Vendimia Venganza triste

MIEDO

Una brisa fria de Diciembre llega hasta las costas de un cacerio ubicado a las orillas del mar caribe, es un caserio ubicado en una de muchas islas pequeñas aisladas de la costa por el bello mar. Los niños juegan inocentes con las olas, la navidad hace parte del corazón de los pequeños sin imaginar lo que podria suceder más adelante en el transcurso del día.

Los hombres de las islas son pequeños pescadores, su pesca es artesanal no industrial, se han vuelto pequeños comerciantes de la pesca que luchan contra las grandes pescaderias de la costa sin importar las amenazas que estas les han hecho, es una zona aislada hasta de la justicia en donde la lucha por el sustento es la del más fuerte, uno de los lideres responde al nombre de Pedro Peralta, un padre de familia de dos hermosos pequeños, Juan Peralta y María Peralta. 

Pedro se encuentra muy nervioso, su esposa Marlene Bustos nota que algo le sucede a su esposo, pero no sabe que es, ya que desde que regresó de la reunión con los dueños de las empresas de pesca su semblante fue otro. la alegria de la navidad se le habia esfumado por completo, a tal punto que mientras dormia y su esposa lo quizo abrazar recuerda Malene Pedro gritó muy fuerte.

- ¡Sueltenme!- gritó Pedro despavorido saltando de la cama-

Marlene sorprendida le pregunta.

-¿Que te pasa mijo? mientras se arrodilla en medio de la cama enredada por el toldillo que se útiliza para evitar las picaduras de los mosquitos en la noche.

Pedro muy sudado y enredado en el toldillo a un lado de la cama tocando el piso se encuentra perdido sin saber que responder, la luz de la luna entra por la ventana del cuarto que está abierta para que la brisa del mar entre a la humilde habitación y con una romantica mirada hacia la playa en donde las olas coquetean con la arena, acariciandola suavemente.

La pareja logra salir del enredo con el toldillo y Marlene abraza a su esposo, pero siente que su corazón late muy rapidamente, Pedro mira hacia la playa y ve en el mar un barco a la distancia, abraza muy fuerte a su esposa temblando sin control, su esposa le grita.

-¡¿Mijo que te pasa?!-

Pedro reacciona, mira a su mujer, solamente se sonrie y le dá un beso en la frente diciendole.

-Tranquila mija, solo fue una pesadilla, vuelve a colocar el toldillo y vamos a dormir-

Marlene no se siente satisfecha con la respuesta de su esposo y pregunta de nuevo.

-¿Pedro mijo que fue lo que soñaste?-

-Pedro-

-Nada mija es que ya mañana es navidad y no le hemos comprado nada a los niños, esa fie la pesadilla que soñe-

Marlene no está satisfecha con la respuesta, pero al ver a su marido calmado decide hacerle caso y se van a dormir.

Pero no logra entender bien si aquello pasó en la noche y fue una pesadilla porque nota a su marido distante y muy nervioso al ver que se acercan unas chalupas de los vecinos de las otras islas, y que el resto de los compañeros de Pedro cooren rapidamente hacia la playa para esperalos y uno de los compañeros llega agitado llamandolo aparte a su marido, y este llega rapidamente, Marlene no logra escuchar lo que los hombres hablan solo se nota que ambos están muy preocupados y desesperados.

Pedro camina hacia la playa acompañado del otro pescador, Marlene ve que los hombres siguen hablando mientras se acercan a la playa. Los niños corren alegres acercandose a las chalupas que vienen con los pescadores, y el que corre más rapido es Juan Peralta que se acerca a la más grande de las chalupas, que es donde viene Marco Cote el padrino de Juan, el niño va riendo y corriendo, sin importarle las olas que llegan a la playa muy rebeldes como tratando de apartarlo del vehiculo, pero al niño no le importa nada.

Marlene mira preocupada que su hijo ya está muy cerca de la chalupa y que está lo puede golpear y coorre rapidamente hacia la playa gritando.

-¡Juan, cuidado mijo que te va a golpear la chalupa!-

La nave está muy cerca del niño el piloto de está no se a percatado de lo cerca que se encuentra el niño, pero Marco Cote se lanza de la chalupa rapidamente y saca al niño del agua abrazandolo fuertemente con mucha ternura mientras el niño rie rie, Marlene se detiene cerca a la playa, mira que Marco trae a su hijo en brazos; y observa que su esposo ni siquiera notó el peligro que corria su hijo, solo lo ve que habla con el hombre que está a su lado mientras ya las otras personas que se han bajado de las embarcaciones están muy cercas de ellos.

Marco Cote un hombre de imponente personalidad y porte, es un hombre alto y robusto de muy buena presencia su piel no está quemada por el sol como los demas pescadores, es un tipo elegante de muy buena expresión, su ropa es muy fina, de esa que se compra en almacenes de cadena, el aroma de su colonia fina se mezcla con la brisa del mar llevando la fragancia por toda la playa haciendo que todos sepan de su presencia en esta, su cabello es crespo muy bien cuidado a base de tratamientos que son muy dificiles de costear para cualquiera de los labriegos.

Marco es considerado por muchos en la región un rompe corazones ya que se dice que practicamente la mayor parte de las mujeres de la región insular han sido suyas; pero que hubo una sola que le robó el corazón y a la vez se lo destrozó, ya que este le ofreció lo mejor que él podra tener y ella lo despreció por otro hombre,se dice que Marco aceptó su derrota de una forma madura ya que a él nadie de estas islas lo habia despreciado, pero por ser un gran caballero dicen algunos se apartó de esa mujer y la apoyó en su decisión.

Marlene mira que el pantalón de Marco está mojado mientras este se acerca hasta donde ella está para llevarle al pequeño Juan que busca en los bolsillos del hombre, Marlene carga a su hijo mientras que Marco le dice algo al oido que  hace que la mujer ponga mala cara y se vaya caminando rapidamente hacia la casa.



#9478 en Thriller
#3777 en Suspenso
#5426 en Misterio

En el texto hay: misterio, suspenso, venganza

Editado: 18.06.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.