Cazador de Maldad

9- La sabiduría de la guerra

Preparo la clase enfocada en la sede de los marinos al no haber otro tipo de mítico que sea parte de la temporada, tengo imágenes impresas, fotos que tomé al visitar el lugar con muchos propósitos, siendo las mejor enfocadas y donde no estoy las que uso para la clase, mapas y esquemas de jerarquías y los puestos que puede obtener un marino. Nate se acerca de curioso a ver con la excusa de no tener ese grado de conocimiento por estar fuera del sistema del mundo sombrío, aceptando a regañadientes por petición de Leon, que me sugiere ayudarlo a comprender el sistema si quiere pelear con ayuda de nosotros.

— Iniciemos con el territorio en el que van a vivir, la tribu del pacífico noroeste, para ser precisos al haber muchos, la suya es la sub-tribu en Scotia, la ciudad playera más cercana —quisiera enseñarles cada una de las cuatro tribus que hay, pero casi todas son iguales, algunas con líderes como Zox que pueden cambiar su forma, algunas con líderes que solo tienen una forma marina, otras mixtas y otras donde solo coexiste un tipo de marinos. Me dedico a señalar el mapa del territorio marino de Scotia, con una forma singular de estrella de mar (así la crearon en sus inicios) con sus respectivas secciones señaladas—. No hay jerarquías o rangos a excepción del líder, que es Zox de la tribu del pacífico noroeste, a diferencia de otros líderes con una sola forma marina, es de los pocos que pueden cambiar a diferentes formas marinas, ya sea a un tritón, un octano, un humano o un humanoide con escamas por todo su cuerpo que terminan en su cuello. Se teoriza que un líder nuevo se escoge pasando por una serie de pruebas o en su defecto presentando la misma habilidad de Zox, les explicaría más si no fuera porque eso está fuera de nuestros conocimientos y él vendrá la próxima semana para introducirlos al mundo marino. Los trabajos que puede hacer un marino pueden variar dependiendo de las habilidades y la comodidad del marino, los trabajos oficiales consisten en vigilancia, búsqueda y rastreo, cacería, ayuda social, mensajeros y hay otros trabajos diversos que entran en la categoría de “comerciales”. Dedicaremos un día a explicar cada uno, por hoy les explicaré el modo de vida de un marino.

 

 

El resto de la semana me la paso explicando cada tipo de trabajo resolviendo las dudas que tengan, que son más de Nate que de Leon (cuyo interés no es visible, solo presta atención para aprender) y el de Benjamin juntos. Su excusa es no estar al tanto de los otros míticos, sabe a la perfección sobre la licantropía y hasta ahí se queda su conocimiento. En esa manada los enseñan a preocuparse únicamente por los suyos en caso de peligrar e ignorar a los de afuera, una de las razones de mi desconfianza hacia él, se ve arriesgado y nos abandona sin más. Me promete que no lo hará, que se quedará con nosotros por más riesgoso que suene y no nos va a traicionar para completar esa venganza de la que habla cinco veces al día (las cuento a diario). Al iniciar el sábado le reclamo que deje de hablar de esa venganza de una vez, ya sabemos que lo va a hacer, no es necesario que nos lo diga mil veces. Josh me obliga a pedirle disculpas y Nate se enoja por mi negativa a hacerlo y saca sus garras, él fue el que me estresó repitiendo lo mismo una y otra vez, que te recuerden que alguien viene a matarte en todo momento no es algo que pueda soportar. Le grito que no se meta, Nate amenaza con partirme el cuello por ser un idiota grosero que no busca ayudarlo, le apunto con otro cuchillo oculto por ahí, Josh nos da una golpiza a ambos que nos ayuda a dejar de pelear y finalmente termina el día sin que uno mate al otro. El domingo descubro que es el único que está despierto, yo me levanto a esta hora sea o no necesario, es una buena costumbre para aprovechar el día al máximo. Está viendo una misa católica en YouTube en la televisión de la sala, es raro ver a alguien de aquí mostrando sus costumbres explícitamente, la mayoría prefieren mantenerlo en privado o lo hacen al enterarse que no soy tan religioso como los que me preguntan eso, para ser un cazador de criaturas usadas en muchas religiones soy parcial y no me enfoco en ninguna más que en la otra. En lo que se acaba me voy a entrenar, no quiero interrumpirlo haciendo ruidos con la licuadora, sería una falta de respeto sin importar que sea por necesidad, practico mi puntería con el arco encajando las dianas a distancias alejadas de la otra, cargo la primera flecha plateada y disparo a la diana en tonos pastel, encajándose cerca del blanco, estoy oxidado. Cargo otra flecha a la diana con pintura fosforescente y más lejos pensando que no va a llegar cerca por mi falta de práctica, encaja en el centro. Pongo a prueba mi teoría de ser mejor a largas distancias, la tercera flecha va dirigida a la diana que…

— No tenía nada de malo si interrumpías —Nate ha entrado a la sala de entrenamiento con un silencio sepulcral, juro que había dejado la puerta cerrada y no la escuché—. Hablando de ayer, me aloqué un poco con eso de rebanarte el cuello, no lo digo enserio, en su momento lo considere…, eso no importa, perdón por no darme cuenta de lo hartante que puedo llegar a ser, solo me enfoqué en mi manada.

— El que debo disculparme soy yo —le devuelvo su disculpa poniendo el arco en su lugar, Kevin podría hacer algo de provecho y acomodar las dianas en su lugar, ah, y quitarle las flechas—. Te diré algo que no le he contado a todos, el marcado, Treen Sanobi, me tiene como su primer objetivo, mis padres lo arrestaron por robo y asesinatos a varias personas de todo tipo y a cambio juró matarme, no puedo relajarme en momentos de estrés teniendo en mi cabeza el pensamiento de mi posible muerte a manos de él, también fue un terco y grosero por no calmarme y amenazarte con el cuchillo sin pensarlo con detenimiento.



#5946 en Fantasía
#2795 en Thriller
#1494 en Misterio

En el texto hay: venganza, demonio, cazademonios

Editado: 02.03.2024

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.