El Final Del Cuento De Hadas

11

Me equivoqué. Y lo peor fue reconocerlo, porque esa equivocación arruinó mi vida

Escuchamos un chillido proveniente de Fran y nos separamos para poder verla. Al verla, vimos que ella se acercaba corriendo. Se tiró encima nuestros y los tres reímos

—¿Ese beso, significa que fue un sí?—pregunta viéndome a mi para luego verlo a él

—Si—me reí

Ella volvió a chillar y nos abrazo

—¡Al fin!—dijo sonriendo

—Por cierto, gracias por ayudarme. Por enseñarme a tocar esa canción en el ukelele, por hacer el cartel, por todo—la abrazo Caleb y yo los mire con ternura—y ten—le devolvió su ukelele—para festejar, les parece si vamos por ¿tacos?—preguntó viéndola a Fran

—¡Si!—se levantó y entró corriendo a la casa con su ukelele

Nosotros nos reímos y volvimos a mirarnos

—¿Ahora si podrás presentarme oficialmente a Patrick y Aurora?—preguntó mientras me agarraba de la cintura y me acercaba más a él

—Vale, agradece que mañana es domingo y, los domingo almorzamos juntos. Pero no tienes tanta suerte, ya que esta vez tocó en su casa, pero puedes ir con Fran y conmigo—me sonrió galante—así que estás oficialmente invitado—me acerque a él y le di un corto beso—¿vamos a comer tacos afuera o vamos a comprar comida para comer aquí?

—¿Tu qué quieres?—preguntó viéndome con una sonrisa 

—Lo que sea. Te pregunto para ver si me voy a cambiar o no. Porque ir de deportivo, como que no queda muy bien—me reí

—A ti todo te queda bien—me dio un corto beso, y me sonrió. 

Siento como me sonrojo, maldito. 

—Le preguntemos a Fran, ¿vale?—pregunté 

Él solo asintió con la cabeza y se levantó de su lugar. Me extendió la mano, se la acepté y me ayudó a levantarme. Entramos de la mano a la casa en busca de Fran 

—¡¿Fran?!—dije en voz alta

—Ya voy ma—me dijo en respuesta 

A los segundos se apareció en la cocina y nos miro con una sonrisa

—¿Quieres comer afuera o crear comida y comer aquí?—pregunté 

—Aquí, ¿y podemos ver una película?

—Claro, yo no tengo problema. ¿Tu guapa?—dijo Caleb viéndome a los ojos 

—No, claro que no. Entonces vamos por la comida. Pero denme unos segundos para ir a ponerme unos jean por lo menos—dije mientras salía de la cocina 

Subí las escaleras y fui directamente a mi cuarto. Entre y saque de mi armario el primer jean que vi. Era uno negro, con la campera deportiva negra que tenía combinaba. Me puse unas zapatillas rosas y estaba. Bajé las escaleras y ellos se encontraban en la sala

—Fran, ¿tienes tu abrigo ya?—estábamos en otoño, se sentía el frío. 

—Si mami

—Entonces en marcha—dijo Caleb 

Y la primera en salir de la casa fue Fran. Yo me detuve a sacar mi abrigo del perchero, me lo puse sin prender, Caleb me espero hasta que cerrará la puerta, tomo mi mano y me guió hasta el auto. Me abrió la puerta de éste y yo subí, él dio la vuelta y subió en su respectivo lugar

—¿Puedo poner música Caleb?—preguntó Fran desde la parte trasera 

—Claro

Justo Caleb prendió la radio y estaban pasando una canción de Selena, y él estaba por cambiarla

—¡No lo cambies!—gritamos Fran y yo al unísono 

—Esta bien, pero no me maten—se rió él 

Íbamos escuchando la canción tranquilamente, hasta que sonó la parte donde con Fran siempre la cantábamos. Ambas nos miramos 

Si una vez dije que te amaba hoy me arrepiento, si una vez dije que te amaba, no se lo que pensé estaba loca. Si una vez dije que te amaba y que por ti la vida daba, si una vez dije que te amaba no lo vuelvo hacer ieieieiii ese error es cosa de ayeeerrrr—cantamos Fran y yo a todo pulmón. Ambas nos reímos una vez que acabamos 

—¿Dónde aprendieron hablar español?—dijo Caleb sorprendido 

—Oh, por Patrick—le sonreí. Él me miro sin comprender 

—Mi papá es mexicano. Bueno, no. Mis abuelos lo son, pero se vinieron a vivir aquí cuando él nació. Él conoció a mi mamá mediante era su tutor en español, y lo siguiente ya sabes—se rió Fran 

—Ahora todo parece tener sentido para mi—dijo Caleb 

Llegamos a la taqueria "La estrella" y nos bajamos del auto. 

Caleb me dio la mano a mi y yo se la di a Fran, y así entramos al local. En un momento me dieron ganas de reír por la idea de "la familia feliz"

—Amor, quédate con Fran ¿si? Voy a pedir. ¿Todos quieren tacos al pastor, no?—dije viéndolos a los dos



Ligthblue23

#7148 en Joven Adulto
#5327 en Thriller
#3007 en Misterio

En el texto hay: romance, misterio y drama, dolor y odio

Editado: 15.02.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar