Try to say goodbye - Intenta decir Adiós

Capítulo 06: Perderte en medio del bosque: Listo!

Chapter six:

Todo un día más pasó. Entre las actividades recreativas y las visitas a la montaña. A las siete de la tarde, todos debían reunirse en el centro del lugar.

Krista no se apuraba, vestía un short y una camiseta normal, y algo que le recordaba a Oliver. Sin embargo, no porqué de él lo obtuviera sino que fue parte de un buen momento. Abby se detuvo frente al sofá en el cuál ella se encontraba.

 

-- ¿Vas a contarme qué te pasa? -preguntó Abby un poco molesta.

-- Estoy bien. -dijo simplemente.

-- No soy lenta, dime qué pasó para que estes así como zombie.

-- ... ¿Zombie? -preguntó conteniendo una sonrisa Krista.

-- Exacto. Dime, estás así desde que volviste ayer. ¿Alguien te molesto? -eso era lo que le preocupaba a Abby. Sin embargo, Krista no quería hacerlo por cosas innecesarias.

-- Sólo... Sigo una serie, no me gustó el final. Estoy un poco rara por eso. -Abby aún no confiaba en eso. Pero suspiró y fue a continuar cambiandose.

 

Reina se acercó a Krista y se sentó junto a ella.

 

-- Sí alguien te trató mal. Debes decirnoslo -le dijo con confianza, Krista negó-, somos tus amigas sabemos que algo no anda bien.

-- No es nada malo. En serio que no.

 

Krista se levantó y la observó.

 

-- Sólo que... A veces soy demasiado cobarde. -dijo sonriendo y sintiéndose patética.

-- Eso no tiene nada de malo. Digo, sí pero... Siempre depende, Krista.

-- Ojalá no fuera así siempre. Es sólo eso.

 

Reina la observó confundida y luego le dio ánimos.

                                  ...

A la hora acordada, Krista se quedó junto a sus amigas. 

Ella prestó atención a su profesor, aquella actividad consistía en una prueba de valor, en la cuál tenían que ir a la mitad del bosque y luego regresar, se dividirian en grupos de dos, y cada profesor sería encargado de 10 chicos. A la vuelta tenían obstáculos y algunas pruebas que pasar, parecía algo sencillo.

 

-- Okey, los nombres que diré vendrán conmigo. -dijo el prof. López que traía una hoja con él.

-- Espero que estemos en el mismo grupo. -rogó Abby. Krista asintió.

 

Para suerte de ambas terminaron en el mismo, aunque no sólo ellas, también estaban: Oliver, Katie, Marcos y August. Además de otros chicos que no conocían. Siguieron el pasó del profesor hasta adentrarse en el bosque.

 

-- Ya estamos todos. -dijo el profesor viendolos y luego desvió su mirada al reloj.

-- Krista. Me he olvidado el móvil. -dijo preocupada.

-- Tranquila. Estarás conmigo, seguro saldremos enseguida. -intentó tranquilizarla.

-- Okey, miren estás cajas. La azul -dijo señalando dos cajas que sacó de su mochilla-, es para los hombres, roja para las mujeres.

-- ¿Eh? ¿Por qué? -preguntó una chica.

-- Será aleatorio. No elegirán a su pareja, este es un buen momento para familiarizarse con sus compañeros. -dijo, a lo cuál Abby fruncio el seño.

-- Pero...

-- Nada de peros, así que adelante todos. -haciendo una fila todos sacaron un papel.

 

Con el papel entre sus manos, Krista dudaba en abrirlo. No quería formar pareja con alguien que no conocía. Vio el número 3 y observó a los chicos de reojo.

 

-- Oh, Krista... -dijo viendo el número que ella tenía.

-- ¿A quién le toco el número 1? -preguntó el profesor, Katie sonreía tomada de la mano de Marcos, su novio-. La pareja, está bien. Tomen el mapa y una linterna, y ya saben cualquier incidente no duden en llamarme. Dentro de cinco minutos seguirá el siguiente equipo, ¿Quiénes son el 2?

-- Yo. -dijo Oliver agitando su papel.

-- Okey, ven al frente. ¿Qué chica tiene el 2?

 

August se sentía nervioso. No había hablado con Krista en todo el día y vaya que lo intentó. Sin embargo, ella no daba la oportunidad para comenzar a hablar. ¿Podía ser que le ignoraba? ¿Acaso había sido rechazado esa noche?

Los pensamientos negativos rondaban su cabeza, y unos piquetes molestos al creer que ella estaría acompañada de un chico. Controlandose así mismo suspiró.

 

-- ¡Aquí! -gritó energéticamente Abby. Krista se sorprendió-, le tocó a Krista Sassan.

-- ¿Eh? -dijo toda confundida, Abby sonreía como si hubiese hecho una buena acción-. Espera... ¿Qué haces? -le murmuró.

-- Es tu oportunidad de hablar con Oliver.

-- Olvidalo, Abby. -espetó.

-- Pasa al frente, Krista.

 

Abby le dio un empujón al frente, Oliver ni le observo y ya podía sentir el ambiente más tenso. Para la suerte que tenía August, vio su papel en su mano, aunque fuera poca, creía que podía hablar con ella si le tocaba juntos.

Vaya que el destino se la había jugado.

 

-- Ah, la siguiente... ¿Qué número tienes, Abby? -ella intentó recordar el de Krista.

-- Es el 3.

-- ¿Quién tiene el 3? -dijo observando a los chicos, Krista se sorprendió al ver a August agitando su papel-. August Miller, está bien haces pareja con Abby. Los que siguen...

 

Krista estaba estupefacta, le iba a tocar con August. ¿Podía el destino ser parte de ello? ¿Y qué si lo era? Abby se lo había arrebatado. Agarró el mapa y Oliver la linterna, tras la señal del profesor echaron a andar por un sendero.

August sentía que tenía realmente una mala suerte, no pensaba que Abby se la había jugado. Ella sonreía mientras cogía ambos elementos, luego de la explicación esperaron un poco antes de salir.

10 minutos después, en medio del bosque Krista y Oliver caminaban por un angosto sendero. Ella se limitó a sólo caminar, Oliver esperaba disculparse por lo grosero que se comportó.

 

-- Tienes... La pulsera aún. -le dijo observandola en su muñeca, ella se sorprendió porque le habló y asintió.



Lady Gem

#22998 en Novela romántica
#14981 en Otros
#2241 en Humor

En el texto hay: primeramor, amor y odio adolescente, romance escolar

Editado: 22.04.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar