Los aullidos a la luna

Capítulo 23

Antesala al desastre
Demian
🌙🌙🌙

Fuimos a su casa siendo recibidos por la nana de Alec que se sorprendió de verlo en ese estado y de inmediato mando a preparar algo de comer para su niño. Mi amigo se dio un baño sacándose el pestilente olor a la noche mala que había pasado, se vistió con ropa cómoda que ahora lo hacían ver de mejor aspecto. Comimos en su casa porque no nos dejaría salir su nana sin antes haber comido algo, no me quejo su comida estuvo deliciosa. Es una de las razones por que me gusta venir seguido a la casa de mi amigo.

Al salir fuera vimos sentados en el porche a Megan leyendo un libro y con su cabeza apoyada en las piernas de ella estaba Conor. Mi amigo hizo una mueca de desagrado y paso junto a ellos sin prestarles atención. Alec no estaba en contra de su relación son mates pero no puede negar que si esta algo celoso la chica es su hermana.

– Hola Demian, hola hermanito – saludo la castaña sin despegar sus ojos del libro, todos somos cocientes del gran olfato que tiene Megan y no nos asombra que sepa que somos nosotros – Si están buscando a las gemelas Parker están quedándose en el Hotel Dreams a las afueras del pueblo. La familia Parker no quiere llamar mucho la atención pero sus hijas no pudieron resistirse para darles una visita a ustedes – Megan paso la página del libro siguiendo su lectura como si lo que nos acababa de contar fuera que las chicas robaron un dulce a un niño. Su novio la miro sin comprender nada y esta acaricio su cabello con su mano libre, no le diría algo que pusiera su vida en riesgo otra vez.

– ¿Cómo lo sabes? – pregunto Alec volteando a verla y la castaña bajo su libro para vernos con una sonrisa. Miro a los ojos a su hermano y arqueando una ceja ella volvió su vista al libro como si este fuera de sumo interés.

– Liz es mi amiga recuerdas – marcando la pagina cerro el libro para ver a su hermano y apartando a su novio se puso en pie – Ella me llamo para decirme que habían regresado – nos señalo con su libro cerrado pensando en que decirnos por unos segundos. – Algo no anda bien tengan cuidado – fue su advertencia para luego volver a sentarse junto a su novio en las escaleras como una pareja de novios normales.

– Gracias Meg – Alec miro a su hermana dudando por un segundo si argumentar algo más abrió la boca, pero no dijo nada. La joven agacho su cabeza estando algo decepcionada, ella quería ser el orgullo de su hermano mayor pero se veía que le estaba resultando algo muy complicado de lograr.

– Te perdono por el golpe que le diste a Conor – hablo alto y claro sin mirar a su hermano directamente acaricio la cabeza de su novio que volvió a descansar sobre sus piernas y Megan volvió a retomar su lectura. Alec no hizo ningún amague de querer contestarle algo a su hermana al contrario se dio media vuelta dispuesto a irse sin darle una respuesta a su hermana

– Bro se que no debería meterme en tus decisiones pero como tu mejor amigo tengo que decirte que debes intentar arreglar las cosas con tu hermana, Megan te adora – el castaño freno su andar tensando su espalda y sus puños se cerraron a su costado. Nunca lo había visto así de distante con su hermana por lo general siempre se los podía ver siendo buenos amigos incluso llegaban a hacerse bromas pesadas como todos los hermanos pero siempre se mantenían unidos. Ahora se notaba un ambiente tenso entre los hermanos Bann y estaba seguro que sus padres no estaban contentos con este distanciamiento.

– Primero debo encontrar a Lara descubrir que esta tramando esa loca y luego solucionare el resto de asuntos importantes empezando por Megan y terminando por Bailey, luego vendrán los demás – contesto Alec retomando su caminar hacia su auto, sin decirle mas nada lo seguí. Sabia a que hotel se refería Megan por lo que sabía que el viaje seria algo tardado, ese hotel fue creado para ser un hotel de paso para los viajeros. Alejado del pueblo para pasar una noche y luego retomar rápido el camino de vuelta a la ruta, muchos adolescentes aprovechan la lejanía del hotel para ir con sus parejas.

Lo que nos estaba llevando al Hotel Dreams ahora no es ninguna chica ni mucho menos un descanso de un viaje largo. Dos lobas gemelas que ademas de ser parte de la manada Black Moon son las sobrinas de Leo Haider y primas de Diego. Son dos chicas realmente lindas, piel pálida, ojos verdes, cabello pelirrojo y una altura que muchas modelos envidiarían, aparentan ser normales pero el único problema con las gemelas es que están obsesionadas con Alec y conmigo. Liz y Lara Parker fueron llevadas a otro condado para que las tratara un psiquiatra manteniendolas lejos de su obsesión. Osea mi amigo y yo. Todavía recuerdo la última vez que vi a Liz Parker.

Ese día había tenido una pelea con Angelic por que su novio Nicolás fue a la casa cuando mamá y papá no estaban algo que mis padres no querían porque recién estaban comenzando a salir y papá estaba cuidando mucho a mi hermana. La pelea termino en una discusión donde ambos sacamos cosas que no queríamos decir por lo que me fui diciendo que si quería hablar estaría en mi habitación. Al momento de sentir que alguien acaricia mi cabello automáticamente pensé que se trataba de Angelic. Me senté en la cama aun medio dormido con los ojos cerrados el sueño estaba todavía queriendo retenerme.

– Veo que al fin decidiste venir – hablo con la voz ronca mientras me frotaba los ojos aun dormido, un bostezo se me escapo y pase mis manos por el pelo.

– Mi lobito, obvio que vendría a verte – esa no era la voz de mi Angelic. Caí de mi cama con un golpe sordo – ¿Estás bien? – mi mirada se encontró con sus ojos color verde que durante muchas ocasiones dese que jamas me hubieran visto en la vida.



Danny Baladon

Editado: 29.04.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar