Novios por conveniencia

IV. Investigación ¿Es en serio?

Capítulo 4. Investigación ¿Es en serio?

El sol se avecinaba en la ciudad de Medelton y una chica bostezaba mientras intentaba quitar un poco del sueño que tenía, Grace inicio su día con algo de adrenalina estaba por terminar su visita del mes y no podía sentirse mejor.

— ¡Qué lindo día! — susurró una vez y abrió las ventanas de su cuarto.

Su casa de tres pisos era una de las más imponentes de la ciudad, gracias a los constantes negocios de sus padres, los Wilson eran la familia más millonaria del país, eso no era algo que la hiciera feliz, estaba prácticamente sola en esa enorme casa, decidió que su cuarto estaría en el tercer piso junto al de su hermano solo para no compartir el mismo aire que sus ausentes padres.

El ser una chica rebelde era lo único que le quedaba, no quería ser así, pero si fuera una niña buena seguramente que jamás podría hablar con mamá y papá, el tiempo para ellos era dinero y creían en que sus hijos debían heredar la más grande herencia para que no pasarán hambre y necesidad como alguna vez la padecieron sus familias.

Pero eso es uno de los errores más grandes de los padres, el creer que si tienen dinero, lo tienen todo. No supo porque de repente recordó a sus padrinos de bautizo, a los que no miraba hace mucho tiempo y que vagamente sabía cómo eran. Recordó los días en los que junto a ellos visitaba la iglesia, siempre fueron católicos y Grace se educó igual, a pesar de que sus padres poco o nada sabían sobre Dios, ella nunca dejó de creer. Dave y Merary eran si lugar a dudas dos maravillosas personas.

Un pequeño niño creía haber visto que caminaba junto a ellos, pero no tenía idea de cómo era, quizá y un día lo descubriría.

Sus pensamientos se dirigieron al lugar frente a su casa "la escuela", así que no perdió el tiempo y entró rápidamente al baño, una ducha relajante, cepillo sus dientes y se vistió con su acostumbrado uniforme.

Tenía dos opciones falda de tres paletones de color verde celeste  con el logo del Saint-Germain, camisa negra igual con el logo en rojo vino o un pantalón negro con el logo en rojo vino y su camiseta verde celeste. Decidió que el pantalón sería y combinó con sus zapatos negros con algo de tacón.

Dejó su cabello suelto porque el día estaba muy cálido y no parecía que el sol sería un problema para ella, no se pintó y seguía haciéndolo desde hace dos años cuando hizo la promesa de que no haría algo solo porque a otro le gustaba como te quedaba, le molestó el saber que para algunos si una mujer no se pinta, realmente no es bonita.

Sus útiles estaban perfectamente ordenados y solo tomó su bolso y guardo el celular, bajo rápidamente hacia la cocina para desayunar, tenía treinta minutos el tiempo justo para hacerlo, Leonardo o como ella lo llamaba " Leo" ya estaba sentado disfrutando de un chocolate caliente, (en esta casa nadie bebé café) aunque de vez en cuando se rompía esa regla.

— Buenos días familia — saludo sonriente y beso sonoramente la mejilla de su hermano, este la miro mal.

— Me ensalivas Gracy — solo sonrío más y se sentó junto a él.

Marie le sirvió su desayuno chocolate caliente, Hotcakes, y su infaltable ensalada de frutas, minutos después los señores de la casa bajaban hablando de sin números de trabajos que tenían por realizar, algo normal para todos.

— Buenos días niños — era raro que les llamaran de ese modo pero aun así no dijeron nada.

— Buenos días — respondieron al unísono.

— Esta semana no tendremos trabajo porque hemos contratado más personas para aminorarlo así que espero que  pasemos mucho tiempo juntos — inició Deborah la madre de los chicos, mientras Gregory tomaba asiento y asentía a las palabras de su esposa — además sus padrinos tendrán una fiesta por el cumpleaños de su hijo y estamos invitados — una sonrisa apareció en el rostro de Grace tenían una pista y muy pronto sabrían quién es el chico que cumplía años y era el hijo de sus padrinos.

— ¿Entonces por fin veremos a nuestros padrinos? — fue Leo el que preguntó, siempre se llevó bien con ellos y extrañaba los chocolates que su madrina le daba.

— Así es hijo, ellos al igual que nosotros se la pasan viajando pero ahora sólo se quedarán en la sucursal de Medelton — el tiempo pasó y los chicos se dispusieron a irse a sus clases.

Cruzaron la calle y se encontraron con sus amigos Leo se fue con Tracey, Louis Keint (primo de Lizzy) y William Thompson,  quienes tambien  eran los amigos de Darren, mientras que Grace camino hacia Corley, Percey y Lizzy. Vieron a lo lejos al "Playboy barato" como lo conocían y sonrieron, era increíble como su pequeña hermanita podía dominarlo.

Darren se fue y dejó por su cuenta a Missy que se encontró con Grace a quien le sonrío, se llevaban bien a pesar de que no soportaba a Darren.

— Hola Missy ¿Problemas con tu hermano? — Missy solo sonrío, era normal tener problemas con él.

— Hola Grace, lo de siempre las niñitas con las que sale que no las soporto, ya sabes cómo es — asintió y juntos entraron y cada uno se dirigió a sus respectivas clases.

Álgebra era una de las clases en donde la mayoría de los estudiantes creían dejar su cerebro y aun así ni entendían nada, en cambio para Grace no resultaba un dolor de cabeza, aunque cuando tenía que servir de tutora eso sí que no lo soportaba. La señorita Clarissa explicaba uno de los tantos ejercicios de álgebra que el 90% de los estudiantes no entendían y les parecía que les hablaban en tailandés.



Melimart88

#3946 en Novela romántica

En el texto hay: cliche, romance

Editado: 03.06.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar