Aventuras entre sonrisas y baberos

La Expedición al País de los Sueños

Era un día soleado, Emely esta  rodeada de sus amigos de peluche. Miró al reloj de juguete en la pared y su rostro se iluminó con emoción. ¡Era el día en que se embarcaría en una aventura mágica al "País de los Sueños"!

Usando su chupete de juguete como amuleto, Emily cerró los ojos con fuerza y comenzó a contar hasta diez. Cuando finalmente los abrió, se encontraba en medio de un exuberante bosque con árboles de algodón de azúcar y arcoíris que iluminaban el cielo.

"¡Bienvenidos al País de los Sueños!", anunció con orgullo, como la intrépida exploradora que era. Sus peluches asintieron con entusiasmo y todos comenzaron su aventura.

Emily y sus amigos recorrieron el bosque, donde los arroyos estaban llenos de agua de dulce y las flores tenían aroma a caramelos. Se toparon con un lago congelado donde patinaron sobre hielo de fresa, riendo y deslizándose sin preocupaciones.

Pronto, llegaron a una montaña alta y empinada. Emily se ató un pañuelo a la cabeza, como una auténtica alpinista, y lideró el camino mientras escalaban la montaña. Cuando finalmente llegaron a la cima, se encontraron con un campo de nubes esponjosas y algodón de azúcar.

Allí, Emily y sus peluches se lanzaron por las colinas de nubes, rebotando y riendo mientras el viento jugaba con sus cabellos y pelajes. "¡Esto es asombroso!", exclamó Emily mientras se dejaba llevar por la alegría del momento.

A medida que el sol se ponía en el horizonte, Emily y sus amigos se sentaron en una colina y observaron cómo el cielo se llenaba de estrellas de caramelo. Compartieron historias y risas mientras disfrutaban de la serenidad del País de los Sueños.

Finalmente, Emily supo que era hora de regresar a casa. Cerró los ojos nuevamente, apretó su chupete y, cuando los abrió, estaba de vuelta en su cuarto de estar rodeada de peluches sonrientes.

Se sentó en su manta de colores y suspiró con una sensación de felicidad. Aunque había vuelto a su mundo real, sabía que siempre podría visitar el País de los Sueños en su imaginación cada vez que necesitara un poco de magia y diversión. 

 



#3394 en Otros
#322 en Aventura

En el texto hay: familia, abdl y ddlg, niñez

Editado: 20.03.2024

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.