Realeza rota

Prologo

Hace mucho tiempo en un lugar lejano se desato una guerra, fuerzas luchaban contra ellas para gobernar el universo. Entre ellos había una fuerza que era mucho más veloz, inteligente y meticuloso que los demás. Espero pacientemente a que cada uno de ellos se mataran entre si, observando desde la oscuridad; llego un momento en el que solo quedaron dos fuerzas.

La tercera fuerza salió de su escondite, las dos fuerzas sorprendidas de no haber acabado con todos sus enemigos dejaron de pelear entre ellos para prestar atención. Valiente, segura y certera la tercera fuerza les dijo que entre los tres podrían gobernar el universo, crear una fuerza especial para cada uno.

Cansados ​​y sin muchas ganas de seguir con la lucha los tres firmaron un pacto. El universo en ese momento se iba a dividir en tres, sus futuros descendientes debían de conocer este nuevo orden natural.

La primera de las fuerzas creo un entorno frío, a pesar de las llamas que lo rodeaban, decidió que sería un lugar de sufrimiento y dolor, ya que esto solía divertir a esta fuerza. En ella vivirían todos aquellos que eran como él, vanidosos, de malos sentimientos, rencorosos y maliciosos.

La segunda fuerza creo un entorno cálido, bonito, con esponjosos suelos blancos, decidió que sería un lugar de paz y bondad, algo que nunca había logrado tener. En ella habitarían seres de bondad inmensa, puros de alma y benévolos. Aparte de eso declaro que sus herederos tendrían alas, enormes y fuertes.

La tercera fuerza indecisa creo un lugar con altas montañas, praderas y valles, verde y azul. Sin saberlo creo algo frio y cálido. En ella había los seres que decidirían que hacer con su vida, seres capaces de tomar decisiones buenas o malas, seres que no son lo suficiente malos, pero tampoco buenos.

Así fue como llegamos a donde estamos ahorita, el tiempo no importa, los seres como yo somos humanos llamados, vivimos en un lugar que todos denominaron Caediry, trabajamos y servimos a la familia real, los hijos de la fuerza que nos ha creado.

Una vez cada mil años los líderes de la fuerza se renuevan, este año le tocaba al príncipe Aaron hasta que todo salió mal y falleció. Como consecuencia de esto, su hermana menor la princesa Luden tomó el trono.

Hasta que un demonio se escapó de la noche de cacería, las cosas se complicaron y todo salió mal.

 



Dani

#2582 en Fantasía
#2247 en Joven Adulto

En el texto hay: vampiro, principes y princesas, demonios

Editado: 13.10.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar