Super Vida

Episodio 3

Elena estaba acostumbrada a levantarse temprano por el trabajo, así que aunque ya no iba volver al trabajo, se despertó temprano para preparar café. Ella estaba tomando una taza cuando la música que escuchaba en la radio la interrumpieron por un boletín de noticias.

 

─Boletín de último minuto, el centro de fenómenos naturales, acaba de emitir una alerta de Tsunami en la costa de la capital, los organismos de socorro están evacuando a los personas que viven en esa área. El Tsunami tocara tierra en una hora. Los mantendremos informados.

─Por Dios, ¡Otto! ─Elena fue corriendo a despertar a Octavio.

 

─ ¿Qué pasa?

─Abra un Tsunami, debes ir a ayudar.

─ ¿Tsunami? ¿Dónde? 

─En la costa de la ciudad, ya empezaron las evacuaciones.

─ ¿En cuánto tiempo?

─Una hora.

─...Esta bien, iré.

 

Octavio estaba preparado para irse y dejar a Elena sola.

 

─Ya, llame a Natalia, no tarda en venir. 

─Estaré bien amor, no te preocupes tanto.

 

En ese momento Octavio vio como una pequeña botella entro rodando a la cocina.

 

─ ¿Qué es eso?

─ ¿Que es qué?

 

Mirando atentamente el objeto, Octavio se percató que algo o alguien habían arrojado el objeto.

 

─ ¡Cuidado!

 

El objeto era una bomba de humo, lleno por completo la cocina, no se podía ver nada.

 

─Otto, tengo miedo, hay alguien en nuestra casa.

─Lo sé, quédate detrás de mí.

 

Octavio no podía ver nada, protegiendo a Elena con su espalda, fue caminando atravez de la cortina de humo para salir de la cocina, fue ahí cuando una luz intercepto en el ojo derecho de Octavio, era un láser de una arma. Habían personas con armas en su casa dispuestos a matarlo a él y a Elena.

 

─ ¡Elena al suelo! 

 

Un fuerte impacto de bala destrozo uno de los cristales de la cocina. Octavio desde el suelo abrió una ventana hasta la habitación, rodó con Elena, en la habitación cuando se estaban poniendo de pie, una bala dio en una pierna a Elena.

 

─ ¡Ahhh, mi pierna!

 

Octavio miro a Elena y no se dio cuenta quien disparo, un mercenario en la habitación lo había estado esperando. El individuo aprovecho cuando Octavio estaba revisando a Elena para dispararle 10 veces en la espalda, Octavio se levando furioso, se giró y le dijo:

 

─Estás muerto.

 

Él se fue sobre el mercenario fuertemente armado y lucho con él a los puños, el sujeto sabía que las balas ya no le harían nada, sin embargo lo golpeo con su arma larga para luego luchar mano a mano, Octavio era fuerte pero no sabía nada de tácticas de combate militar, el mercenario derribo fácilmente a Octavio, dándole unos cuantos puños a la cara rápidamente, 3 patadas en su abdomen, luego lo agarro fuertemente por la cintura y lo arrojo de manera brutal y salvaje contra el armario destruyéndolo por completo. El tipo era más grande que Octavio en tamaño y músculos, parecía un luchador.

 

─Así que eres el salvador, no me impresionas, no eres tan fuerte, tal vez puedas resistir balas pero no la paliza que acabo de darte.

─ ¡Otto, levántate! ─gritaba Elena con una mano en su pierna.

 

Octavio intentaba levantarse, pero no pudo, el tipo lo arrojo como si fuera de papel.

 

─ ¿Qué es lo que quieren de nosotros?

─De tú marido nada, no es personal, pero no pagaron para matarte, así de simple preciosa.

 

El tipo saco un cuchillo de su bota, se colocó detrás de Elena, la agarro fuertemente por el cabello, para cortarle el cuello. 

 

─Por favor no. ─suplicaba Elena.

─Descuida, lo are rápido, ¡Pero! 

 

Octavio apareció en la espalda del tipo estrangulándolo sin mucho excito.

 

─ ¿Es enserio?

 

El mercenario soltó a Elena y de pie comenzó a golpear a Octavio con sus codos en las costillas, por los fuertes golpes Octavio no tenía casi fuerza para seguir estrangulándolo. El mercenario rápidamente retrocedió muy rápido chocando con la puerta del baño y cayendo ambos dentro de espaldas.

 

─ ¿No te cansas? ─le pregunto a Octavio quien aún estaba tirado en el suelo del baño adolorido. ─ ¿Si corto tu garganta con mi cuchillo, aun vivirás? Voy a descubrirlo.

 

Levanto a Octavio y lo arrojo hacia el espejo del lavamanos, haciendo sangrar a Octavio al instante, la sangre en la cara de Octavio no lo dejaba ver bien, aun así se levantó y corrió hacia el empujándolo, llevándolo al portal que abrió en su espalda dejándolo caer de una gran altura y matándolo al instante.

 

Los mercenarios sabían a quien se estaban enfrentando, es por eso que estaban atacando uno a la vez. En cuanto Octavio se deshizo de uno de ellos, otro entro a la habitación disparando, llenando toda la habitación de balas y destrozando todo, Octavio desde el baño se lanzó sobre Elena para protegerla de los disparos, recibiendo algunos que no le hicieron daño, el abrió un portal debajo de ellos, apareciendo en la sala sobre el sofá.



Takaki5

Editado: 28.02.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar