Guardianes:azulina

CAPITULO 15: LA DESPEDIDA

Tal y como dijo Viscent había hablado con la orden de los guardianes y estos al saber que yo era la hija de Caroline y que ahora poseía su magia, aceptaron tomarme como una aprendiz de tiempo completo,es decir no podría visitar a mi familia las veces que yo quisiese.

Los tres días pasaron volando, y mi padre y Lilit se habían apenado muchísimo al saber que me iría lejos por un tiempo, Pero también sabían que era lo mejor para mí.

Con Rossalí aún no había tenido oportunidad de hablar, aún seguía molesta por haberme ocultado lo de ella y Eegon.

Ya había guardado algunos de mis atuendos, libros y algunas pertenencias que podría utilizar dentro de un bolso marrón .Lilit me ayudaba con las últimas cosas. Mi padre esperaba en la puerta el carruaje de la orden junto con viscent.

R-no crees que son demasiadas cosas, las que llevo?-contemplando los bultos sobre la cama.

L-es mejor que sobren, a que te falte algo!-asintió Lilit, siempre tan precavida.

R-si tu lo dices ..jaja –voy a extrañar tus sermones y tus consejos!!- la abrace.

L-si y yo a ti, promete que escribirás cada semana!!-sin soltarse, me abrazaba aún más fuerte.

R-claro que si, descuida! La bese en su mejilla y tome mis cosas.

Baje a despedirme de Denis, extrañaría sus deliciosas comidas. Por la ventana de la cocina vi que Ross estaba en el establo, cepillando a mi corcel. La vi y supe que no podía irme sin antes hablarle.

Salí y camine hacia el lugar, ella no me vio venir por lo que la tome desprevenida.

R-es un gran caballo, necesitara que alguien lo cuide mientras yo no este…-dije desde la puerta. Ella volteo a verme y sorprendida respondió.

Ross- Rowena, creí que ya te habías ido?-dejando el cepillo de regad sobre la paja apilada .

R-no quise irme sin antes despedirme de mi hermana mayor.-dije con una mueca, ella se acercó y me abraso fuertemente, mientras unas lágrimas caían por sus rosadas mejillas.

Ross-Rowena lo lamento tanto, fui una estúpida, no debí ocultarte…

R-shh..Tranquila ya paso y no necesito que me expliques nada –tienes el mismo derecho que yo a enamorarte de quien sea.

ROSS-si, pero debí decirte, te juro que no fue mi intención, solo me deje llevar…

R-Ross, no quiero irme enojada contigo.-seque las lágrimas de su rostro. Ella volvió a abrazarme una vez mas y caminamos hacia la casa.

Ross-Siempre fuiste la más centrada y correcta de la familia, te voy a extrañar hermanita menor. Te quiero muchísimo!.-Acariciando mí cabello.

R-y yo a ustedes, por favor cuida a papa y a Lilit ¡! Sé que no estarán solos un guardián estará con ustedes un tiempo hasta, que todo pase.-la bese en la mejilla y escuche a mi padre que hablaba con Viscent en la entrada.

Ellos habían cargado mis pertenencias en el carruaje de color marrón claro, bonitas cortinas azules adornaban las ventanas y dos caballos tiraban de ella con un cochero vestido de azul en la parte delantera.

V-veo que estas casi lista ¡!- comento con una sonrisa de oreja a oreja ,al ver que llevaba la espada que él me obsequio en mi cinturón.

R-bueno es para usarla verdad ¡!-sonreí.

Me despedí de mis hermanas y de mi padre con un beso. No pude evitar dejar salir unas lágrimas. Viscent había abierto la puerta y me ayudo a subir, me acomode adentro y él se sentó frente a mí.

El carruaje comenzó a moverse lentamente y los vi como sacudían sus manos, por la ventana.

El coche emprendió su camino por el bosque, no paso ni veinte minutos que esta se detuvo. No era posible que ya hubiésemos llegado pensé.. –que sucede ¿- pregunto Viscent al cochero.-señor hay un joven que no quiere moverse del camino.-respondió el hombre.

Inmediatamente me asome por la ventana del carruaje a ver de quien se trataba.-Eegon-murmure.

EE-Rowena, quiero hablar contigo!!-grito desde afuera- por favor baja ¡!

Yo vi a Viscent q se preparaba para bajar del carruaje, lo detuve tomándolo del brazo y me miro con desconcierto-dame un minuto, será rápido y podremos seguir-hable.

V-estas segura ¿- vi algo de temor en su mirada y lo entendía ,la última vez que había hablado con Eegon ,incendie un molino.

R-estoy calmada ¡!-le dije con una sonrisa.-tranquilo será solo unos minutos y continuamos!

Baje del carruaje y Eegon estaba aún arriba de su caballo blanco. Le vi fijamente a sus ojos y camine hacia la orilla de un arroyo cercano al camino .el bajo de su caballo y me siguió.

R-no esperaba verte, que es lo quieres hablar?-pregunte sin dejar de mirar el arroyo.

EE-supe que te irías por un tiempo y quise venir a aclarar las cosa entre nosotros.

R-si me iré un tiempo, es lo mejor para todos-muy segura de mi decisión -para mí ,para mi familia..y hasta para ti ¡- continúe volteando a verlo.-recuerdo bien lo que paso en el molino y lo siento mucho..

EE-lo del molino ¿ si fue algo extraño y sorpresivo pero estoy bien, soy fuerte…lo sabes!-volvía su falta de modestia poco a poco.-lamento todo lo que paso, y como se dieron las cosas.!!-continuo apenado.

R- Eegon, no te culpo, creo que siempre supe como terminaría todo esto, pero aun así escogí ilusionarme contigo.-el solo la miraba, sin saber que responderle - las cosas se dieron de ese modo porque así tenían q ser!! -esos días había tenido tiempo suficiente para pensar en lo ocurrido.



ARIAD.C

#8932 en Fantasía
#5445 en Thriller
#3069 en Misterio

En el texto hay: principes y reyes, magia y hechiceria, seres oscuros

Editado: 26.06.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar