El último sobreviviente.

CAPITULO VII: La verdad oscura.

Tengo una jaqueca insoportable por el golpe que recibí, tengo frio, intento mover mis brazos pero me siento amarrado, no logro observar bien nada, aun mi vista se siente débil ¿Qué fue lo que paso?

Trato de enfocar un poco mi vista y veo una silueta al frente de mi ¿Quién es? No lo sé, mi boca se encuentra amarrada así que no puedo preguntar.

Enfoco completamente y por fin puedo ver a quien tengo de frente, estoy sorprendido, no… No puedo creerlo ¿¡Ron!?

Su sonrisa es macabra, sus ojos no son los mismos ahora son de color rojo intenso, un demonio se ha apoderado de él, me observo mi cuerpo y estoy amarrado en forma de cruz en un madero, no puedo hablar, no puedo hacer nada, estoy a merced de este ser apoderado del cuerpo de Ron.

– Te noto un poco tenso Brad, porque no te relajas un poco en esa cruz y observas el espectáculo que te tengo preparado esta noche.

El demonio me habla, reconoce mi nombre y no entiendo el porqué. Solo observo como de un momento a otro me da la espalda y comienza a subir las escaleras del segundo piso, trato de ver en qué lugar de la casa estoy y me doy cuenta que es en la sala principal frente de la puerta, cualquiera que entrase me vería completamente donde estoy, pero no creo que alguien logre entrar y menos a estas horas de la noche.

Escucho los pasos del ser bajando nuevamente las escaleras mientras arrastra dos cuerpos amarrados tanto de sus manos como de sus bocas, los cuales tira frente a mí, son Lucia y el sacerdote, los verifico y aun están vivos se les nota su respiración solo están inconscientes.

– ¿Conoces la historia de este inmundo sacerdote Brad? –Me dice mientras lo observo con mirada fría–

– No me mires así amigo Brad, te contare la pequeña historia de Wood y el sacerdote, ponte cómodo en esa cruz –Busca una silla y se sienta frente de mi– porque lo que te contare te dará razones para odiarlos tanto como yo.

Me observa sonriendo mientras su rostro cambia al segundo estando un poco más serio.

“El gran Mariano Wood” Uno de los muchos supervivientes del planeta llamado tierra; Un hombre con gran porte capaz de lo que sea ¿Su única gran habilidad? Estafar en “Las Vegas” y ser un corrupto de primera clase. Según pensaba que el mundo cambiaria si él lideraba algo después del apocalipsis, quería re armar el mundo a su manera creando prostitución y un poco de jugos de azar alrededor de lo que quedaba de vida. Hacer que los ricos siguieran su pueblo construido por el señor “Morental” antiguo propietario de la SSC. Jajajajaja el tonto no duro mucho con vida ya que nuestro buen amigo Wood lo mato al borde de un barranco en las afueras del pueblo, logro ser líder, jefe, gobernador o como quiera que lo llames de este lugar. La antigua mujer del señor Morental se convirtió en su amante la cual vez ahora en tus pies, si amigo ella misma la señorita Lucia, pero no era porque ella quisiera, simplemente nuestro santo Wood la violaba todo el tiempo, era su esclava sexual, tanto que un día intento ella misma ahorcarse pero no pudo ya que Wood la encontró en el acto y la rescato. Si hombre, quien tu creías que era alguien bueno en realidad era uno de los seres más malignos de este mundo, por eso el demonio de la desesperación “Caym” lo mato destrozándole su cráneo, fue hermoso para mi ver tan grandioso acto desde lo lejos del bosque ¿A ti no te pareció hermoso Brad?

Me quedo atónito al escuchar todo lo que me está diciendo el ser dentro de Ron ¿Wood era malvado?

– ¡Si hombre! ¡Era un ser maligno! –Me dice como si leyera mi mente.

De momento solo lo observo y noto como el sacerdote comienza a levantarse mareado, el demonio se ríe y lo agarra por el cuello intentándolo asfixiar, lo voltea y observo cómo le da un par de golpes tirándolo al suelo una vez más.

– ¡Maldito sacerdote! –Dice mientras se ríe y le da un par de patadas–

Yo simplemente observo, no puedo hacer nada, por más que quisiera hacer algo estoy inútil por el momento.

– ¡Oh! ¿Enserio quieres salvarlo Brad? ¿Sabes la historia de este maldito? Si no la sabes déjame resumirla: El mismo imbécil que ves en el suelo sabia todo lo que estaba haciendo nuestro buen amigo Wood, desde quererse apoderar del pueblo como lo de violar a la señorita Lucia ¿Sabes por qué quiso ser el jefe? ¡Bingo! Para poder tener deseos carnales con la misma jajajajaja, todos son unos malditos Brad, todos son peores que nosotros los demonios.

Solo observo cómo lo sigue golpeando en el piso mientras saca una soga al lado de las escaleras, amarra al sacerdote por el cuello y lo aprieta hasta asfixiarlo.

El sacerdote trata de resistir pero Ron agarra mi arma y le da un disparo en toda la cabeza explotándosela y dejando todos sus sesos regados por la sala.

– ¡Me encantan los finales felices! Dos malditos muertos en menos de una semana ¡Me encanta este trabajo!

Veo como el demonio salta hasta la habitación de armas de Wood sacando un serrucho, me lo muestra riendo y luego lo coloca en toda la cara de Lucia.

– Eres tan hermosa y has pasado por tanto señorita Lucia, pero yo soy un demonio y no me interesa lo que hayas vivido.

Observo como empieza a cortarle los brazos con el serrucho mientras la mujer intenta gritar pero esta tan amordazada que no se escucha nada, solo puedo ver como ese desgraciado esta mutilándola no puedo hacer nada más, no puedo salvarla.



#4870 en Ciencia ficción
#12764 en Thriller
#5229 en Suspenso

En el texto hay: apocalipsis demonios

Editado: 10.04.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.