El florecer de una flor

La princesa

-¡Mamá! ¡otra vez, otra vez!-gritó alegramente la pequeña.

-Nó ya es noche, a, dormir mi princesita-le dijo con voz melodiosa la reina Valdivia.

-Pero no tengo sueño-dijo restre gandose los ojos somñoleienta la princesita.

-Nó mientas.-y le dio en beso en la frente-Si no mañana tendrás sueño y, recuerda que iremos de visita al reino vecino.

-Ahhhh-se quejó-esta bien mami.

Se levantó de la cama la reina y arropó a su hijita cuando iba a apagar la luz entro el rey quien se hacercó a su hija besándola en la frente.

-Buenas noches cariño-dijieron al mismo tiempo sus papás, causando que la pequeña riese dulcemente.

-Buenas noches-les respondió, cerrando sus ojitos.

Apagaron la luz y caminaron hacia la puerta tomados de la mano.Volteron a ver a su pequeña hija que igual los miraba y les pregunto.

-¿Como se llama la flor de mil colores?-preguntó con un brilló especial en los ojos, anhelando  su respuesta.

-La flor de la esperanzá- le contesto su padre, para luego salir de su habitación hacía la suya.

La princesa sonrió y miro hacia la ventana que se encontraba al lado derecho de su cama, desde la cual pudo apreciar la luna llena más grande y brillante que nunca.

No muy lejos del palacio real se encontraba un ser observando a la princesa durmiendo plácidamente en su cama.

-Muy pronto nos volveremos a ver mi princesa-dijó aquel ser.

 



#9775 en Fantasía
#2061 en Magia
#3876 en Personajes sobrenaturales

En el texto hay: reinos y secretos

Editado: 20.08.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.