Camino a la realeza

Agradecimientos

Cuando empecé a escribir este fan fiction no sabía cómo saldría, si lo leeríais, si os gustaría... Al ser mi primera novela no las tenía todas conmigo, ¡no pensé que se leería en el otro lado del mundo!

El primer comentario me emocionó muchísimo y, ahora, cada vez que leo vuestros comentarios me emociono. Que disfrutéis de mi historia y que además me lo digáis me emociona porque sé que estoy haciendo lo correcto.

Esta historia la empecé a escribir mucho antes de saber dos cosas: que la autora continuaría la historia y que Carter en vez de tener los ojos verdes (tal y como me lo imaginé yo) los tenía azules. Así que si leéis este fan fiction después de leer el cuarto libro o las historias cortas de la saga, no me matéis.

Voy a resolver varios enigmas antes de continuar con los agradecimientos.

¿Por qué escribí sobre una chica huérfana que después se reencuentra con sus padres?

Muy sencillo. Siempre me ha interesado el tema de los huérfanos y de los niños robados. Creo que es un tema que ocurre bastante y del que nunca se habla y que se debería hablar, aunque fuera en una historia de ficción. Al principio Maddie iba a ser hija de August Illéa y Georgia Whitaker, pero la idea no me convenció mucho; no sabía cómo meterlos en la historia (por eso no aparecen). Después pensé "¿Quiénes podrían ser sus padres?". Más que nada quería que uno de los dos progenitores fuera alguien cercano a America y a Maxon. Fue entonces cuando pensé en Aspen y Lucy, pero la idea no me gustaba nada; Aspen en los libros (sobre todo en el segundo) me caía mal, así que deseché la idea. Poco después resolví el enigma: serían Marlee y Carter. Ellos siempre me habían caído bien y como eran los asistentes personales de los reyes, me venía como anillo al dedo.

¿Por qué Maddie baila? 

Desde siempre me imaginé a Maddie bailando. Su compañera y amiga, Sarah, surgió después y con ella otros tantos personajes que son Hannah (la profesora de baile), Kiara (la enemiga de nuestra protagonista) y las compañeras de baile.

¿De dónde saco los bailes? 

No sé si conoceréis el reality show Dance Moms. Yo lo empecé a ver el año pasado porque una de las niñas que aparece en el reality aparece en el famoso vídeo de Sia Chandelier. Esa niña se llama Maddie Ziegler y en su honor le puse el nombre a mi protagonista. En realidad, Maddie es la versión adulta de esta niña (en mi imaginación, claro; por si pensaís que puedo ver el futuro). Como estaba diciendo, estoy muy enganchada a la trama del reality. Muchos de los bailes me impresionan tanto que cojo algún paso que ejecutan las bailarinas (la mayoría son de Maddie Ziegler) e intento meterlos en otra coreografía distinta diseñada por mí (no soy bailarina, por si algua lo ha pensado; solo me gusta ver los bailes). Obviamente, los nombres de los pasos de baile los he buscado en internet (cómo se llaman y cómo son). Otra cosa que he sacado de este reality fue el carácter duro, fuerte y severo de Hannah. Abby Lee, la propietaria del estudio en el que se basa este reality, es una mujer de mucho carácter cuyo objetivo principal es que las niñas que representan al estudio queden en una buena posición. Quería que Hannah fuese así, pero solo dentro del estudio.


¿Cómo se me ocurrió el nombre del orfanato? 

A decir verdad, he empezado muchas historias que nunca han sido terminadas. En la mayoría, si había un colegio o un edificio misterioso, siempre lo llamaba igual: Moonlight. Cuando empecé a crear el Moonlight como orfanato en mi imaginación, este todavía no tenía nombre. Muchas veces, leo las historias que nunca termino para coger ideas y fue entonces cuando pensé: "Quedaría bien como nombre del orfanato".


Ahora sí, voy a empezar con los agradecimientos. Para hacer este libro he tenido que recorrer un largo y duro camino, y, gracias al apoyo de muchas personas, he podido seguir adelante:

En primer lugar, gracias al apoyo de mis padres. He recibido varias críticas literarias (y otras no tan literarias) de parte de ellos

.
Mis amigas, que siempre han estado ahí para apoyarme en todo. Hay una en especial que me ha ayudado bastante, si bien le cuesta mucho hacer un pequeño hueco de su apretada agenda a mi libro. Sí, Tammy, eres tú.


También quisiera daroslas gracias a vosotros, mis queridos lectores. Sin vuestro apoyo esta novela no habría sido la misma. Quiero agradecer tanto a los lectores fantasmas como a las que han sido más partícipes a lo largo de la novela. Muchas gracias por vuestros comentarios y por decir todas esas cosas bonitas sobre mi novela.

¡Muchas gracias a todos/todas!



#6351 en Fanfic
#36623 en Novela romántica

En el texto hay: fanfic, romance, la seleccion

Editado: 01.11.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar