Mi amor imposible

Capitulo 4 "un beso"

Al dia siguiente decidimos salir a una discoteca, tomamos alcohol mientras bailamos, nos acompañan Liam , Brandon y otros chicos más los cuales desconozco, junto a Mari y Aby hacemos una  gran ronda, empezamos a bailar y reir, el idiota de Ethan intenta hablar con mi amiga pero ella lo ignora; esa es mi chica.
Seguimos bebiendo hasta embriagarnos lo suficiente, Liam se ofrece a llevarnos a su casa.
Brandon conduce el auto de Aby y las lleva a ella y a Mari. Al llegar Liam regaña a Emma aunque ella lo ignora, subimos a su cuarto y de solo apoyar la cabeza en la almohada quedamos completamentes inconscientes.

Es domingo, y la voz de mi amiga y un movimiento brusco logran despertarme
Con pereza abro los ojos pero hay demasiada claridad. Se me parte  la cabeza. - jamas tomare alcohol- pienso aunque no es la primera vez que lo digo.
Emma entra a darse un baño, al salir yo la imito. Debemos ir al club donde juega su hermano,  Liam la invitó y ella no quiere ir sola.
Ya arregladas bajamos las escaleras.
Liam y Brandon esperan abajo hablan de algun tema y al vernos se callan.
No dirigimos al auto y encaminamos al estadio, durante el camino me dedico a observar por la ventanilla aunque una que otra vez miro a Liam por el espejo retrovisor, me encantan sus ojos color miel y quisiera que algun dia me miren, quito esas tonterías de mi mente al notar que el coche estaciona.
Al bajar veo a lo lejos a Sophie y maldigo mentalmente pero trato de ignorarla. Por alguna razón Brandon y yo caminamos adelante y los hermanos lo hacen muy conversadores atras. Emma me toma del brazo y me aleja de ellos
-¿qué pasa?- inquiero confundida 
-Liam va a besarte asi que disfruta este momento- habla rápido frunzo el entrecejo -lo hará para que Sophie deje de molestarlo pero lo hará- explica sonriente -vamos sonrie- dice
-¿no crees que es muy evidente?- pregunto 
-¿qué cosa?- 
-que hables con él,  luego conmigo y después que me bese- explico lo obvio -ella no es tonta, sabrá que es planeado- digo
-tu solo deja que te bese y ya-replica, No me convence la idea deseo a Liam pero no así, el no quiere besarme lo hará por Sophie. Nos acercamos y ellos hablan de algo  
-suerte en el partido- habla mi amiga 
-gracias- responden ambos. Liam le da un beso en la mejilla y luego se acerca a mi apolla sus labios sobre los mios, son tan suaves y perfectos que siento que me queman, pero se eleja demasiado rápido,  la peli negra toma mi mano y nos dirigimos a las tribunas. Wow sus labios tocaron los mios, lo se solo fue apenas pero senti una electricidad en todo el cuerpo, exagero pero ¿como lo olvido?

A solo cinco minutos de comenzar el partido Liam hace un gol el cual gritamos eufóricas. 
Durante el descanso nos dirigimos al baño, y luego a comprar algo de comer, los nervios aumentan nuestro apetito. Con las manos llenas de golosinas regresamos a nuestros lugares. A lo lejos vemos a la rubia observarnos con rabia, decidimos ignorarla mientras recordamos la fiesta
-¿piensas hablar con Ethan?- pregunto 
-no lo sé, no puede cambiar lo que vi. Ademas no me interesan sus excusas- responde 
-es cierto- tomo su mano - sabes que estoy para lo que necesitas- la presiono y sonrie 
-lo sé, eres mi media naranja- ambas reimos. Comienza la segunda parte y miramos atentas, aunque de vez en cuando conversamos, Emma me pregunta que tal el beso aunque no le digo todas las sensaciones que provocó en mi, solo respondo que no estuvo tan mal, Liam convierte otro gol y volvemos a gritar como locas.  Al finalizar encaminamos a su coche a esperarlos; mi amiga bromea que el beso fue de buena suerte, yo me sonrojo. 
Los esperamos unos minutosy ellos no salen, continuamos conversando de temas sin importancia al cabo de unos minutos los vemos acercarse .
-tengo algo que contarles- dice entusiasmado al llegar a nuestro lado- pero no aca- agrega - vamos a un bar.
Subimos al auto sin enteder a que se refiere, conduce callado y eso aumenta nuestra intriga al llegar a un bar bajamos de inmediato, entramos y buscamos una mesa vacía y nos sentamos, un mesero de nuestra edad se acerca y nos pregunta qué deseamos  ellos piden cerveza, Emma y yo solo limonada. El chico nos sonrie dulcemente, luego se aleja 
-¡ya dilo!- exclama mi amiga
-bien, aquí va. Un equipo de Madrid quiere comprarme- suelta de golpe ¿eso quiere decir lo que creo que dice?
-¡felicidades bro!- habla Brandon
-gracias amigo- responde luego mira a su hermana 
-eso es maravilloso- replica ella
-si lo es- 
-felicidades- digo aunque por dentro algo me dice que no es bueno
-gracias- me mira unos escasos segundos, vuelve la vista a Emma -nos vamos a España por dos años- agrega. Nos miramos 
-¡no!- gritamos a la vez. 



#456 en Joven Adulto

En el texto hay: viaje, amor tristeza

Editado: 05.06.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.