Todo o Nada

Cap 6

Ahora no solo vamos a la misma escuela si no también a la misma clase, no puedo dejar de pensar que no debería estar cerca de el para ser sincera me enamoro fácilmente no es que lo este de el o si?... ugh en que estoy pensado, a ver calmémonos. 

el se detiene y yo hago lo mismo casi topándome con su  firme espalda, mientras el chequea el numero se puerta no puedo evitar apreciar su físico hasta que el retorna a caminar, creo que las pastillas que me estoy tomando me alteran las hormona, si eso es! 
 

— Es aquí — menciona el sacándome de mis pensamientos innecesarios — por esa puerta están los vestidores de chicas — dice el saliendo de mi campo de vista, si se ve guapo al caminar, ahhh que estoy diciendo, voy a dejar de tomar esas pastillas 

atravieso la puerta buscando al profesor, para buscar un cambio de clases, no puedo tocar el agua, miro hacia la el agua donde esta mi reflejo temblando no se si por las ondas del agua o por lo cobarde que soy, me pongo de cuclillas y trato tocar el agua con las puntas de los dedos de mi mano cierro mis ojos como si ayudara de algo y solo recuerdo silencio, oscuridad y mis manos cubiertas de sangre, no puedo, pierdo el equilibri, abro mis ojos con mi respiración alterada y miro a mi al rededor todo se ve borroso, una silueta a lo lejos se acerca a mi, parpadeo varias veces para aclarar mi vision viendo a el chico, Tobias me observa, camina hacia a mi, pero no se detiene sigue su camino 

rapidamente sacudo mis pensamientos y me levanto limpiando mi ropa como si tuviera polvo, camino hasta unas escalerillas al costado de la gran piscina y me siento a esperar que la clase comience para hablar con el profesor encargado

después de varios minutos el profesor a parece y no se mira nada amigable, me ve de pies a cabeza, pero que les digo eh lidiado con muchos profesores de este calibre, me paro con un semblante serio de pocos amigos este se cruza de brazos, mientras yo permanezco en mi posición, nos vemos por unos segundos, y el es el primero en hablar 

— Tu eres? — pregunta el aun manteniendo su posición, no es por ofender pero parece un poco afeminado, busco en mi mochila mi horario y no lo encuentro por ningún lado

— Esta es mi siguiente clase en mi horario — le menciono con mi semblante de pocos amigos, antes de que pudiera explicarle mas sobre no querer estar en la clase este se me adelanta 

— Y puedo saber por que aun no estas lista — dice un poco prepotente, señalando mi atuendo — acaso eres tímida — con un semblante serio, sincero 

— No, pero no puedo tomar esta clase 

— Necesito que me digas por que — dice el tomando asiento en la escalerillas que yo me encontraba, mientras vamos por los papeles en sus manos 

— No me gusta el agua — miento, no quiero que ningun profesor sepa de mis problemas, nadie para ser clara 

— Entonces no te puedo ayudar — dice levantando su mirada para verme, muy calmado 

sin mas me doy la vuelta y me dirijo a la salida, pero me detengo al escuchar al profesor gritar 

— Se puede saber a donde vas — sigo caminado pero este vuelve a hablar — esa actitud no te ayudara en nada —  yo solo puedo cerrar mis puños con fuerza hasta marcar mis uñas en mis palmas, acaso le pedi su ayuda, y sin mas ni menos me fui de hay, que le pasa a esta gente es como si todos en esta escuela me odiaran 

ahora que hago y mi horario, trato de buscar a Tobias, voy hacia los otros vestidores, camino hasta la puerta y cuando voy girarla alguien lo a hecho, un chico con cabello largo negro como la noche, el cual cubre sus ojos, este levanta la mirada y me mira confusa para después ver detrás de el y luego volver a mirarme, por cierto tiene unos labios muy bonitos 

— Em sabes que este es el vestidor de chicos — dice el pasando una mano por su cabello, mientras yo lo miro confusa 

— Si y... — contesto con la cara arrugada 

— Que hay chicos desnudos hay adentro — riéndose de mi asombrosa ignoran

— Ahh.. entonces les incomoda que los vea una chica? — pregunto como si fuera algo normal, ellos no son Michael, Mia despierta 

— Si!! A ti no — dice el chico impresionado de mi delirio 

y en eso nos interrumpe alguien no puedo ver quien es por que el chico delante mío lo tapa, hasta que este se hace aun lado y es Tobias lo romo de la mano y lo llevo hasta donde no este el otro sin antes darle una ultima mirada, este solo me sonríe y se marcha, después de unos segundos centro mi mirada en Tobias el cual se mira tenso y serio, lo miro confusa y este se mueve un poco en su posición y me doy cuenta que todavía le sostengo la mano, inmediatamente la suelto y este compone su postura, esta sin camisa, no puede ser, garraspeo mi garganta y levanto mis ojos para verlo en la cara como se debe bueno tal vez mire al techo sin querer 

— tienes mi horario — piensa unos segundos y luego prosigue a buscar algo en su mochila, saca una hoja de papel y me la entrega bruscamente, luego se va, en su traje de baño 

Me quedo viéndolo unos segundos, basta, me detengo y miro cual es la siguiente clase, danza aunque aun falta mucho, decido ir en busca de la clase tardo casi una hora en encontrarla, vaya que si soy despistad, ya la habia pasado como cinco veces, camino así la puerta y esta se abre de golpe dándome un puertaso en la mejilla, eso si dolió, cubro mi mejilla con mi mano y escucho a alguien chillar 

— Estas bien — se agacha a mi altura para examinarme, me ayuda a levantar — perdón no te vi — claro si no seria a propósito levanto mi mirada y es la misma chica que relleno mis papeles esta mañana 

— Tu — es lo único que sale de mi boca, esta se ríe con sorpresa 

— Tu eres la nueva chica, Mia Monserrat verdad? 

— Solo Mia 

— Ah por hay esta la enfermería — menciona con sarcasmo mientras señala hacia un corredor 

— Sabes si tiene algo para los oídos — le pregunto y esta me mira extrañada — Ahh es que  el problema no es esto — le digo mientras me rio hipócritamente apuntando a mi mejilla — creo que tus chillidos me inquietaron mas — esta solo me mira amargamente mientras se va no sin antes decirme 



Bizcochita

Editado: 21.04.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar