Princesa por Elección (libro #3)

Capítulo 18

Por primera vez puedo decir que había extrañado el castillo, la comida, mi cama y por supuesto el ambiente del lugar; me parece una locura que todo haya terminado y que hoy sea el día en que den el resultado de las votaciones entre Avery y yo; es raro que en este instante no me sienta preocupada de las decisiones que pueda tomar el pueblo, es como si me sintiera confiada al pasar la evaluación de un examen pero sé que algún momento, yo misma llegaré a dudar de mi propia seguridad. Aun así, faltan horas para que se dé la respuesta, mientras tanto puedo seguir abrazando mi almohada, ver como los rayos del sol empiezan a entrar por mi ventana y de cómo el cielo deja de ser oscuro para verse claro; sin lugar a dudas, mi habitación es muy especial y más por el paisaje que tengo.

Será extraño si en algún momento dejó este lugar por la respuesta de Xavier, quizás termine de extrañar muchas cosas de las cuales no imaginé estar acostumbrada, aunque la comida será lo que estará en el primer lugar. Aunque no estoy muy emocionada con esa respuesta, tengo la certeza que algo sucederá esta noche, el rey ha programado una fiesta, pero no necesariamente para felicitar a la ganadora, ya que eso se tomará como un asunto anónimo hasta que Xavier dicté su elección pero aun así, mi presentimiento no acaba, ya que estoy segura, que el rey ya debe de saber algo con todo esto y por supuesto, será el primero en enterarse sobre los puntajes que hubo entre Avery y yo, quien ahora la veo menos de lo que antes surgía aparecer a cada momento en donde no la llamaban.

— ¿Está despierta señorita Leaky?

Me doy la vuelta y veo a Ashley con un par de ropas en la mano dobladas para luego entrarlas en el ropero.

—Buenos días—dijo sonriente.

—Buenos días, Ashley—contesté—. No te escuché entrar.

—Pensé que estaría dormida pero luego vi que empezó a moverse—reí al ver que tenía razón.

Esta vez, ella no llegó a levantarme temprano, simplemente dejó que siguiera soñando despierta mientras ordenaba ciertas cosas de la habitación de las cuales escuchaba como varios objetos chocaban unos contra otros, haciendo que sonaran de una manera suave para no molestarme; es extraño que alguien como ella encuentre una manera de como ocuparse por la mañana, ya que en verdad, la mayor parte del tiempo, mi habitación permanece limpia, esto a veces me hace creer que pierde su tiempo por no irse y esperar a que yo diga algo por si la necesitaba.

(...)

El desayuno raramente había sido en la cama, casi estas cosas no me llegan a suceder desde que comenzó la competencia; ya que la mayor parte del tiempo siempre se trató de ir a desayunar, almorzar o cenar en el comedor del castillo donde también se presenta el rey Arturo junto con Xavier y anteriormente la reina Valentina. En pocas situaciones es que nos dejan comer en nuestras habitaciones, ya que como lo mencionan en el protocolo, esto no es de una dama o que también es de mala educación; pero como sé que esto es por medio del consentimiento del rey Arturo, no existe una protesta de la cual deba bajar e ir a comer en el comedor.

Antes de poder terminar de comer un tazón de frutas con miel, se escuchó como tocaron la puerta de mi habitación, desde luego, Ashley pronto salió del baño limpiándose las manos con su misma gabacha para tocar el pomo de puerta y así abrirla. Pronto observé como una figura apareció en mi habitación dándome los buenos días de una manera muy tranquila pero que a su vez parece contenerse de la felicidad.

Solo le di pequeñas miradas a Neil mientras pasaba trozo de piña entre otras frutas que contenían más miel que esa. Observé como camino hacia mí y se sentó en la cama hasta empezar a hablar mientras que yo me seguía entreteniendo con mi desayuno.

—Ya están los resultados—dejé de masticar para mirarlo.

— ¿Ahora?—asintió mientras agarraba un trozo de papaya y lo empezaba a masticar.

—Dentro de unos minutos lo pasarán por la televisión; pensé que querías saber y…—ya no dijo más al darse cuenta que me levanté sobresaltada.

Di un saltó de la cama para dejar el desayuno a un lado y empezar a entrar al baño, necesitaba saber los resultados de todos los retos de la competencia, no quería perderme de nada porque sé que también ahí mismo estará Avery y Lucas; así que necesito estar pendiente de los gestos mutuos que ellos demuestren al estar en un mismo lugar porque como siempre, tengo la percepción de que algo sucederá y más cuando menos lo piense.

Me cepille los dientes y luego entre a la ducha para darme un baño rápido aunque no pensé que me tardaría un poco más al lavarme el cabello; así que apenas salí del cuarto de baño, cuando mi personal ya me estaba esperando. Mientras Calvin se ocupaba de mi cabello, Sasha y Candy llegaron pronto con un nuevo vestido, al parecer al estar fuera unos días en el castillo, hizo que ellas diseñaran y crearan nuevos vestidos que ahora que cada vez que abro el ropero, me encuentro con muchos vestidos preciosos de los cuales agradezco que sigan usando la modalidad con la cual yo les dije desde que empecé la competencia.



#4774 en Novela romántica
#430 en Joven Adulto

En el texto hay: principe, princesa, corona

Editado: 21.04.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.