Fruto De Sangre (la intervención de Pib)

La Prueba

Y pasaron varios años así.

Exel estaba harto ya, estaba planeando escaparse para vivir una aventura este tenía ya quince años

Hetel esperaba que Exel ya no soportara más y tomara la decisión de escapar, ella sabía que una mente tan grande, inevitablemente se aburriría sin ningún reto, así que lo mandó a llamar.

—Hijo cómo te sientes

—Aburrido —respondió desanimado

—¿Qué tal si te cuento una historia?

—No mamá, no estoy de ánimos de escuchar historias. Son buenas, pero quiero hacer mis propias historias conmigo como protagonista, no unas inventadas como las que tú me cuentas.

—Hijo aún no estás preparado para salir a la aventura, este mundo está lleno de enemigos y de bestias que nos destrozarían sin esfuerzo.

—¿Que no estoy preparado? —Exel replicó— Si prácticamente sé todo lo que este país me puede enseñar, ni que decir de mis profesores, que son todos unos tontos, el entrenamiento de mi padre lo superé en un año y según mi abuelo a mi padre le costó tres años completarlo. Cuando termino me quedo con ansias de más, pero no había más, por lo menos en este país no hay nada escrito que yo no sepa estos dos años no he muerto de aburrimiento por tus historias. Pero… —suspiró desanimado.

—Te sientes frustrado hijo por no encontrar un reto verdad. ¿Qué tal si hacemos una apuesta? Te colocaré tres retos en cinco días, si logras solventar la mayoría intervendré por ti con tu padre para que te deje salir en busca de aventura, pero si pierdes te quedas por un año con venticinco días en estas tierras.

Exel sin dudarlo aceptó el reto, él estaba muy confiado de sus habilidades

—Bien ¿quieres comenzar ya?

—¡Si!

—La primera prueba será de acertijos, algo sencillo para comenzar, serán tres con un límite de tiempo la primera te daré treinta segundos para responder en la segunda treinta minutos y la última tendrás hasta que el sol se oculte.

—Bien

—¿Qué es aquello que si se comparte deja de existir? Tienes treinta segundos —sacó un reloj de arena pequeño y de un golpe lo puso en la mesa.

Exel apenas escuchar la pregunta la desmenuzó palabra por palabra.

—Qué deja de existir cuando se comparte… no es nada físico…, es algo subjetivo. Ya sé. ¡Es un secreto!

—Bien hijo estuvo fácil te quedaron veinte segundos. ¿Listo para la segunda?

—Sí —respondió animado

—El comisario de una cárcel informa que dejara salir de la prisión a una persona al azar para celebrar que hace veinticinco años que es comisario. Eligen a un hombre y le dicen que quedará libre si saca de dentro de una caja una bola blanca, habiendo dentro nueve bolas negras y solo una blanca. El prisionero se entera por un aviso de sus compañeros que el comisario pondrá todas las bolas de color negro. Al día siguiente le hace el juego, y el prisionero sale en libertad. ¿Cómo ha conseguido salir de la cárcel si todas las bolas eran negras?

—Es simple, el prisionero saca una bola cualquiera y se la traga de modo que nadie ve de qué color es, el prisionero dice que es blanca y al revisar las bolas son todas negras entonces la que él se tragó se supone que es blanca. Lo dejan ir porque el comisario no puede decir que eran todas negras porque eso sería trampa.

—En esta no duraste nada en resolverlo.

—¿Entonces ya gané?

—No. Aún te falta una y si no la contestas, daré por perdida esta prueba —dijo Hetel

Exel un poco confiado asintió creyendo que el ultimo acertijo lo iba ganar ya que tenía más tiempo.

Hetel comenzó con el acertijo sacando un vaso de vidrio en la mesa.

—Para tu última prueba tienes que meter el sol en este vaso y mostrármelo —lo dijo señalando al sol y luego al vaso.

Cuando terminó le dejo el vaso en la mesa y se fue.

Exel quedó en blanco.

Lo que le pedía era un imposible.

Exel comenzó a hacer conjeturas deduciendo que tenía que ser algo simbólico.

Lo primero que se le vino a la mente, fue dibujar el sol y colocarlo en el vaso, le mostro esto a Hetel y ella le respondió.



Sr.E

#10853 en Fantasía
#14970 en Otros
#2277 en Aventura

En el texto hay: existencialismo, fantasiaepica, es un relato de reflexion

Editado: 21.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar