unidad por la sangre

LA INFANCIA

Érase una vez una chica llamada Estrella con 17 años de edad, cuyos padres humildes dominicanos en una ciudad rural, chica de campo criada de buena manera y educación dada por parte de los padres, esta chica era una de las mejores en la escuela, hasta tenía planeado ser doctora, llegando a su hogar saludaba a sus padres, comía y reposaba para luego ponerse a estudiar.

 Un día grandioso estaba en la escuela y se ponía a dialogar con sus amigos; Brenda, Christian y Carlos. Eran de mucho diálogo, pero más le gustaba charlar con su amigo Carlos, esa persona es de buen carácter educado, respetuoso y al igual que Estrella tenía metas.

 Cuando llegaba a su casa hablaba con su mejor amiga Brenda, esta le gustaba comentar y hablar sobre la magia estando muy obsesionada quería inducir a su amiga a la brujería, la amiga siempre le decía que no le gustaba estas cosas ya que estas traían maldiciones y le recomendaba que estudie la biblia ya que estaba consciente de que la brujería estaba prohibida, la amiga decía que le gustaba practicar la magia buena Estrella siempre le decía:

"Exterminaré las hechicerías de tu mano, y no tendrás más adivinos, se encuentra en Miqueas 5:14 por eso no quiero que te pierdas".

-Brenda decía: aunque tengas razón y me lo digas no dejare esto porque me gusta la magia.

-Estrella respondió: a pesar de que camino elijas yo aún te seguiré creyendo porque eres como mi hermana. (Estás se dieron un abrazo aceptándose una a la otra tal y como son).

La chica jueves y sábado visitaba la iglesia para saber más sobre Dios su propósito en la vida también quería saber qué es lo que podía hacer por su iglesia para mejorarla, esta iglesia era muy humilde y pobre cada vez que se sentaba hablar con el pastor sobre ella.

-El pastor le decía: pequeña sierva de Dios muchas gracias por tu interés es de mucho agrado, me gusta que te interese ayudar te agradezco por todo lo que haces por ella a pesar de no trabajar y ser tan Joven, la iglesia está muy agradecida por lo que haces, hasta podrás llegar a ser pastora, solo se paciente algún día será.

-Estrella: De nada pastor, cada vez más quiero ayudare a la iglesia y me gusta ayudar. Muchas gracias por permitirme estar aquí.

-El pastor: está bien mi pequeña Varona de Dios.

-Estrella: bueno adiós pastor (despidiéndose cortésmente).

Sale de la iglesia, llega a su casa, se pone a cocinar, reparte de la cena y llega su amiga Brenda y se ponen a charlar de cuando eran pequeñas; de cuando estaban pequeña se enamoraron del mismo chico a la edad de 13 años, se enamoraron de su físico y de su personalidad, él era más mayor y le llevaba 2 años, en ese tiempo se hicieron mejores amigos y le confesó que era homosexual. Estrella y Brenda se sorprendieron porque el chico que le gustaba cuando era pequeña chico sea homosexual.

Estrella piensa en aquel momento: ¡Que o Dios mío! El chico que me enamore era gay.

Brenda al escuchar aquello se quedó paralizada, ambas amigas se enamoran de la misma persona a la edad de 12 años y se reían de carcajadas recordando aquel momento.

 

  Brenda y Estrella riendo carcajadas.

https://lh6.googleusercontent.com/3j0QaUR331ELJ-KYgBTURaUqb3SA0cnPLollFE-QSjws6Lk5-loLFrUm8otkMf2icE2dJpqAr1IKbGZ5MGpoJ9bDEp6mYqipLbKMWmXhzw7SvMbrHfwFgL2NZqRvaho3SypIh4FtkJ-k7IHUlA



 

 

                  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

                              Una visita que lo cambia todo

Érase una vez una chica llamada Estrella con 17 años de edad, cuyos padres humildes dominicanos en una ciudad rural, chica de campo criada de buena manera y educación dada por parte de los padres, esta chica era una de las mejores en la escuela, hasta tenía planeado ser doctora, llegando a su hogar saludaba a sus padres, comía y reposaba para luego ponerse a estudiar.



de meilyn

Editado: 19.01.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar