El Fiscal- Parte I

Capítulo Segundo.

 

CAPÍTULO 2.

LA CARTA.

 

Una vez que mi familia se fue del hospital, la enferma Torres volvió a mi habitación y conversamos por unos minutos.

 

—¿Necesita algo? Señor Cardozo. — Preguntó Ana.

 

 

—Me gustaría preguntarte algo, Ana. — Dije.

 

 

—Claro, señor. — Replicó la enfermera.

 

 

—¿Puedo tener un teléfono móvil dentro del hospital? — Pregunté con un tono de voz muy bajo.

 

 

—No, están prohibidos. Señor— contestó la enfermera con un poco de pena en su rosto.

Al escuchar la respuesta de la enfermera Torres, opté por ocultar el móvil que me dio me madre, lo puse bajo las cobijas de mi cama para no despertar sospechas.

Unos minutos después de finalizada la conversación, la enfermera salió de la habitación y estuve solo por varias horas.

En la noche, Ana volvió para traer la cena, aunque para ese momento la enfermera se notaba nerviosa y un tanto distraída.

 

—Señor Cardozo. —He traído su cena y me temo que debo comentarle dos cosas, la primera es que mañana lo verá el Doctor Alvarado y realizará una valoración de la lesión de su tobillo y rodillas. — Explicó la enfermera.

 

—Espera espera, Ana. —¿Quién es Alvarado? — Pregunté.

 

—El Doctor Alfonso Alvarado, ¿no lo recuerda?, es su traumatólogo. —Alvarado lo,.. lo.. lo revisó cuando ingresó al hospital, tal vez no lo recuerda porque estuvo inconsciente y luego cuando recuperó la conciencia, fue sedado. — Dijo Ana casi cancaneando.

 

 

—Bien, entiendo. Ana. ­—¿Cuál es la otra noticia que tienes para mí? — Pregunté.

 

 

—Hay una carta para usted, Señor Cardozo. — Exclamó Ana.

—¿Quién la remite? Ana. — Pregunté con mucha incertidumbre.

 

—No lo sé, señor. —Solo tiene las siglas «OCVN», y adicional, en la parte de afuera tiene escrito «Damián Cardozo», eso es todo lo que puedo decirle. — Replico la enferma con cara de no saber nada.

 

—¿Podrías traerla? Ana. —¿Puedes decirme quien me trajo hasta este lugar? — Pregunté nuevamente.

 

—No lo sé, señor. Eso solo lo sabe mi superior. — Dijo Ana.

 

 

—Bueno, ¿Puedo hablar con tu superior? Ana. — Cuestioné con mucha efusividad.

 

 

—Sí, pero ahora mismo no es posible. Señor. — Finiquitó la enfermera.

Ana dejó la habitación y pasados un par de minutos, volvió con un sobre en sus manos, un sobre pequeño de color blanco.

Dicho sobre tenía escrito al respaldo lo siguiente: «OCVN—DAMIÁN CARDOZO».

Después de recibir el sobre, lo abrí y leí el contenido: 

 

ATENCION, ESTÁ COMUNICACIÓN VA DESTINADA AL FISCAL ANTIMAFIA DEL DISTRITO DE NUEVA PAZ— EL SEÑOR DAMIÁN CARDOZO.

Estimado Fiscal Damián Cardozo

La siguiente es una comunicación expresa y de carácter privado expedida por la Oficina Central de Vigilancia Nacional (OCVN).

Lamentamos lo que le ha ocurrido, recibimos información clasificada de parte de la Fiscalía Nacional, ellos nos han informado que usted se encuentra vivo, la fiscalía nacional trabaja conjuntamente con nuestra organización con el objetivo de mantener su seguridad y preservar la vida de usted a la de su familia.

Una vez más reiteramos nuestra preocupación por el siniestro en el cual estuvo involucrado.

Respetuosamente le comunicamos que investigaremos los hechos delictivos y para eso solicitamos su cooperación, lo anterior debido a que usted es de vital importancia en una investigación que nuestra organización lleva en curso desde hace un tiempo considerable, una de nuestras funciones es realizar investigaciones pertinentes respecto a agresiones, episodios de violencia y/o atentados contra miembros de la fuerza pública nacional y demás entidades gubernamentales.

El atentado del cual fue objetivo ha sido clasificado como un asunto pertinente para la OCVN.

Tenemos detalles sobre su ubicación actual, por esa razón hemos enviado dos agentes de campo que se pondrán en contacto con usted dentro de las 24 horas siguientes a la recepción de este documento, lo anterior para iniciar la investigación correspondiente.

No podemos relacionar sus identidades en esta comunicación, pero, adjuntamos un código de 6 dígitos al final de este escrito para que usted pueda corroborar las identidades de los agentes asignados.



#13259 en Thriller
#7575 en Misterio
#4025 en Detective
#1214 en Novela policíaca

En el texto hay: policial, novela negra, novela policial

Editado: 21.11.2021

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.