Silencio de un corazón roto

Carta 19: Renuncio

Está bien, me rindo. Ya no puedo hacer nada más, me jugué todo en esto y perdí. Perdí la oportunidad de amar al único hombre que hasta ahora había sido el único en llegar a mi corazón y despertar estos sentimientos en mi. Se acabó, yo no sé que más hacer, llámame cobarde o como quieras pero creo que en este momento mi corazón ya fue lo suficientemente herido como para seguir teniendo fuerzas para luchar por ti.

Renunciar a ti fue la decisión más difícil que pude realizar, fue sencillo tomarla ya sabiendo la realidad de todo, pero hacerlo fue lo más complicado y no solo por ti y tu estúpida manía de querer estar conmigo todo el tiempo sino también por mí, por lo que sentía y el dolor de la derrota tan latente en mi interior, debes saber que el renunciar a ti fue algo demasiado doloroso, honestamente no me esperaba eso y en mi mente no tenía el nivel del dolor que causaría mi decisión, fue horrible, me sentía muy frágil y sola a pesar de tener personas maravillosas a mi lado, fue un colapso emocional que ni siquiera sé cómo pude salir de él.

Pero también renunciar a ti fue lo más liberador que pude hacer, el peso que tenía en mi alma se alivió, empecé a ver las cosas de otro modo, crecí emocionalmente mientras que tú te quedaste atascado en tus tonterías, eres complicado tanto como yo pero la diferencia es que yo no iba a seguir sumida en esa oscuridad y agotamiento emocional que me causabas, ¡era una relación tóxica! Y lo peor es que no era ni siquiera era una relación...

No puedo creer al punto en el que tuve que llegar para darme cuenta que debí haber renunciado a ti desde el primer momento que vi como tratabas a esa mujer que le decía a todos que eras su novio mientras que tú lo negabas, lo más sano que pude hacer fue eso, se puede asemejar como dejar un vicio que te está matando lentamente, costó mucho porque eras mi vicio pero después de que renuncie a ti mi vida fue para mejor a pesar del dolor e infierno que tuve que vivir en el proceso, pero valió la pena yo gane mucho y tú perdiste todo, que mal final para ti, solo espero que a pesar de no tener tanto contacto conmigo hoy en día, aprendas a ser el hombre maduro que debes ser y no arrastres a otra persona a tu círculo complicado de no saber lo que quieres, ¿sabes? Eso puede dañar mucho más que un golpe, representas un desgaste emocional para cualquiera si no aprendiste de tus errores. A pesar de ello siempre contaras con mi aprecio, mis sentimientos por ti cambiaron, maduraron, ya no te veo de la misma forma por lo que espero que después de tantos años tu vida haya cambiado para mejor y hayas superado todo lo que te llevo a ser tan complicado conmigo.

Siento un vacio en mi pecho pero aun no es tan doloroso como pensé, simplemente se encuentra allí al igual de la sensación de que ya no tenía porque sufrir, soy mi dueña, yo pongo las reglas así como lo hice antes de conocerte, es liberador pero también doloroso porque después de todo estoy sola.

Pero es hora de amarte con un amor que te deja ir. 



SGM

Editado: 27.12.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar