Prostitute

Capítulo 19

Demian Black:

 

Al día siguiente que desperté, abrí los ojos con un gran dolor de espalda y de cabeza, tal vez era porque me tomé una botella completa de tequila y dormí en el sillón. Me sentía muy mal y más al recordar lo que le dije a Mis ayer. No era mi intención decirle que era sólo una prostituta, pero mi ego me cegó por completo haciendome perder el control de la situación.

Quería tener una familia, mis padres hace años que no se de ellos o de mis hermanos, me cansé de estar sólo. Así que decidí ir por una mujer para malcriarla con regalos y que me diera un hijo y nunca más sentirme sólo, pero me enamoré de Mia, pero cuando me dijo que no quería un hijo conmigo algo en mi se rompió.

Tenía mucha fe iba a funcionar ya que al principio no pensé que iba a seguir adelante por la diferencia de edades, pero lo hicimos posible y ahora por mi culpa no estamos bien.

De pronto sentí algo de frío en mi cuerpo, volteé a ver detrás mío y me encontré con la puerta abierta. ¿Alguien entró? En ese momento salí corriendo a la habitación de Mía.

Espero que no haya hecho lo que pienso porque me voy a morir si me ha dejado.

Cuando llegué a la habitación de Mía me tiré al piso para llorar sabiendo que ella ni estaba ahí, se había ido por todo lo malo que le dije. ¿Por qué fui tan cruel?

No se donde podía estar pero no se iría sin su hermano, eso estoy muy seguro. Así que llamé al teléfono de la recámara en donde se encontraba el hermano de Mía para ver si él sabía algo de ella. No podía dejar que se fuera de mi vida.

—Buenos días, hospital Live —contestó la recepcionista.

—Buenos días, disculpe soy el señor Black, quisiera hablar con Paul Swan —pedí.

—Lo siento señor Black, pero el señor Swan ha sido trasladado a otro hospital particular —dijo la chica.

—¡¿Qué?! —exclamé—. ¿A dónde se fue? Y ¿Quién lo sacó?

—Lo siento señor esa es información privada, el cliente lo pidió.

—Gracias.

Colgué el celular rápidamente.

Mia sacó a su hermano del hospital ¿Lo habrá hecho sola? Y si no lo hizo ¿Quien la ayudó? No puedo creer que haya hecho esto, su hermano puede morir y hace que corra peligro.

Sólo tengo una persona en mente quien pudo ayudar a Mia a escapar de mi y ayudarla a cambiar a su hermano de hospital. Alguien de dinero y que este dispuesto a desperdiciar su dinero en ella.

Harry Miles.

Y se en donde puedo encontrarlo.

Salí rápidamente del cuarto de Mia para poder ir a mi auto e ir a la casa de Harry, esto no se va a quedar así.

Pero para mi sorpresa fue que al salir de mi gran mansión me encontré con un sobre de DLH en la acera de la puerta. Me agaché para tomar correspondencia que tenía, no recibía cartas de nadie ya que todo lo hago por e-mail no sé de qué se trate.

Al tomarlo y abrirlo me di cuenta que era un cheque, pero no cualquier cheque, sino contenía $1.500.000 millones de dólares.

(...)

Estacioné mi auto enfrente de la casa de Miles, me debía una explicación de en donde está Mia y que fue lo que pasó con su hermano.

Además no quiero un cheque solo porque Mia quiere estar con Harry. Yo la amo y sé que estuve mal en decirle esas cosas pero en serio quería tener descendencia. Si vuelve conmigo no me importara tener hijos, ya que sé que si pierdo a la pelinegra no tiene sentido mi vida.

Bajé del auto y me decidí a tocar el timbre de la reja elegante que estaba primero en la mansión de Miles.

Una mujer de cabello rojizo se acercó para abrirme la puerta. Pero se detuvo antes de hacerlo.

—¿Quién es usted? —preguntó la chica.

—Me llamo August Black —mentí—. Tengo que ver al señor Harry, para una conferencia.

—Puede pasar —dijo con una sonrisa.

Caminé hasta pasar la reja y así entrar al gran patio que tenía Miles, mi mansión no era tan grande como esta, ya que entré más grande más sólo me siento, por eso busqué a una mujer, par a formar una familia.

—Disculpe señorita ¿Aquí se hospeda una chica llamada Mía Swan? —pregunté indistintamente.



Violett

#4231 en Novela romántica
#1005 en Chick lit

En el texto hay: romace, comprada

Editado: 08.09.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar