Como destruir a un estudiante

La venganza es dulce.

Una vez Zayn Malik dijo “No importa cuántas veces las personas traten de criticarte, la mejor venganza es demostrarles que están equivocados”.  

Puede sonarte absurdo el tomar como consejo algo dicho por una celebridad, pero lo único absurdo aquí, eres tú pensando eso.  

Tanta razón existe en esas 17 palabras, que me tome la frase como ley de vida.  

Ahora bien, antes de entrar al salón de clases me hice una pequeña inspección en el baño de chicas.  

-Falda decentemente corta, zapatos brillantes, blusa perfectamente planchada, cabello elegantemente peinado, y el toque final- digo sacando de mi mochila el pequeño frasco de perfume de color lila, me doy tres toques y sonrió ante mi reflejo- Bien dicen que la venganza es dulce.  

Por último, colgué mi mochila en un solo hombro (como lo suele hacer la gente interesante en las películas) y salí rumbo al éxito que yo misma me prometía. Estaba tan segura que la forma más eficiente de llevar el primer paso de mi plan era esta.  

Tres toques a la puerta y una sonrisa al entrar vasto para tener un poco de atención.  

- ¿Me permite pasar? - digo cerrando la puerta de tras de mí. 

-Ya está adentro señorita, por favor tome asiento que la clase ya ha comenzado.  

¿Señorita? Usualmente no me perdonaría el atrevimiento de entrar sin su permiso, ni siquiera tenía permitido tocar si llegaba tarde, pero claro, hoy me veía diferente que hace dos años.  

Llegue a mi asiento cuando de pronto una mano se interpone entre la silla y yo. 

-El asiento es exclusivo para mi amiga Angela- la chica bonita sentada aun lado de la silla vacía me guiña el ojo.  

-Soy yo, Angela –sonreí. 

Ella lo sabía, Cindy sabía que era yo, pero mis compañeros aun tenían la duda de mi identidad. No había necesidad que se armara un alboroto solo por mi cambio de apariencia, lo que necesitaba era que rumoraran.  

  • Hacerse notar. 

  • Formar parte de un club prestigioso. 

  • Asistir al campamento de los DIEZ.  

Estaba segura que lo primero ya estaba hecho, me faltaban dos, y es aquí donde comienzan las complicaciones.  

Cada año podías elegir si quedarte en el mismo club o cambiar.  

Verán el club al cual pertenecía era uno de lectura, nada prestigioso, por cierto, así que era momento de cambiar a uno que me beneficiara.  

Cindy estaba en moda y textiles junto con su otro grupo de amigas. Este club definitivamente llamaba la atención de cualquier hombre o mujer, porque todas eran personas con el título de bellezas. Aunque Cindy trato de convencerme de pertenecer, deseche la idea por dos razones. Uno, este club no me ayudaría en mi solicitud para la universidad y dos, había ideado este plan para joderle a cierta persona.  

- ¿De verdad rechazaras la oferta Ángel?  

-Angela, y sí, creo que no es para mí. -quite suavemente su mano de mi hombro –además busco uno que me ayude con la universidad.  

- ¿Y a qué universidad apuntas Angela? -Cara, segundo grado y había ganado el título de Barbie, cara pálida, cabello naturalmente rubio, ojos claros y cuerpo 90, 60, 90. Era una integrante más del club de moda y textiles.  

-Villa Honor –Me encojo de hombros restando importancia. 

Mala decisión. 

-Ángel, ¿Acaso nos tratas de insultar? Esto no es para ti no pierdas tu tiempo en cosas inútiles -dice con ironía -ve con los de robótica, los chicos de debate cualquiera menos aquí -Lucas, el presidente del Club toma un par de telas y se va dejándome con Cara -¡Alguien deme un vaso con agua! 

-Tranquila, solo juega. -dice mientras toma unas tijeras –Puedes cerrar la puerta cuanto te vayas. 

No era una pregunta, era una orden.   

Obedecí. 

Había olvidado el problema de hace un año, cuando los aspirantes a la universidad Villa Honor quisieron borrarlos del mapa de la escuela al club de textiles por “no aportar lo suficiente para las universidades” ya que según el líder de robótica era un hobby, la cual no resaltaría, ni ayudaría para tu solicitud universitaria.  

Con el sentimiento que me había dejado la situación anterior, camine hacia las oficinas de orientación.  

Encontrar un nuevo club sería difícil para hacerlo yo sola, resultaba más fácil que la misma orientadora me asignara uno.  

(…) 

-Lo siento, la orientadora ha salido de manera urgente. -La chica de trabajo social me brinda una cálida sonrisa de disculpa –Enviare tu solicitud a los presidentes de los Clubs solicitados, más tardar para hoy en la noche te llegara la notificación de sus respuestas.  

-Gracias -Le devuelvo la sonrisa de manera cordial y giro sobre mis talones solo para ir a sentarme a una banca vacía.  

Era hora de Club, todo mundo tenía uno y yo había renunciado al mío. 

-Tal vez podría regresar, olvidar el segundo paso e ir directo al tres– pensé.  

Lo que había hecho era alta traición, y el regresar significaría que había fracasado. 

Mi objetivo, era quedar de alguna manera en el mismo club que Evan, chico cuya presencia no he visto en todo el día. Tenía claro que estaba en Robótica, la cual había anotado como primera opción, la segunda era Debate, y la tercera Informática. Sinceramente quería la segunda, la discusión de temas y la exposición de ellos me resultaba interesante.  

Pasaron las horas de manera larga y aburridas, hasta que por fin pude volver a casa y lo primero que hice fue desbaratar el hermoso peinado que le había llevado una hora a mi hermosa madre.  

Me recosté en mi habitación por unas horas hasta que el correo llego. 

“Nos complace anunciar que has sido aceptada en el Club de Debate de la Preparatoria Hils. Te esperamos mañana al finalizar las clases.”  

¿Decepción? 

¿Alegría? 

No sabía que sentir, quería pertenecer a él, pero necesitaba estar en robótica para destruir a Evan.  



#31042 en Novela romántica
#5155 en Chick lit
#19712 en Otros
#3025 en Humor

En el texto hay: vengaza, estudiantes, amor

Editado: 26.07.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.