Suicida enamorada... ¿juegas al gato conmigo?

FUERA DE LUGAR

Durante toda la tarde Xendra no había dejado de decir cosas fuera de contexto, ella no había tenido ganas de comer o de dirigirse a ninguno de nosotros. Aun no se enteraba que a Brayan se lo habían llevado a la fuerza ni tampoco que se habían encontrado a Maicol y ahora estaba encerrado en un reformatorio, es entonces cuando solo quedábamos ella que era de alguna manera irreconocible o invisible, Cheli, Nina, Darren y mi persona. Estaba jugando con mis pulgares cuando se acerco Nina.
Nina_ ¿Crees que Brayan pueda regresar? _dijo preocupada_.
_ No se _cruze los brazos_ es una posibilidad, pero el es muy torpe, quien sabe como se librara de la bruja de su madre.

Nina esbozo una sonrisa, y bajo la mirada junto con su tono de voz al dirigirse nuevamente a mi.
Nina_ Te comportas como Xendra.
_ Si, cumplira su deseo de morir.
Scott_ Deja de ser negativa.
_ ¡Que deje de ser realista! ¿Que te puedo decir?¿que esta bien? Mírala esta perdida en alguna parte, pálida, se esta muriendo ¿no lo ves?

De todas las cosas que decía Xendra, de pronto dijo algo que me llamo mi atención.
Xendra_ Me pueden salvar, pero necesito que me saquen de aquí. Debo hacer un ritual antes de que sea tarde y todo se descontrole _Respiro profundamente_ tengo poco tiempo.
_ ¿Cuanto tiempo? _la mire confundida_.
Xendra_ El poco tiempo para que logre terminar conmigo.
_ No podemos sacarte de aquí.
Xendra_ Por favor, solo sácame de aquí antes que sea demasiado tarde y busca a Brayan o lo perderé.

CUENTA BRAYAN
No existía manera de salir de esta casa, mi madre se había tomado el tiempo de ponerle rejas a toda la casa en mi ausencia...No quería pensar en eso, pero de todas maneras se veía paranoica, caminaba de un lado hacia el otro con ansiedad, con desespero.
_ Hijo, ¿quieres comer?
_ No tengo hambre, gracias.
_ Enserio, ¿no tienes hambre?
_ No madre.

Mi vida se volvió una basura ¿no? Lo provoque yo mismo y, sin embargo, no me arrepiento de nada, solamente de tenerle los nervios de punta a mi madre por haberme salido de sus manos. Esto estaba previsto y por estúpido ignore las palabras de Xendra. El mundo estaba de cabeza, tenia que hacer algo rápido era mi madre pero ya esto era una locura.
_ Hijo, arréglate...te deje un conjunto en el armario.
_ ¿Quien viene?
_ Viene tu novia, viene Erika.
_ ¡Erika esta muerta mama!
_ ¡Cállate! Erika no ha muerto. Ahora, arréglate para que te vea guapo para ella.

No tenia nada que hacer aparte de pensar en xendra, estaba tal vez un poco aburrido que mejor manera de pasarla que jugando con el "Amor" o intentando pasar mi rato con quien viniera. ¡No! No quería volver a ser ese mismo chico de antes, ahora tenia a Xendra y aunque solo eramos amigos yo sentía que la relación era mucho mas, tome el conjunto poco convencido pero de todas maneras me escaparía de aquí, fuera cual fuera el precio.
Llego un mensaje:
"Dimitra: Oye Brayan, te iré a buscar escápate nuevamente por la ventana o con cuidado y me avisas para poderte recoger"
- "No Estoy encerrado sera muy difícil salir de aquí."
"Dimitra: No, no es imposible. No me respondas ya llego."

CUENTA DIMITRA
Xendra_ Escúchame detenidamente, tienes que ir a mi casa _recogía el aire enseguida para seguir hablando_ encontraras en mi armario un vestido negro ajustado, debes maquillarte de forma sutil, pero al mismo tiempo provocativa, sabes solo imagínate a Erika así debes verte mas o menos.
_ ¿Por que?

Mas confundida me sentía.
Xendra_ Actuaras como la ex de Brayan, tendrás que ir a su casa si quieres sacarlo.
_ No, no, no, ni loca oyes bien ¿tengo otra opción?
Xendra_ No _volvía a tomar aire_.
_ Solo lo hago por ti ¿Tengo que actuar de...?
Cheli_ Si te vistes como ella lo hacia, tienes que actuar como tal.
_ Mejor me voy enseguida si quiero que esto termine pronto.

Le di la espaldas a todos y decidí irme luego de buscar el auto en el estacionamiento, con rapidez maneje a la casa de Xendra, con la velocidad que iba y sin ningún policía a la vista llegue lo mas pronto que pude, efectivamente al subir lo que iría a buscar no estaba en el armario, se encontraba tendido en la cama así que lo tome para cambiarme enseguida e irme, mi celular empezó a sonar de nuevo.
Mire de reojo la pantalla y decolgar para escuchar esa voz que odiaba tanto pero me tranquilizaba.

*Llamada en curso*
_ ¿Que quieres?
_ Dimitra, ¿eres tu hija?
_ ¿Que quieres?, de que me quieres informar.
_ Solo queríamos saber como estas, no nos has respondido el teléfono hace días.
_ he estado ocupada, es un milagro que sacaran tiempo para mi. por cierto estoy perfectamente muchas gracias por preguntar, ahora no puedo hablar lo lamento _dije muy fría_ gracias por preocuparse por mi.
*Llamada finalizada*

Así le pagaba cuando podía, con la misma moneda... Llegue a la casa de Brayan, habían muchas chicas rubias, me reí un poco pensando si las rubias dominaran el mundo con esa cantidad que había. Estacione el auto y baje solo impulsada por la idea de que esto ayudaría a Xendra. Estaba el mirando a todas ellas en una fila.  En tenis baje corriendo para ver como resultaba esto mientras bajaba el vestido.

CUENTA BRAYAN
Cada rubia era hermosa, tenia ese cuerpo esplendido, de pronto llego una mujer diferente y mejor que las demás con un vestido pegado al cuerpo aunque los tenis que traía no quedaban muy bien pero de todas formas se veía hermosa, hablaba por teléfono, ademas de mirarme, yo la note desinteresada hasta que me acerque.
_ ¿Cual es tu nombre? Precio... ¿Dimitra?



#1243 en Paranormal
#5610 en Thriller
#3161 en Misterio

En el texto hay: suicida, lgbtq, demonios y misterio

Editado: 05.11.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.