Diario de un divorcio

XIII. Si la tercera es la vencida... ME VENCIÓ!

Cuando mi "querido" ex y yo estuvimos juntos yo quize forzar una y mil veces este amor (en este caso, TRES VECES OFICIALES), ya que yo lo consideraba el más grande amor de mi vida, pero la tercera vez fallamos ambos, en esa oportunidad yo estaba arrastrando un raro vacio y cuando fui al psicólogo estaba superandolo y conllevando mi día a día, pero al regresar con él deje de asistir a mis consultas, y cuando viví con el por tercera vez en su casa, él comenzó a aislarse de mi, a ocultar cosas, a salir y pasar tiempo afuera, tenia muchisimos misterios co su celular, entonces yo comencé a usar mis redes sociales para conocer gente nueva porque según YO ya no iba a caer, ni acostarme con nadie y resulta que mi ex, se dió cuenta y aunque en esas conversaciones no habia nada malo a mi parecer, él me hizo a un lado y comenzó a tratarme peor, bueno, en fín, el punto es que durante esa travesía me dí cuenta no solo de sus errores, de su trato, y de lo poco que era, sino tambien de mis errores, me dí cuenta que él era una persona fría y cruel pero que esa frialdad y crueldad tambien la sacaba yo a flote porque yo tambien lo agredía, sin ver YO mis acciones, es cierto que el fue un verdadero "COÑO E´MADRE" conmigo, pero yo también tengo parte de la culpa en todo, ya que hay que entender amigas mias que la relación es de DOS, y por ende las culpas también, alguno con más peso que el otro pero culpas al fin y al cabo.

YO ASUMO MIS ERRORES en la relación que llevé con él, él me abandonó, me desilusionó, golpeó fuertemente mi edo femenino, pero yo también le hice mucho daño al acostarme con algunas personas por darmelas de "mala", yo también al ver que me decía cosas hirientes, las ultimas semanas estallé, lo agredí fisicamente para que él me golpeara, quería descargar toda esa ira y frustración contenida por todas esas palabras o acciones en las cuales me habia mantenido al margen, en las noches cuando lo veía dormir sentia deseos de acabar con él, o acabar conmigo por lo patetica que sentía que era mi vida, gracias a Dios el tornillo que me falta no afecta tanto como para convertirme en asesina, jajaja, bueno la ultima semanala ultima semana lo agredí y él como que también entendió que ya estabamos muy mal, AMBOS, pues en vez de burlarse, o agreirme o decirme cualquier cosa que me doliera, me abrazó y me dijo que no me golpearía, que el entendía que estabamos mal, que yo estaba mal, que necesitaba apoyo psicologico, que él no me golpearía pero que tampoco me dejaría caer y recuerdo que me desplomé en llanto, a todas éstas confieso que en el fondo de mi lo que más quería era que me golpeara muy fuerte para yo caer desmayada y no pensar en todo lo que estaba viviendo.

Pero bueno, ya para ésta tercera separación con él, digamos que ya tenía algo de experiencia en caídas y separaciones (Y YA HASTA CAÍA CON MUCHO ESTILO), solo me descontrolé alrededor de cinco días, y ya despues del quínto día yo estaba más tranquila, no le rogué más, al contrario, hablé con él de que ya era el final de la relación y que no lo iba a distanciar de su hija, porque la niña lo amaba, y porque durante ese último intento había demostrado que era un GRAN y EXCELENTE PAPÁ,  que como yo o como todos, NO nos dan un manual sobre como ser buenos padres pero que día a día uno aprende y él había aprendido, o por lo menos lo estaba haciendo, y también lo solté, lo amaba si (quizá), pero ya no era sano estar allí, porque yo no era para él (Y QUIZA NO ERA PARA NADIE, EXCEPTO PARA MI), y porque él me hacía daño y yo le hacía daño a él también, así que lo solté y dejé de buscarlo, de rogarle, de llorar y comenzar a enfocarme en buscar mi estabilidad primero económica, luego emocional y finalmente mi estabilidad social, porque claro que lo quería lograr, pues pienso que, ahora podia tomar toda esa energia y ganas que le ponía a forzar esa relación a funcionar a como dé lugar e invetirla en mi, a mis nuevos proyectos, a la niña y su crecimiento, disfrutar eso, y ponerme bella porque eso me hace sentir bien conmigo misma.

En fin quiero decirle a él que GRACIAS, por hacerme volar tan alto, y por hacerme entende que cada vez que vuele tan alto debo estar muy pendiente para cuando me toque aterrizar, que gracias por mi gran regalo de vida (MI TRAVIESA HIJA), que gracias por hacerme una mujer fuerte pues con todo esto que pase con él me convertí en una mujer demasiado fuerte, que no se rinde y que sabe que no posee limites, que lo peor ya pasó y que de ahora en adelante sabe que TODO lo puede superar, ese gran aprendizaje se lo debo a él, pues estuve en la mejor escuela, fue duro pero, soy una mujer guerrera, tambien le pido perdón por todo lo malo que le hicze y quiero que sepa que lo perdono por todo lo malo, que le deseo EXITOS en todos los ambitos de su vida y que lo quiero y lo aprecio por el simple hecho de ser el papá de mi hija, tendremos esa conexión siempre y hay que darle a el ejemplo de que somos un equipo de trabajo por ella, y que nos queremos, no existe odio ni nada malo, y bueno que Dios lo bendiga a él hoy y siempre.



#28248 en Otros
#8868 en Relatos cortos

En el texto hay: separaciones dolorosas, auto superación

Editado: 12.03.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.