Mi Desconocido Esposo

DURMIENDO JUNTOS

_ ¡Papá, que alegría me da verte! ¿Cuándo llegaste?

_ Acabo de llegar Eve, cuando Gabriel me llamó.

_ ¿Qué tengo papá?

_ Nada serio hija, lo que comiste estaba malo. Pero, ya te hicieron un lavado de estómago. Ahora ya podemos irnos. Por cierto, estás preciosa con ese vestido.

_ Hay papá, no digas eso solo porque soy tu hija. Está bien, vamos. Estoy loca por quitármelo.

_ Eve, yo te compré una ropa más cómoda. – dice Gabriel, con una bolsa en su mano.

_ Que bien Gaby, ven dámela. Me cambiaré en el baño.

Toma la bolsa y se introduce en el baño. Se cambia de ropa, y sale para encontrarse con su papá, que conversa amigablemente con Gabriel, que la mira sonriente.

_ Sabía, que te verías linda con ese juego de saya. Vamos Eve – dice tomándola de la mano. Ella lo deja, al estar su padre delante.

_ Gabriel, vayan en su auto, yo voy a hablar algo con mis colegas, nos vemos en la casa más tarde. Eve, no hagas locuras.

_ Si papá.

Se montan en el auto, se dirigen a la casa en silencio. Gabriel, la acompaña hasta su habitación.

_ Gabriel, ahora que mi papá llegó, pasa todas tus cosas para aquí.

_ ¿Para aquí Evelin?

_ Si no lo haces sospechará, tenemos que dormir juntos.

(Tiene razón el señor Rossi, piensa Gabriel.  No me gusta engañar a Eve, pero me gusta la estrategia de mi suegro.)

_ Está bien, ya las traigo. Menos mal, que no las saqué de la maleta. Ahora vengo.

Se va y regresa al poco rato, con todas sus pertenencias. Evelin, le indica donde colocarlas.

_ Eve, hay algo de lo que tenemos que hablar.

_ Si dime, todavía me siento algo mareada.

_ Eve, en los análisis que te hicieron, salieron tus hormonas alteradas.

_ Mis hormonas alteradas, ¿qué significa eso?

_ Pues dice el doctor, que existe una gran posibilidad de que estés embarazada, y se lo dijo a tu papá. Pero todavía no es seguro.

_ ¡¿Qué?! ¿Cómo dejaste que lo hiciera? - (¿se volvió loco o qué?)

_ El doctor que te atendió, es amigo de tu papá, no pude hacer nada. Tu papá, fue el que me lo dijo. – (ahora no puedo decirle que fui yo, se dice Gaby)

_ ¡Oh dios! ¿Qué voy hacer ahora? ¡Mi papá, va a armar todo un revuelo, de seguro ya les ha dicho a todos que va ser abuelo, y hasta una fiesta debe estar planeando!

_ ¡No exageres Eve! – (Jajajaja, conoce bien a su papá, fue lo primero que se le ocurrió, mejor no se lo digo)

_ ¡No exagero, mi papá es así! ¿Qué vamos hacer si estoy embarazada Gaby? Yo sé que no fue tu culpa, me acordé de todo, yo fui la que te violé prácticamente. ¡Oh dios!¡Oh dios!

_ Cálmate Evelin, estamos casados, seguiremos así. – (No te dejaré nunca Eve)

_ ¿Me estas diciendo, que vamos a estar casados por real? (¿De veras querrá seguir casado conmigo? Aunque sea así de fea)

_ A mi me gusta, ¿a ti no? Pero, si no quieres podemos ser amigos. Hasta ver, que pasa. No te voy a dejar sola en esto. Yo fui, el que te metí en este lío. – (Nunca te voy a dejar Eve, pero tendré paciencia, hasta que haga que te enamores de mi, se dice Gabriel)

_ Gabriel, ¿cómo se nos ha enredado todo de esta manera?

_ No lo sé. Todo fue mi culpa, por no saber que daban drogas a los recién casados en los hoteles. - (Pero me alegro que lo hicieran Eve, si no llega a ser por eso, hoy no estuviera a tu lado así)

_ Yo tampoco lo sabía, primera vez que lo oigo. (¡Desgraciados, mira en lo que me metieron por darnos drogas, puede que esté embarazada!)

_ Evelin, somos amigos, vamos ayudarnos los dos ¿si? Por el momento, tu papá no debe saber que lo estamos engañando ¿si Eve? - (El plan de mi suegro es perfecto)

_ Es verdad, se sentiría muy traicionado por mi, si se entera que todo es una mentira. Y que, además, yo fui la que te violó, no tú a mi. (No sé como le voy a mirar la cara a papá cuando le cuente todo, ay Evelin, eres la peor de todas las hijas)

_ No me violaste Eve, no lo digas más así, se oye feo. (Fue lo mejor, que me ha pasado en mi vida Eve)

_ Jajajaja lo sé, pero es que no me puedo quitar la imagen de mi, subiéndome arriba de ti, como una loca desquiciada y haciendo todo lo que te hice, y tu cara de asombro primero, y después de susto. (Si fue una total locura, pero ahora recuerdo lo que me hiciste sentir Gaby ¿Volveré a sentirlo alguna vez? Evelin cordura, no te ilusiones, que este hombre tan hermoso, al final te dejará también)

_ ¡Tampoco exageres Eve, que me gustó mucho que lo hicieras, sentí muchas cosas! (Me volviste loco Eve, cuando te vi arriba de mi me enloquecí. Piensa Gabriel mirándola con deseos, con la imagen de ella desnuda en su mente)

_ Si, pero tu polla te estuvo doliendo una semana Jajajaja (Claro que tenía que dolerle al pobre Evelin, si no lo dejaste descansar en toda una tarde. De veras, lo violaste Evelin)



Bris

Editado: 15.01.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar