¿love Or Friendship? (amor o amistad)

Capítulo 15

Un verdadero amigo te comprende y te valora.

 

 

Después que trajeron a Lila del hospital esta se encerró en su habitación y no ha querido cenar conmigo, ya son las 9 de la noche y todavía no come nada, fui a la cocina y prepare unas tostadas con jugo de naranja y fui hasta su habitación.

-Lila soy, yo voy a pasar.

-No Zoe, por favor -dijo pero la ignore y abrí la puerta, deje la bandeja sobre la mesita al lado de la cama.

-No sé qué es lo que tengas conmigo, pero yo solo quiero tu bien, y tu bebé necesita de ti, tienes que comer, hazlo por mí.

-No te merezco, tu eres la mejor persona del mundo y te falle, no pude estudiar cuando tú me lo pediste y mira ahora soy una carga para ti, y no lo quiero ser me iré a lo de mis padres Zoe -mi corazón empezó a latir más fuerte cuando escuché sus palabras.

-No Lila, tú no te iras no puedes dejar a Arturo sin su hijo y a mí también no nos hagas eso.

-Arturo no quiere tener un hijo ya me lo dejo bien claro -dijo y sus ojos se llenaron de lágrimas.

-No me importa lo que te haya dicho el idiota ese, pero tú no te vas yo cuidare ese niño como si fuera mío, lo prometo estaré para ti siempre, pero no te vayas no me dejes como lo hizo Lucas -mis ojos se llenaron de agua y sentí los brazos de Lila en un fuerte abrazo.

-Shhh no me iré tranquila, no llores más perdóname Zoe.

-¿No me vas a dejar? -pregunte con voz entrecortada.

-No Zoe nunca te voy a dejar, lo prometo -pasamos un rato más abrazadas yo me separe y le pase la comida -no tengo hambre.

-Pero tienes que comer, por nuestro bebé -dije y ella sonrió.

-Gracias por todo.

-Ya empieza a comer si no quieres que me enoje -Lila sonriente se comió todo.

 

*****


Que lindo es despertar y saber que es domingo, cero trabajo y mucho descanso, Lila y yo nos pasamos el día comiendo y viendo tv, en la noche llegó Leo y Lila fue a su habitación a descansar.

-¿Como ella sigue? -pregunto Leo.

-Mejor, los malestares no son muy fuertes.

-Espero que Arturo pueda arreglar las cosas con ella.

-A ese no lo quiero aquí otra vez, ese cobarde mira como la dejó en un momento donde lo único que ella necesita es compañía y apoyo.

-El está muy arrepentido, lo que dijo fue solo por miedo no sabía qué hacer, ayer se pasó todo el día llorando en su habitación.

-No me importa, no lo quiero cerca de Lila yo le di una oportunidad y mira lo que hizo en la primera, ese bebé es mío y de Lila, ya él no cuenta aquí.

-Zoe tú tienes que entender que él estaba nervioso y asustado, y no pensó en lo que dijo.

-Porque esos nervios no le cogieron para besarla y gritar que sería padre, pero si para decirle que no sería responsable y que solo era culpa de Lila, que ese bebé es un error, si tú eres igual que él te puedes ir de mi casa porque ahora yo tengo un compromiso con Lila y es cuidarla como Arturo no lo hará.

-Sé que ahora será difícil para ti, pero no soy un cobarde, Lila tiene la ayuda de mi familia todos la queremos ayudar, y no dudes en llamarme si es necesario.

-gracias Leo, eres un gran hombre -lo abrace y el me envolvió en sus brazos.

-Tu eres lo más importante para mí Zoe, te amo.

-Yo también te amo Leo -nos quedamos así por mucho tiempo sin importar nada solo escuchando los latidos de su corazón.

 

*****

Me desperté temprano, hoy es lunes y me tomé el día libre, prepare unos panqueques y espere a que Lila se despierte, cuando lo hizo nos sentamos a desayunar.

-¿Cómo te sientes? -pregunte sin despegar la vista de ella.

-Bien y tú, anoche Leo se fue tarde, ¿de que hablaron? -pregunto interesada.

-Yo estoy bien, anoche Leo me dijo que su familia tiene pensado ayudar con lo del embarazo y que Arturo está muy arrepentido  -dije lo último restándole importancia.

-¿Crees que este arrepentido? -pregunto ilusionada.

-Leo es su mejor amigo y si él lo dice es verdad, pero eso no quita que sea un cobarde, si tú lo quieres perdonar hazlo pero de mi parte será más difícil, y eso que le dirás que de esta casa no te mueves, yo no te dejare vivir con él, lo único que puede llegar a convencerme de dejarte ir es el matrimonio y yo no le daré el permiso.

-No te preocupes, no tengo pensado vivir con el -dijo bajando la cabeza.

-No mi amor aquí no hay tiempo para la tristeza, ¿qué tal si vamos por un helado? -pregunte con una sonrisa.

-No quiero salir.

-Quien diría que se invertirían los papeles.

-Si es cierto, yo nunca me niego a una salida, vamos por uno de Ron. -dijo emocionada.

-¿Estas loca? no puedes tomar nada de alcohol -dije exaltada.

-era broma, la segunda opcion seria Menta. -dijo riendo.

-Eres muy rara, ¿a qué mujer la gusta más el helado de menta que el de chocolate?

-solo por hoy quiero chocolate, vamos por el helado.

-Esto hay que escribirlo para la historia, Lila quiere helado de chocolate.

-No es mi culpa mi bebé lo está pidiendo.

-Este es el mejor bebé del mundo.

-Exagerada -me mostró la lengua y salió de casa.

 

*****


Cuando se hizo de noche volvimos a casa, y encontramos a Arturo en recepción, no muy convencida los deje solos y subí a mi piso, me duche y me puse mi pijama, salí a la cocina y prepare un chocolate caliente ya que hace un poco de frio, busque un buen canal en la tv pero nada llamaba mi atención.

Al pasar el tiempo Lila entro al apartamento y me dijo que perdono a Arturo, pero me dijo que no piensa volver con él, se acostó en su habitación y yo en la mía, a las 2 de la madrugada abrió la puerta de mi habitación y se acostó en mi cama porque estaba muy triste, la abrace y al poco tiempo se quedó dormida.

 

 

 

 

.



#4103 en Joven Adulto
#20249 en Novela romántica

En el texto hay: bebe, amor, empresa

Editado: 14.08.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.