares y llamativos, aunque claro también los más caros, fue aquí donde compramos la tienda de campaña, pues estaba hecho a la medida para ser usado por aventureros en cuestión.

 

A la tienda junto a los morrales con alimento, lo guardamos en la pequeña caja cuadrada metálica que tenía sobre mi cinturón de cuero, ¿cómo era posible?, dicho ítem con el aspecto de un cubo metálico, tenía una naturaleza mágica especializada en ser un “baúl portátil” con la ventaja de pesar como una pluma, en decir, almacenar objetos en su interior dentro de un espacio dimensional personal, un artefacto mágico que emplea una rara magia de espacio y tiempo, mucha complejidad para explicar.

 

Por supuesto, dicho ítem tiene un número limitado de objetos que puede llevar adentro y las cosas que se pueden meter como máximo no deben pasar del tamaño de una persona de mi altura, además de que solo puede introducirse objetos inanimados, el secreto para que esta pequeña cosa almacene grandes ítems es que cuando se lo abre y se le acerca algo que se desee guardar, este se encogerá y será absorbido por la caja.



Sylar

#1413 en Fantasía
#1749 en Otros
#149 en Aventura

En el texto hay: reencarnaciones, armas de fuego, magia y aventura

Editado: 05.05.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar