Pasiones

Solo unas horas...Rebekha y Adonis

Y heme aquí otra vez yo Adonis Morelli, no sabia el por que o el que hacia que viniera arrodillandome a sus pies pidiendo...NO¡¡, mas bien rogando , implorando que me dejase estar con ella una noche más, tenerla, besarla, tocarla.

¿Por que? Ni yo mismo lo sé

¿La amo? No, o no lo sé, pero algo sabia con exactitud hay algo que me hace necesitarla, estar cerca de ella, tenerla, provocarle placer, aunque solo sea por un par de horas... Solo unas horas.

Y aqui la veia otra vez como toda las noches que manecia con ellá, vestirse, arreglarse el maquillaje e irse, como el frio viento que traia el anochecer y se lo llevaba en alba y pensar que esto empezo como solamente un desliz...

5 meses antes

La musica resonaba como siempre y la fiesta sinceramente no me estaba sentando nada bien todo a mi alrededor me parecia tan común y vanal, le di un ultimo trago a mi wisky y dejo el vaso son alcohol sobre la encimera y giro en mi eje tomando mi chaqueta para irme, en mi vida durante mis 30 años jamas habia visto a una chica tan hermosa coo ella, la tenia enfrente de mí, desprendiendo en toda su naturalidad su belleza.

Sus ojos chocaron con los mios, sus hermosos ojos esmeraldas, su rostro desprendia a una chica de no mas 25 años de piel canela y cabello chocolate casi negro.

En mi  ida habia sido un casanova o mujeriego pero en ese momento mis manos cosquilleaban por poder tenerla solo para mí.

Sin pensarmela dos veces me dirijo hacia ella...

---Hola --digo al mometo que mis ojos cafeces chocan con sus esmeraldas --- te puedo invitar algo

Por un momento que al decir; te puedo invitar algo. Desataria la tipica historia de amor en donde se casan y tienen hijo pero no me dí cuenta estaba gravemente equivocado...me equivoque aún más cuando tom¡que su cuerpo y todose fue a la mierda en el momento que toque su cuerpo.

---Claro -- respondiste con una esplendorosa sonrisa, dirigiendote a la mesa mas cercana-- un martini, por favor ---le pediste al camarero que habia llegado.

Los tragos se hicieron presentes, cada vez me sorprendia mas su forma de hablar, su sensualidad debo admitir que en mi vida nadie habia despertado de una forma tan rapida mi masculinidad como lo hacia ella, no sé en que momento se nos subieron los tragos ala cabeza o tal vez lo hicimos por nuestro querer, pero aceptaste a ir a mi aparatamento que solo estaba dos cuadras de la fiesta y en cuestion de segundos ya estabamos devorandonos los labios, tu encima de mi  en uno de los sillones, el vestido negro que cubria cada una de tus curvas quedaba a medio poner dejando sus pechos al aire que yo cubri con mis manos propinandoles placer, mis labios se deleitaban con cada beso que dejaba en su suave piel, ella solo podia desatar largos y suaves suspiros o jadeos que se escapaba de su boca, no me detuve y ella no lo hacia se repegaba con sorna a mi cuerpo, Yo segui con mi recorrido, mi cuerpo en cuestion de segundos estaba desnudo al igual que el de ella y en ese momento en ese deliciosos momento la tuve por primera vez, mis caderas se movian en un vaiven ritmico, lento para no ser brusco con la suficiente fuerza como para sacarte gemidos y que sus uñas se enterrasen en mi ancha espalda.

Cada embestida era gloriosa, cada beso era magestuoso... su cuerpo se apretaba contra el mio, el sillon de 3 piezas y con el sufiente espacio para los dos se movia confuerza, cada uno exploto en nuestra dimencion mas alta de placer. ella solo grito mi nombre enterrando sus uñas con mas fuerza en mi espalda.

Mi cuerpo sudoroso cayo encima del suyo, con la repiracion agitaba y decontrolada, Esa noche no nos conformamos, la lleve a mi habitacion " nuestroa cuerpos querian mas" o al meno yo no me conforme y nos tuvimos hasta que quedamos agotados.

A la mañana tú no estaba habias desaparecido y entendí que tal vez no volverias, al ver  de esa frma estuve una seman pero me era imposible los recuerdos de sus gemidos, de su piel...de su cuerpo se repetan una y otra y otra ves en mi cabeza llevandome a la locura. Fui nuevamente  a una fiesta y a otra co la esperanza d volver a verte, pero casi todos fueron intentos fallidos, no fue hasta un mes despues de esa noche en la que te ví otra ves, pero ahora no fue el alcohol que nos orillo a tomarnos si algo mas fuerte entre nosotros.

Cada beso, embestida era tan magico como la priera vez.

Pense que en algun momento se le escaparia un "te amo" pero jamas lo hacia, no sucedia, ella solo se conformaba con vernos de vez en vez y yo la queria ver de adiario, ella era toda una incognita para mí, solo sabia su nombre y nada mas.

presente 

Ella no parecia cansarase de esta situacion, pero y ya lo estaba.

---No te cansas ?--- Pregunte recostado en la cama con mis manos en cada costado de esta, desnudo mientras observaba como ella se arreglaba.

--- De que ?

--- De esto, de solo vernos de vez en vez tenernos por las noches, desaparecer por las mañanas y aparentar que no paso nada.

--- No -- espeto--- por que no habia encontrado a alguien como tú



Jachi@Sanz

#2788 en Novela romántica
#993 en Otros
#267 en Relatos cortos

En el texto hay: drama, eroticos, diferentes historias

Editado: 04.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar