Píntame

Capítulo 6

Agatha.

Han pasado cerca de cinco minutos desde que Demian ha dejado a Liam en el mismo lugar que yo. Intentaba ser dura, quería verlo sufrir, pero al parecer no lo lograba. Le indiqué que no se sentara, después lo mandé a que me trajera una taza de té de manzanilla y, a él no le molesta nada, no saca esa sonrisa socarrona de su rostro. Comenzó a hablar pero lo callé pocos segundos después.

—Sino cierras esa boca —le miré de reojo—. Te la voy a cerrar de un fregadazo —sentencié.

—¿Te puedo hacer una pregunta? —ignoró mi sentencia.

Negué

—No —dije firme—. Aquí la única que hace las preguntas, soy yo. No vuelvas a abrir la boca, a no ser que yo te lo pida.

Por un momento vi su rostro palidecer, como si lo que acababa de decir le hubiera causado algún tipo de daño. Por más que lo intentaba, no podía hacer que borrará esa maldita sonrisa, la cual no podía negar que estaba hermosa, sus dientes blancos me hacían reflejarme en ellos, pero realmente quería terminar con él, hacerlo sufrir y que termine renunciando y dejándome libre.

—Ahora en vez de andar haciendo preguntas —comencé hablando—. Mejor ve a checar si tenemos algo importante que hacer mañana.

Frunció en ceño.

—Pero Demian no me ha pasado la agenda.

—¿Disculpa? Tu estas aquí para obedecer mis órdenes, así que no es mi asunto donde vallas a conseguir la agenda ahora mismo. No quiero despedirte en tu primer día.

Aún que lo quería hacer, tenía que aparentar que realmente no lo haría. No quiero entrar en sospechas acerca del protocolo abandono de Liam a la empresa 

 

 



Saul Vega

#23243 en Novela romántica

En el texto hay: pintora, amor, ficcion

Editado: 13.11.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar