Señor presidente

Capitulo 4

—Señorita wilston está bien?— pregunta Vladimir

Cómo quiere que reaccione me pongo a brincar o que 

—Si estoy bien pero no sé qué decirle o sea usted quiere que yo sea su esposa?— le digo y el me mira fijamente

—Si señorita bueno déjeme le explicó, cómo sabe pues yo soy el presidente de esta nación y al ser un hombre de 31 años y soltero me e visto muy envuelto en problemas con la prensa y con la política y decidido que la mejor solución será casarme.

—Obviamente será un matrimonio arreglado viviremos juntos pero en diferentes habitaciones y todo lo que sea parecido- dice y lo escucho atentamente

—La verdad yo no quiero una relación seria pero me veo obligado a casarme para aplaracar un poco los problemas con la prensa y usted es perfecta para este puesto durante estos meses la e admirado e investigado y eres la indicada.

Yo me quedo unos segundos más en silencio sin saber que decir pues la verdad es una oferta muy buena pero siento que sería muy incómodo.

—Señor presidente yo no sé qué decirle— digo 

—Tienes 24 horas para pensarlo cualquier otra duda lo puedes hablar con Luke el te explicará todo—dice y se levanta saliendo de la oficina y me quedo sola sumergida en mis pensamientos

Que hago no es mala idea estar casada con el presidente además siempre a sido mi sueño pero ahora que tengo la oportunidad de cumplirlo no se que me pasa

La verdad nunca pensé que cuando me casara estaría todo arreglado o sea que no nos estamos casando por amo si no por compromiso eso la verdad no me gusta mucho que digamos.

Pero luego de pensarlo un buen rato decido ir a dónde Luke y decirle que le aviso al señor vladimir que acepto su propuesta. 

 

Vladimir 

Estoy en el restaurante cuando mi teléfono suena y veo que un mensaje de Luke llega

"Señor la señorita Wilston aceptó su propuesta"

Dice el mensaje no puedo evitar soltar una pequeña risa

Yo sabía que no te ibas a resistir pronto vas a ser mía

Salgo restaurante me montó en mi auto directo a la casa blanca cuando llegó veo a athenea sentáda en su escritorio con la mirada clavada en la laptop parece un ángel cuando está tranquila  

—Athenea— la llamo inmediatamente sube su mirada y la clava en mí

—Porfavor ven a mi oficina — le digo y enseguida se levanta y me sigue

Cuando entramos le hago seña de que se siente y yo hago lo mismo

—Bueno ahora qué aceptaste mi propuesta quiero que por favor te hagas cargo del vestido y de los preparativos de la boda Yo te daré una tarjeta de crédito que podrás usar sin límite quiero que contrates a las mejores diseñadores del país y cualquier otra cosa que desees lo puedes comprar de ahí- le digo mientras saco una de mis tarjetas de crédito y se la doy.

—Perfecto yo me encargo de todo pero tengo una duda, la boda será real o actuada?— dice y no sé qué responderle

Obviamente podemos fingir la boda esa sería la mejor opción pero si hago eso mi planes estarán arruinados.

—La boda será real señorita wilston debido a que las personas de nuestros alrededores van a querer ver un contrato y uno de verdad— le digo esperando que entienda

—Bueno está bien, me retiro si no me necesita más —dice

—Athenea quiero que te mudes hoy mismo a mi casa— le digo y me mira confundida

—Hoy mismo?— pregunta

—Si hay algún inconveniente— le digo.

—No solo me parece un poco apresurado —dice y obviamente tiene razón pero no sé la voy a dar

—No hay que perder tiempo athenea— le digo

—Okey está bien nos vemos señor— dice y se despide regalando me una sonrisa

—Deja de decirme señor me siento mayor solo dime vladimir— le digo

—Okey vladimir— dice y oh Dios mi nombre suena tan sexy cuando ella lo dice.

 

Los amo



#1163 en Otros
#196 en Acción
#3001 en Novela romántica

En el texto hay: celos, amor, precidencia

Editado: 21.03.2024

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.