Dos Dimensiones

Capitulo XV

 

Su mirada de incomodidad hizo que reaccionara al instante, ya era muy tarde para retractarme pero sabía que no me arrepentía de lo que había dicho.

-¿A mí? ¿A qué te refieres con eso? Digo no se que tenga que ver yo en todo esto.

Me reí.

-Es broma, aunque en cierta parte es cierto en la otra dimensión ni sé quién eres.

Claro que no sé quién eres, solo se me toda tu vida personal al derecho, al revés y la reviso todos los días durante todo el año. Incluso el 31 de diciembre donde por cierto el último año montaste una foto con tu novia en Paris y aunque no pusieron las fotos exactamente juntos estaban en el mismo sitio ya que también revise el perfil de Lynn.

-Realmente el único conocido que tengo de esta dimensión que me salvó de que un acto de suicidio no consentido fuiste tú.

-Olvida eso no es algo que me deberás to…

Unos crujidos se oyeron desde fuera, Steven me tomó de la mano rápidamente y en un abrir y cerrar de ojos estábamos detrás de un escritorio que me parecía que solo tapaba a uno de los dos y eso que no era precisamente gorda.

Una luz de lo que parecía ser una linterna bastante grande me estaba pegando en ambos ojos. Ya me parecía demasiado raro que este lugar no tuviera seguridad. Oía cada vez los paso más cerca hasta que la luz llegó hasta nosotros, si yo fuera ese guardia pensaría muy mal de esta escena estaba prácticamente encima de Steven.

-¿Pueden explicarme jóvenes que están haciendo aquí? –Pregunto con seriedad el guardia, alto y corpulento que olía a un perfume muy fuerte desde que entró a la habitación ¿Por qué se ponía perfume? Solo iba a trabajar donde nadie lo olería.

Su traje era muy elegante si lo viera por la calle pensaría que es uno de esos importantes hombres de negocios que tienen mil cosas por hacer durante el resto del día y que seguramente morirán jóvenes por tanto estrés.

-Bueno veníamos pasando y decidimos que era bonito tomar una parada para ver las estrellas ¿No les parece que están muy bonitas oficial?

Ya con la respuesta de Steven sabía que estaba jodida. Y lo peor no traía papeles de identificación encima ¿Si quiera tenia papeles de identidad? William seguramente sabia donde estaban, el conocía todo sobre mi más que yo misma.

Esa noche nos metieron a la cárcel a Steven y a mí, estaba preparada para la peor noche de mi vida pero por suerte en mi celda no había nadie. Excepto en la de Steven a pesar de que nos pusieron en celdas separadas podía verlo de reojo ya que mi celda tenia vista al pasillo donde estaba la suya. Steven parecía muy relajado al respecto mientras tenía al otro recluso que parecía dormido en la un murito de cemento que no se veía nada acogedor.

Steven lo miro cuando el recluso hizo un movimiento de estirarse luego me muero a mí con la boca abierta de miedo, le susurré “lo siento” y solo se encogió de hombros, susurro algo que no le entendí, lo repitió pero seguía sin poder entender el lenguaje de labios, cuando una mano tocó su hombro me aferré a las rejas de la celda como si pudiera abrirlas.

El se tensó pero luego vi que chocó las manos con el otro recluso y le firmo su franela blanca desteñida con un bolígrafo que ni idea de donde salió.

Vaya que agradable sujeto resulto el recluso o al menos eso pensaba. No sabía de que estaban hablando podría estarlo amenazando y Steven podría estar fingiendo una sonrisa. Volví a aferrarme a las rejas.

¿Dónde estaba William en estos momentos?

Horas después que sentí que fueron días mi ángel de la guardia al fin llegó. William se veía realmente preocupado, tenía la cara sudorosa cosa que me extrañó William siempre estaba perfectamente arreglado y peinado.

-¿Se puede saber cómo le haces para que te metas en tantos problemas cuando te dejo unos 5 minutos sola? ¿Cómo se te ocurre saltar esa reja y más con Steven Savarsky? ¿Tienes idea de cuantos periodista hay fuera?

-¿Cómo se filtró la noticia?

Según yo nadie nos había visto.

-Ves al policía de allá –Señaló de reojo –Público una foto de Steven en sus estados de facebook. Se volvió viral. No solamente están sus amiguitos, están periodistas queriendo saber cómo le hizo alguien que tiene un yeso en el brazo para saltar una reja. Están creando rumores que no le vendrían bien a ninguno de los dos.

Jum no era mi dimensión de todas formas, todo lo que hiciera aquí no me afectaba de ninguna forma, pero no podía ser tan egoísta como mi yo de esta dimensión ¿o sí? ¿A ella le afectaría? No dormiría esta noche preguntándome eso.

-Bueno ya pagué la multa, vámonos de aquí.

-¿Qué pasara con Steven? –Volteó los ojos, mientras le hacía señas al guardia de que me abriera

–No me iré de aquí sin él.

El guardia abrió la reja con fastidio. Como si se quisiera pegar un tiro en cualquier momento.

-Por el ya vendrá su abogado.

-Yo lo metí en este lio no me voy sin él, así que dile al guardia que encierre de nuevo.

-Con gusto –Me trancó la reja el guardia que pensaba que ni me estaba escuchando, William juntó sus cejas con odio hacia él.

-No todo el tiempo una persona famosa esta aquí.

-A ver vuelve a abrir la reja, por favor –Se giro hacia mi – Te sacaré de aquí aunque tenga que cargarte.

-Paga la multa de Steven y con gusto me voy.

-Ya te dije su abogado se encargará.

-Pues yo no he hablado con mi abogado todavía, es más ni siquiera tengo un abogado –Abrí bien los ojos. Me sorprendí del buen oído que tenía Steven.

-Está bien –Refunfuñó y salió.

Horas después Steven y yo nos tomamos fotos con el guardia que nos contó que su hija era muy fan de su programa, admito que me dio un poco de celos porque me hizo recordar a mí en parte. Al salir un montón de periodistas nos abordaron pero la situación estaba controlada por unos guardaespaldas que William había contratado. Nos metimos rápido en el carro mientras William les decía a los periodistas que “todo había sido una gran equivocación”



#12062 en Fantasía
#2564 en Magia

En el texto hay: bruja, amor

Editado: 10.06.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.