Suicida enamorada... ¿juegas al gato conmigo?

ASESINO SUELTO

Era un momento de desesperación, escuche un golpe tras otro, comenzaron leves y se hacían mas fuertes al paso de los minutos.
_ Xendra, ¿Que haces?
Xendra_ Ayúdame.

Un golpe muy fuerte me asusto, el grito de Xendra hizo que se me detuviera el corazón por unos segundos, me levante y comencé a golpear la puerta.
_ Xendra ábreme.
Xendra_ Estas mas seguro afuera, quiero mantenerte a salvo.
_ No Xendra, no estoy seguro afuera, te dije que te mantendría a salvo de todo, ábreme amor.
Xendra_ Solo déjame sola. Si, ahora no es un buen momento, si en serio me quieres, aléjate de mi, sal de la casa y vete muy lejos, no quiero que te pase nada.
_ Por favor amor, sal de hay, has el esfuerzo y abre la puerta para yo poder entrar.

CUENTA DIMITRA
La llamada de Brayan me había despertado, dormí tan profundamente que no sentí cuando Jhon se levanto, busque una camisa en su armario para usarla y bajar a la cocina.
Sentí compañía, escuche de pronto la puerta de entrada aunque quizás fuera la del vecino.
_ ¡¿Jhon ya llegaste?!

No recibí respuesta, sentí sus manos rodear mi torso junto a un beso en la espalda.
Jhon_ Te traje ropa nueva y un café.
_ No era necesario ya había puesto a lavar mi ropa. Pero gracias _Sonreí amplia mente_.
Jhon_ Te queda mejor esa camisa que a mi.
_ Perdón, la tome sin tu autorización, pero mientras se seca mi ropa necesitaba algo que ponerme.
Jhon_ Tranquila, sabes que lo mío es tuyo _se arrodillo enfrente de mi_ ¿Aun sin ropa interior? 
_ Creí que no lo notarias.

Mantuve la sonrisa picara sintiendo como mis mejillas tomaban un color carmesí nuevamente
Jhon_ ¿todo esta bien?
_ Si, solo estoy un poco avergonzada.
Jhon_ Esta también es tu casa, y puedes estar en ella como desees amor.

CUENTA BRAYAN
Debajo de la puerta salia mucha sangre, lo que me asustaba aun mas.
_Xendra.
Xendra_ Ayudame.
_ ¡Xendra!
Con toda las fuerzas que tenia, golpeaba la puerta, hasta que se abrió y caí en el suelo encima de un charco de sangre.

mire alrededor y me encontré la horrible imagen de Xendra frente a una sombra y llena de heridas desangrándose, la tenia en un estado de trance, comunicándose en una lengua que no podía entender, esa figura me observo y comenzó a torturarme con aquellos ojos, sentía un fuerte dolor de cabeza levante mis manos como si tratara de protegerme comenzando a retorcerme en el suelo.
Xendra_ ¡Déjalo el no tiene nada que ver en esto!
_ ¿Nuestro trato entonces como queda?
Xendra_ ¡Haré lo que me pediste!
_ Te estoy demostrando la fuerza que poseo y lo que podría hacerte si me traicionas. Ya que no aceptas que tu cuerpo sea mío ¿te imaginas lo que juntos podríamos hacer?
Xendra_ ¡Todas las almas que quieras serán tuyas! ¡Deja de hacerle daño! ¡Vete!

Seguía cociente pero, débil. No podía mover mi cuerpo y de pronto algo en mi me agoto aun mas, cerré los ojos abstraído en la idea de dormir. 

CUENTA XENDRA
Esta vez seria su heroína, estábamos sucios de sangre, lo levante y saque de la habitación de los padres de Dimitra para llevarlo a la habitación contigua. Lo recosté con un poco de esfuerzo y deje la puerta abierta,  busque una toalla, la empape de agua y lo limpie todo lo que pude. Luego permití que durmiera lo que necesitara; me imagino el impacto que recibió en ese momento, me frustraba ser tan débil frente a los tratos que hacia con ese demonio, aun mas de mi instinto protector.

Durante el tiempo que tarde curándome no dejaba de pensar en la tarea que debía obedecer, solo para obtener mi libertad. Para que no reclamara almas de la personas cercanas a mi, tendría que derramar sangre de inocentes así como el hizo derramar la mía, esta noche saldría a cazar.
Brayan_ ¡Xendra!
_  ¿Brayan? ¿Que te pasa Brayan?
Brayan_ ¿Que te paso? ¿Porque?...
_ Brayan, no te asustes por verme de esta manera. Esto me lo busque yo sola, entra a la ducha para termina de limpiarte la sangre.
Brayan_ Amor, que era...
_ Obedece, no quiero tocar el tema ahora.

Se quito la camiseta y el pantalón, obedeció la orden entrando a la ducha. Duro un poco en abrir la llave del agua lo que se me hizo extraño.
_ ¿no vas a bañarte?

Lo pensé un poco, y con suavidad camine para acompañarlo a la bañera, me abrace a su torso desnudo y abrí la llave del agua, el se quedo sin respuesta, empezamos a empaparnos de aquel liquido que para ese momento estaba tibia y descanse mi cabeza en su espalda.
Brayan_ ¿Que era eso?, Vi mi muerte con solo ver sus ojos.

Soltó mis brazos y se dio la vuelta, su mirada era perdida, estaba muy serio provocan darme un poco de temor.
_ Es...un demonio muy poderoso. Lo suficiente para matarme cuando lo desee si no cumplo sus ordenes. Así, tampoco los tocara a ustedes, a las personas que yo mas quiero, mi única familia.
Brayan_ Mírate, mírate como estas.
_ No es culpa mía Brayan, era jugar o morir. ¿Te gustaría que estuviera muerta? ¿que nunca hubiera regresado?
Brayan_ No, no me gustaría.
_ Ten calma, las cosas estarán bien, ¿que pasa contigo?
Brayan_ Me siento mal, te veo y ya no soporto verte.
_ Si te parece, mejor me voy. Lamento haberte molestado y entiendo que no comprendas esta situación.
Brayan_ No, no lo entiendes. No puedo verte, pero no es por molestias, es por que siento algo mas. Siento algo que va mas allá de la amistad ¿entiendes eso? A pesar que pasen estas cosas, a pesar de todo en realidad. Me gustas.



#1260 en Paranormal
#5638 en Thriller
#3175 en Misterio

En el texto hay: suicida, lgbtq, demonios y misterio

Editado: 05.11.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.