Vecinos

✰Cap 2✰

Me despierto cuando escucho la alarma, todavía queda un mes de vacaciones, pero no quiero acostumbrarme a dormir mucho, si no será más difícil cuando entre a la universidad y tengo que despertarme temprano 

Me tomo una corta ducha y me voy a la cocina, me preparo un café con tostadas y salgo al balcón, me gusta el silencio, pero prefiero ahogarlo haciendo algo  

En mis tiempos libres me gusta jugar a ser cantante, bueno no tan así me gusta componer canciones y cantarlas 

—A veces no se puede intentar 

A veces es imposible 

No hay porque forjar 

Es algo inservible 

Mis letras no son para nada buenas, por eso nunca quise ser cantante no se componer ni menos cantar, pero es lindo a veces dejarte llevar 

—Nuestra química 

De nada servía 

Porque eso no implica 

En lo que yo sentía 

A veces siento que cuando creamos algo dejamos parte de nuestro ser en eso 

Wow me puse sentimental y poética 

Luego de una media hora ahí fuera decidí salir y encontrar trabajo  

Empecé a caminar por las calles de New York y creo que no hice ni media cuadra y ya había encontrado un lugar donde trabajar 

“Se busca emplead@  

 Como meser@ 

Con buena paga 

Consultar en el comercio” 

Es una cafetería pequeña pero muy linda tiene ese aire antiguo pero se ve que está bien cuidada. 

Me acerco a la cajera que esta distraída en algo de su celular 

—Hola— le digo llamando su atención 

—Hola, que necesita? — me dice muy amablemente 

—Todavía se busca empleado? — le pregunto señalando el cartel frente el local 

—Claro, pase por acá— me guía hasta una oficina donde se encuentra una señora que creo que ronda los 70 

—Buenos días, que pasa Nikky? — pregunta a la chica de mi lado que al parecer se llama Nikky 

—Estela ella busca empleo— le dice señalándome a mí y el cartel 

—Bien, ve a tu puesto y yo hablo con ella— le dice, creo que es una mujer muy amigable 

—Bien, hasta luego Estela— Nikky se retira cerrando la puerta detrás de ella 

—Toma asiento cariño— me dice señalando la silla frente su escritorio 

—Hola, me llamo Megan Jaden, un gusto— le ofrezco mi mano 

—Yo me llamo Estela, el gusto es mío— ella toma mi mano y le da un dulce apretón 

—Bien, ¿me podría informar acerca del puesto de trabajo?, por favor— l digo amablemente 

—Claro, mira el trabajo es de tres horas diarias, tu horario será de 16hs a 19hs, serias mesera y algunas veces también cajera o atender a el cliente, tu paga es de 1000 dólares mensuales, sé que no es mucho pero es lo que te puedo pagar— me extiende un folleto que dice exactamente todo lo que ella dijo 

—Bien, lo tomo— le digo muy agradecida 

—Perfecto empiezas la semana que viene 

—Genial, bueno gracias por el trabajo y adiós 

—De nada, chau y que te valla bien 

Cuando salgo voy derecho a mi apartamento, salgo al balcón y me pongo a rimar, y dejo mi mente volar 

—Y a veces el dolor 

Lo confundimos con el amor 

Queremos ponerle a todo color 

Pero a veces es un error  

—Cantas muy bien, en serio tendrías que dedicarte a eso— me sobresalto cuando escucho una vos 

Nunca e cantado en público, ni quiero hacerlo, por dos cosas:  

No se cantar 

Me da vergüenza  

—Gracias Hollyvie, igual creo que estas exagerando— le digo mientras me acerco al muro que divide los dos balcones 

—Dime Holly, y no estoy exagerando, pero cambiando de tema esta noche vienes a cenar? — pongo una cara un poco confundida porque al principio no sé de qué me habla, pero luego recuerdo 

—Oh, claro, ¿a qué hora? — le pregunto 

—A las 22hs si te parece, bueno me tengo que ir adiós— se da la vuelta y entra a su apartamento 

Escucho una notificación del celular y se trata del grupo “Familia de amor” 

✉ La beba: Meg como la estas pasando? ¿Ya me extrañas? 

✉ Es muy lindo NY y ya conseguí trabajo, me encanta la tranquilidad del apartamento, así que más o menos 

✉ La jefa: Que bueno Meg, acá si te extrañamos, el piso de arriba está muy solitario sin vos 

✉ La beba: Pero si estoy yo  

✉ La jefa: Una cosa sos vos otra tu hermana 

✉ Tranquilas bien pueda las voy a visitar, Kath soy mejor que vos acéptalo 

✉ La beba: Sobre mi cadáver 

✉ La jefa: Yo las quiero a las dos, nadie es mejor que nadie 

✉ Si tú lo dices, bye 

Entro al apartamento y me voy derecho al baño, me doy una lucha de uso 30 min y me visto. 



#37256 en Novela romántica

En el texto hay: sentimientos, amor, amig@s

Editado: 18.07.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.