La Conspiración del Espiral - Libro 4 de la Saga del Círculo

QUINTA PARTE: Reunidos - CAPÍTULO 82

—¿Vas a decirme qué pasó?— preguntó Humberto a Cormac desde su celda.

Cormac resopló, disgustado.

—¿Cómo lo hiciste, eh?— le espetó enojado.

—¿Hacer qué?

—Convencer a Lug de que decías la verdad— le gritó Cormac.

—¡Ah! Entonces Lug sabe que soy inocente.

—¡Eres cualquier cosa menos inocente! No sé cómo hiciste para convencerlo, pero yo sí sé que mientes. ¿Y sabes cómo lo sé? ¡Porque yo no delaté a Alric! ¡Por lo tanto fuiste tú!

—Y sin embargo, Lug no te cree— dijo Humberto con sorna.

—Tarde o temprano entrará en razón; se dará cuenta de que lo has engañado vaya a saber cómo.

—¿Es tan difícil e impensable que yo sea inocente? ¡Alric era mi amigo también! ¡Y yo no era el que estaba embobado con Marga!

—¿Olvidas que estuve ahí cuando Marga te desterró? ¿Olvidas que recuerdo todo perfectamente?

—Que tus recuerdos sean perfectos no significa que tu interpretación de los hechos lo sea.

—¿Qué quieres decir? ¿Qué otra interpretación puede haber?

—Cuando Marga vino a mí a contarme sobre la muerte de Alric, me acusó injustamente de haberlo delatado. Le pregunté quién le había dicho que yo había hecho semejante cosa, y me dijo que se lo habías dicho tú.

—No, no fue así— lo corrigió Cormac—. Fue Marga misma la que vino llorando a mí, diciéndome que tú lo habías delatado.

—Si eso es cierto, Marga nos engañó a los dos.

—El único que ha estado engañando a todos eres tú— le espetó Cormac—. No te atrevas a manchar la memoria de Marga— le advirtió.

—Escúchame bien: Marga me dijo que debía elegir entre el exilio y llevar a cabo su plan en el otro mundo, o morir a manos de Bress.

—Es lo que te merecías.

—Ella tenía mucha influencia sobre Bress. Yo sabía que llevaba las de perder. Le dije que iría al exilio, pero que no podía obligarme a nada más. Entonces, vino una noche a mi habitación e intentó seducirme para convencerme de cumplir con mi parte en el otro mundo.

—¡Mientes! ¡Intentaste violarla!

—No, Cormac, nunca la toqué— dijo Humberto con tono cansado—. Pero su intento de comprarme con sexo me hizo darme cuenta de que ella me necesitaba vivo y necesitaba que hiciera algo en el otro mundo por ella, que ayudara a su futuro hijo. Por lo tanto, la amenaza de delatarme a Bress era puro teatro y se lo dije. Se enfureció y me dijo que si yo no hacía lo que ella quería, me mataría ella misma, alegando que había intentado violarla, y luego te enviaría a ti a hacer el trabajo.

—Eso no es posible. Ella me necesitaba en el Círculo para ayudar a Lug a derrotar a Wonur. No iba a enviarme al otro mundo.

—Puede ser, pero en ese momento yo no lo sabía. Le creí, Cormac. Estaba acorralado. Hice todo lo que me pidió para salvar mi vida y para poder regresar al Círculo. Aun siendo inocente, pagué muy caro por un crimen que nunca cometí.

—Es increíble tu habilidad para urdir tantas mentiras, Humberto.

—Tú estabas ahí, Cormac. Recuerdas cada palabra. Vuelve a evocar tu recuerdo. ¿Hay algo en esa conversación que contradiga mi historia?

Cormac cerró los ojos un momento y buscó en su enorme banco de memoria aquel fatídico momento en que Marga obligó a Humberto a pasar por el portal.

Él la había acompañado para protegerla en caso de que Humberto se pusiera violento. Ella le había pedido encarecidamente que no interviniera en la conversación, y él había prometido no hacerlo. Había prometido ser un mudo testigo. Marga le dijo que llevara una espada por si las cosas se ponían feas y él así lo había hecho. Al llegar a la habitación de Humberto, Marga entró intempestivamente y lo enfrentó con entereza.

—Te doy una última oportunidad— le espetó ella—. Si vuelves atrás el tiempo y deshaces lo que has hecho, te perdonaré y todo quedará olvidado.

—Sabes bien que no he hecho nada que deba deshacerse— le respondió Humberto, enojado.

Cormac desenvainó la espada para dar a entender que no iba a salir de allí con vida si no se mantenía bajo control ante Marga. Humberto lo miró de reojo y pareció entender el mensaje.



Adriana Wiegand

#573 en Fantasía
#427 en Personajes sobrenaturales
#719 en Otros
#61 en Aventura

En el texto hay: mundosparalelos, fantasia épica

Editado: 12.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar