Mi Voz O Tu Amor

6

-Hey Cel - Arthur el Dj al verme se acercó a mí y me enclaustro en un gran abrazo de oso rompe costillas, Arthur era un guapo chico americano, su piel era de color bronceado, su cabello corto casi rapado hacían que sus facciones se vieran duras y afilaba más aun su barbilla, su cuerpo era todo músculo y su altura de 1.80 hacia que se viera igual que una montaña, al principio cuando veías a Arthur podría intimidarte pero sus ojos, sus hermosos e hipnóticos ojos aguamarina te atraían irremediablemente a él, cuando ya lo conocías te dabas cuenta que es un chico muy relajado, elocuente y divertido, pero si eras una chica joven y bella debías tener cuidado porque él trataría de conquistarte.

-¿Cuánto tiempo ha pasado?- pregunto soltándome y devolviéndome todo el aire que perdí durante el abrazo, - 1 año y un poco más - -pensé que nunca volverías- Arthur dice tener un flechazo conmigo, pero yo sé que es mero capricho por el simple hecho de que cuando lo conocí no quede encandilada por él – tranquilo por ahora creo que me quedare durante algún tiempo más- dije mirándolo a los ojos mientras le sonreía.

- bueno mi señorita, vamos a tu lugar- Arthur me guío hacia el centro de la pista de baile que estaba sumida en sombras, me senté en el pequeño taburete frente al pedestal del micrófono, le hice una señal a Arthur que ya se hallaba tras su consola y este encendió las luces del candelabro que estaba encima de mí. – Hi everyone - dije en inglés, Min era visitado por muchas celebridades de todos partes del mundo por esa razón el idioma que predominaba dentro era el Inglés, cada uno de los que trabajan aquí lo hablaban perfectamente; al verme todas las personas que lo frecuentaban rutinariamente aplaudieron dándome la bienvenida.

 -me alegra tanto verlos después de tanto tiempo- los que ya me conocían me gritaron un Bienvenida.

-Saben mi semana ha sido muy difícil- dije sonando algo agotada, se escucharon muchos sonido de desaprobación ante mi declaración -pero- una sonrisa tímida se escapó de mis labios - tuve la oportunidad de conocer personas nuevas y aunque no se mucho o casi nada de ellos, creo que a medida que pase el tiempo veré lo maravillosos que son- todo el Bar se llenó de risas y pequeños silbidos, cerré mis ojos y balancee mi cuerpo ligeramente hacia atrás y reí abiertamente, al volver a mi posición original el área Vip ya no estaba vacía, ahora era ocupada por siete personas, siete chicos, todos vestidos de negro con antifaces de satín negro. Pero aunque no pudiera ver su rostro por completo sabía que era él; los ojos de Su Jin y su misterio eran algo inconfundible y al igual que otras veces me atravesaba con esa mirada.

Maldita sea, por el amor al chocolate y a las fresas, ¿pero qué diablos?, ¿qué hacían aquí?, si no estuviera usando una máscara, hubiera sucumbido al deseo de salir huyendo que mi cuerpo pedía a gritos, deje de mirarlo fijamente antes de que siquiera pudiera plantearse la idea de que me conocía, sonreí nuevamente a la audiencia - ¿Cuántas veces no han sentido que aquello  que tiene un sello de prohibido es justo lo que tú necesitas?- de reojo mire a Arthur y le indique que pusiera la pista, los primeros acordes electrónicos de Clarity empezaron a sonar por todo el lugar.

heladas,
donde el pasado vuelve a la vida,
combates el miedo al dolor egoísta,
cada momento mereció la pena,
nos agarramos sin movernos, justo antes de chocar,
porque los dos sabemos cómo termina esto,
nuestro reloj hace tic-tac hasta que rompe tu cristal,
y me
ahogo en ti otra vez.

Porque tú eres la pieza de mí misma
que desearía no necesitar
perseguir incansablemente,
todavía peleo, y no sé por qué.

Si nuestro amor es tragedia,
por qu
é eres tú mi cura
Si nuestro amor es locura,
por qué eres tú mi claridad

 

Cuando empecé a cantar pequeños recuerdos de Dylan cruzaron mi mente, pero cuando me acerque al estribillo no pude evitar clavar mi mirada en él, quien con su largo dedo índice sobre su labio movía su cabeza al ritmo de la música y aunque los otros chicos hablaban alegremente él no, Su Jin solo me miraba a mí, fijamente, misteriosamente, haciendo que mi piel se erice y mi sangre se caliente.

Si nuestro amor es tragedia,
por qu
é eres tú mi cura
Si nuestro amor es locura,
por qué eres tú mi claridad

Paso de largo a través de un desfile rojo,
y me niego a compensar el daño causado.
Corta profundo, a través de nuestro suelo,
y nos hace olvidar todo el sentido común.
No hables mientras intento marcharme,
porque los dos sabemos lo que elegimos,
si tú tiras, entonces yo empujaré demasiado fuerte,
y caeré ahora mismo hacia ti.

Porque tú eres la pieza de mí misma
que desearía no necesitar
perseguir incansablemente,
todavía peleo, y no sé por qué.

Si nuestro amor es tragedia,
por qu
é eres tú mi cura
Si nuestro amor es locura,
por qué eres tú mi claridad

Por qué eres tú mi lucidez
Por qué eres tú mi cura
Por qué eres tú mi cura
Por qué eres tú mi cura

Si nuestro amor es tragedia,
por qu
é eres tú mi cura
Si nuestro amor es locura,
por qué eres tú mi claridad.

 

Después de terminar la última estrofa Arthur empezó a mezclar el inicio de how deep is your love, me puse en pie y tome el micrófono, muchos ya se encontraban alrededor de la pista bailando, camine hacia una esquina y moví mi cuerpo junto a ellos, todos bailaban, se divertían y bebían al ritmo de mi voz y música, camine por todo el espacio de mármol negro y a cada paso sentía esos ojos persiguiéndome; cante dos canciones más y con la mente y el corazón totalmente revueltos baje de la pista de mármol, la cual ocuparon inmediatamente los cuerpos danzantes, mientras caminaba hacia la barra alguien tomo mi muñeca y un cuerpo caliente se colocó detrás de mí.



#8493 en Joven Adulto
#33983 en Novela romántica

En el texto hay: romance, coreano, grupo

Editado: 15.04.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.