Try to say goodbye - Intenta decir Adiós

Capítulo 01: Declaración de amor: Lista!

Chapter one


Krista Kassan, comenzó una nueva escuela a sus 15 años, este lugar era totalmente diferente a lo que conocía. Sin duda alguna, sus amigas eran de verdad y no las típicas falsas con las que había tratado.
Además, había un chico que se preocupó por ella desde el primer momento y que a pesar de sus propios errores contínuo a su lado. Sin embargo, el comenzó a apartarse un poco de ella. Krista se sentía confundida, ¿Quizás el querer ser cercana a él, significaba que le gustaba? Era bastante confuso. 
Para una chica con cero experiencia en el amor, esto se tornaba raro. Más al saber a mitad de año, que Oliver le prestaba mucha más atención a Katie, la más popular y servicial del salón. Por supuesto, ya además de no llevarle el apunte debía verle siguiendo los pasos de ella. 

Un día antes de primavera, el 20 de septiembre, Krista se preparó para confesar y esperar que algo cambié entre ella y Oliver. Arreglándose lo mejor que pudo, oía halagos de sus amigas. Estaba en su salón, sentada imaginando cual sería la mejor declaración de amor de todas. 

-- ¿Y sino soy suficiente? -murmuró ella.

Ese era su único problema, le habían bajado tanto el autoestima con el prototipo de belleza que la tenían asqueada. Ella entendía que había chicas gorditas, normales... Sin embargo, se creía que todos ignoraban a las chicas así, cuando en realidad no faltaban las burlas para las delgadas también.
No, Krista no tenía el mejor cuerpo del mundo. No, tener el cuerpo de una muñeca barbie no era su elección. Pero claro, no faltaban los chistes de mal gusto. 

Para no irnos del tema de nuevo, pensando y pensando una y otra vez. Se encontró con su amiga y siguió con ella parte de la mañana, se celebraba la típica elección de la reina y ella por supuesto sólo era una espectadora más. 

Mirando a un lugar fijo, observaba como Oliver sonreía con unos chicos de 3ro. El era genial, burlista y algo molesto pero en parte le gustaba. 
¿El gustar y el amar, tendrán diferencia? No es algo que pudiera discernir en ese momento. 
Le observo de nuevo, él se iba a tomar agua. Era la oportunidad para encontrarlo solo, caminando y siguiéndolo estaba decidida a hablar con él. 
Llegó hasta la esquina, pero se detuvo en seco al verlo con dos chicos no muy lejos de ahí, tanto que podía oírlos. 

-- Hey, ¿Qué estas haciendo aquí? -le preguntó uno. 
-- Agua. -contestó solamente.
-- Oye, ¿No has visto a la chica nueva hoy? Está muy linda.

Krista se sonrojó al momento, le habían dicho linda. ¿Realmente sus esfuerzos habían logrado algo? Una remera negra de encaje y unos jeans, prolijamente peinada como nunca y de esa forma la vieron linda. 

-- No he visto a Krista hoy. -él no había notado ni su existencia.

Eso fue un poco doloroso de escuchar. 

-- ¿En serio? Pero, eres su amigo.
-- No somos amigos, sólo compañeros. -la idea de que eran amigos, se rompió en ese instante. 
-- Parece que le gustas, amigo. -dijo otro de los chicos, ella se sintió avergonzada y se apoyo en la pared. 
-- A mi no me gusta. 

Fue suficiente cómo para que le doliera el alma. 

-- Es una buena chica, alegre y divertida. No niego eso, pero no me gusta. -agregó Oliver.
-- Deberías darle una oportunidad al menos. 
-- Si hago eso, la lastimare al final. No vale la pena. 
-- ¿Y si se te declara? -le preguntó. 
-- Ella no tiene el valor para eso. Así que ni lo sueñes. -dijo Oliver riendo, Krista frunció el ceño y estaba entre enfadada y triste. 
-- Que malo eres.

Se reían, Krista los miró de reojo. Una tristeza la invadió, camino hacía el baño, lavo su rostro y se quedó allí por un tiempo.  Amar no era tan sencillo, gustar menos lo parecía. 

-- Ni siquiera somos amigos. -susurro y unas lágrimas se colaron en sus ojos, en medio de un sollozo trato de contenerse a si misma. 

Siempre era así, la rechazaban antes de confesarse. ¿Nadie podía fijarse en ella? ¿Acaso nadie era lo suficientemente bueno? No lo entendía, ahora debía lidiar con ese rechazó y que media escuela se enterará. 

Decidió dejar la búsqueda del amor de lado, y esa misma noche preparó su bolso para el viaje escolar que tenía, no se preocuparía por chicos y sólo se divertiría con su hermana, pero vaya que el destino le tenía una idea diferente para ese día. 



Lady Gem

#22855 en Novela romántica
#14873 en Otros
#2212 en Humor

En el texto hay: primeramor, amor y odio adolescente, romance escolar

Editado: 22.04.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar