El Ultimo Gran Dragón

Un pacto de cuatro

El guardaespaldas de Drenia miro a Rion de manera despectiva y fingiendo que no lo había oído le volvió a pedir a Drenia que se alejara del dragón "-donde no se calle lo va a matar-" pensó la princesa que decidió hacerle caso, no por que tuviera miedo si no por que prefería evitar problemas empezó a avanzar con el paso tranquilo cuando la zarpa de Rion le impido el paso, el dragón no estaba furioso pero si estaba interesado en ver que tan valiente era esa pequeña cosa que tenia delante, mientras retenía a la princesa Rion reto al guardia - si con tanto valor te crees ven por ella - le dijo de modo que pudiera oírse hasta donde estaba el rey Arkon hablando con el cónclave todos se volvieron hacia donde estaban ellos. Drenia vio como el rostro del guardia pasaba de su tez natural a un rojo escarlata,"- no, ni se te ocurra contestarle -"rezo en silencio mientras el joven desenvainaba la espada, Rion soltó un gruñido quedo que hizo que todos los humanos saltaran hacia atrás, mientras fijaba los ojos en la zarpa con la que retenía a la princesa, se precipito directo a la garra izquierda de la bestia intentando fintar a la derecha descargo sobre la poderosa extremidad un mandoble de tal magnitud que rompió la hoja en pedazos ante la atónita cara de todos los presentes ( bueno solo los humanos ).

El sorprendido guardia quedo indefenso ante el contraataque de Rion que levanto al joven como si fuera una muñeca de trapo y lo zarandeo cuando lo bajo el joven se cayo al suelo donde no se levanto ya que Rion le puso la pesada zarpa encima preguntándole otra vez -¿como te llamas?- el joven se quedo blanco y contesto - Matias -.

Drenia se compadeció del muchacho pues a fin de cuentas no era malo solo presumido pero  no pudo evitar sentir cierta admiración hacia el dragón - perdona el comportamiento de Matias - le dijo al dragón que se le quedo mirando raro - ¿por que te disculpas pequeña? tu no te has avergonzado - le respondió el enorme dragón, Drenia se quedo en la costa con su padre mientras los dragones se marchaban hacia las montañas -¿que opinas de tu nuevo amigo? - le pregunto su padre, Drenia se limito a encogerse de hombros. 

Rion seguía pensando en los humanos, era la primera vez que un ser tan pequeño le llamaba la atención así eran valientes de eso no había duda pues no cualquiera se atrevería a hacer lo que hizo Matias aun así le preocupaba la niña que había conocido todos la trataban diferente, Rion decido alejar esos pensamientos cuando se dio cuenta de que Arniel lo estaba llamando - Rion, ¿pudiste deducir algo acerca de nuestros nuevos visitantes? - le pregunto la elfa mientras el aterrizaba - no mucho - respondio el dragon - pero no creo que se encontraran con las sombras - añadio mientras caminaba junto a ella el caballo negro de Arniel se agito cuando Rion se acerco a ella

 - si se encontraron con ellas pero no de la forma amigable - le repondio la elfa -¿ a que te refieres? - pregunto el dragon - mientras tu jugabas con el guardia, nosotros descubrimos que el lugar de donde vienen fue atacado por espectros o seres obscuros que los obligaron a salir de su tierra - explico la elfa

Rion guardo silencio, si los humanos se habian encontrado a las sombras eso no podia ser bueno, por toro lado si no sabian que eran las sombras podrian ayudarlos en su intento de destruirlas o podrian volverse en contra de ellos 



Shade

#10922 en Fantasía
#2275 en Magia

En el texto hay: dragones, sombras, mundos magicos

Editado: 16.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar