Ultima Cena En Familia (libro 1)

CAPITULO XIV

CAPITULO XIV

-Nadie podía creer lo que estaba pasando excepto Elbani, ella tenia una mirada de haber sabido todo.

-Isaias se la quedo viendo pero tenia duda ¿como podría esta niña no estar sorprendida? a menos que ella sabia todo desde un principio pero ¿como? Esa era la pregunta que retumbaba en su cabeza.

-Elbani dirijo la mirada hacia Isaias y le dijo: crees que yo no sabia nada de esto, ¿que tan estúpida me crees Isaias? lo se todo, pero no lo supe a la primera todo encajo lentamente, fue un duro golpe enterarte de que todo en lo que creías, era una farsa que tu mama era la que impartía sufrimiento a todos, que no existe tal cosa como el amor de la familia, me di de cuenta que solo somos una pantalla una pieza en su juego ¡no es así Mama! Oh me equivoco, pero sabes Isaias tenias razón en una parte, nada es lo que párese, cuando crees que algo es bueno que es tuyo, eso te daña y mas las personas que mas quieres, pero ni modo, con razón te rendiste te dejaste llevar por todo lo putrefacto de las personas nosotros somos peor que un virus una escoria y lo que digo es en general hasta yo soy un parásito un 0 en la escala de 1 al 10 aun no entiendo como Dios en su infinita misericordia aun tiene fe en nosotros, ¿como pudo crearnos? lo único que le hemos traído es miseria tristeza y dolor no solo para el si no para nosotros mismos.

-¿Como te diste de cuenta Elbani? le dice sol

-Empece a sospechar desde que Papa, pedro y santiago estaban en la cabaña y había llegado Isaias a según ustedes a cobrar la cuota, todos salieron corriendo y cuando llego vi por el hueco de la pared que le dijiste algo al oído y pusiste una ligera sonrrisa una expresión bastante extraña, y no te, la de el en sus ojos, todo veían maldad yo veía otra cosa, dolor y me preguntaba constantemente que estaba pasando soy una persona de esas que cuando veo algo que me llama la tensión investigo hasta el final, pero me había dicho a mi misma que no le diera vueltas al asunto, hasta que Mama había desaparecido según tu Isaias te la habías llevado, me sentí muy triste hasta que Luisa tomo la nota y la leyó en voz alta “nadie se mete conmigo y esto es solo el principio yo siempre voy a estar un paso adelante de ustedes tengo ojos y oídos en todas partes estoy ahí aun que ustedes no me vean” “mis animalitos” esa frase “mis animalitos” solo tu mama no los decías cuando nos íbamos acostarnos a dormir, después de ahí entendí que algo estaba pasando Isaias no te pudo haber llevado, siempre supe que Isaias era solo una marioneta un títere pero me preguntaba quien es el titiritero, y aquí esta ¡verdad Mama o como te debería llamar líder!

-Los ojos de Isaias se engrandecieron y por todo su cuerpo empezaron a brotarse sus venas se estaban poniendo negras y escupía una cosa viscosa y babosa pero olía azufre, se retorcía de dolor.

-Te preguntaras Isaias ¿Por que te duele tanto? Veras esta no es una daga ordinaria, creo que puedes reconocerla, escapas de dar un dolor constate que desearas otra cosa, esto es el sufrimiento en un pedazo de oro blanco, lo encontré en tu biblioteca, estaba escondido y me llamo mucho la tensión así que ¡por que no tomarla! sabia que para algo me iba a servir, es gracioso y un tanto irónico ver al señor del hogar sufriendo cuando era el quien hacia sufrir, pero no tienes toda la culpa solo eres un muñeco, le dijo Elbani.

-Jajajaja riendo a carcajadas Isaias respondió, lo reconozco Elbani me impresionas, nunca pensé que tuvieras las agallas para hacer esto, pero eres estúpida al final, Isaias se levanto y como si nada se saco la daga del lado izquierdo del pecho, sabes Elbani esto podría fusionar si de hecho yo tuviera un corazón, que no tengo hace mucho tiempo tanto que ni siquiera recuerdo haberlo tenido.

-Elbani dio un paso atrás muy sorprendida cuando cinto algo que estaba detrás suyo era Manir, su piel empezó a ponerse pálida, pero antes de que siquiera pudiera hacer otro movimiento, Manir la tomo por el cuello y la empezó apretar muy fuerte, Elbani no sabia como liberarse.

-Suelta a mi hija dice Antonio con desesperación, Manir lo volteo a ver, ¿por que habría de soltarla? Respondió, tu hija es una puta que merece que la destroce una y otra y otra vez se cree mas lista y no me gusta a los que son así.

-Antonio con lagrimas en los ojos y un fuego de furia que enmarcaba su mirada por ver a su hija sufrir y su esposa parada de un lado viendo ese escenario como si viera algo que le provocara placer. SOL COMO PUDISTE, ERAMOS TU FAMILIA, ¿POR QUE? RESPONDEME ¿POR QUEEEE?. Con ira dice Antonio

-¿Por que?yo te diré ¿por que? responde Sol, estoy atrapada en este miserable pueblo sin nombre, condenada a torturar, manipular y destruir todo rayo de esperanza, no poder salir de aquí, el tiempo se olvido de este lugar cuando la primera persona mato, ese día se formo este infierno y no esculpa de un diablo es de ustedes, de todos, siempre le echan la culpa a otro para justificar su estupidez, la humanidad siempre a sido así, de todo los mundos de todas las galaxias de todo el universo son los únicos que deciden, son los únicos que tiene libre albedrío, pero les gusta darse con la misma piedra una y otra y otra ves, no se si es por que son idiotas o por que les gusta el sufrimiento, cada sección del infierno es diferente, como ya an escuchado antes este es el purgatorio, aquí se imparte dolor y agonía terror psicológico y mucho mas, este lugar es para los que an matado no solo a otros si no a ustedes mismos, dando dolor agonía y desesperación, todos están condenados, los que llegan aquí mas que todo son familias, que son una desgracia para ellos y otros así que cuando llega automáticamente su memoria queda borrada. Solo para tener una nueva como si siempre hubieran vivido aquí, los que terminan muertos, bueno, no puedes matar algo que ya esta muerto, pero eso es lo divertido de todo, no lo saben así que sufren mas, por ejemplo. Tus padres Carlos aun están clavados al muro siendo despedazados sin descanso para siempre, eso es divertido pero triste, pero algo paso por primera ves desde el principio nunca hemos visto una familia como ustedes así que me infiltre, me hice pasar por su madre y esposa para ver que era los que les daba tanta esperanza y lo comprendí el día que le dije Isaias que fuera ala casa a cobrar la cuota quería ver que reacción tenían al ver a su madre ser golpeada bruscamente por un látigo y entonces entendí “familia” al verlos preocupados por mi dispuestos a sacrificarse ¡por mi! me dio entender que era eso. La familia te puede dar fuerza o pueden hundirte lentamente y con mucho dolor, pero lo reconozco son buenos, es por eso que los perros del infierno no les hacen nada aun no son totalmente unos condenados, así que después de todo hay un rayo de esperanza para todos ustedes, pero sera difícil de hacer estando aquí, pero no imposible si vemos todo lo que ha pasado.



gil

#6553 en Thriller
#3662 en Misterio
#1684 en Terror

En el texto hay: terror psicológico, misterio suspenso, terror paranormal

Editado: 07.04.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar