Spoiler

#4

Realmente, no sabía que decir, pero no porque me hubiera dejado sin palabras, sino porque no sabía si decirle que me estaba ahogando o que me gustaba.

– ¡Luke! – Hablé entrecortadamente. – Me estoy ahogando maldita sea.

Él rápidamente se puso de pie y comenzó a darme pequeños golpes en la espalda mientras me acercaba un vaso con agua. Calmé mi respiración y bebí todo el contenido del vaso, lo oí suspirar.

– Me diste un buen susto. – Susurró, lo miré y noté que tenía los ojos cerrados. Apoya su cabeza en mi hombro mientras pienso en lo que me dijo.

– Es lindo que estés enamorado de alguien. – Dije. – Pero todo el mundo sabe a la perfección que tú enamoramiento dura lo que la perra de Lucy abriendo las piernas.

Caminó hacia su asiento riendo un poco, pero lo negó, tampoco le iba a creer. Lo conocía hace ocho años, no iba a cambiar nunca y no me importaba que tan enamorada estuviera de él, no quería que se repitiera la historia cliché del mujeriego que finge cambiar por su chica y todo se soluciona. Pff, como si esas cosas pasaran.

– Es en serio, Kat. Estoy enamorado de ti.

– Ya Luke, sigamos comiendo, finjamos que te creo, ¿vale?

– No, ¿qué te pasa? Sabes que cuando quiero algo lo consigo y no serás la excepción. Te amo, Kat.

Reí y mucho.

– No juegues Luke, sabes que jamás seré una más en tú lista. No de esa forma.

Él bufó, no sabía si estaba enojado o simplemente asimilando la situación. Cosa que yo debería hacer pero no parecía afectarme tanto.

– Vamos, no te pongas a hacer caras – Rodé los ojos.

– ¿Qué demonios te sucede Katherine? – Me miró a los ojos  – Se supone que tendrías que decir que también me amabas e íbamos a ser la mejor pareja del año.

– Alto ahí vaquero, claro que también te amo  – Fruncí el ceño – Eh, yo… pero no de esa forma. Sí, eso. No podemos tener por hecho que vamos a conseguir todo lo que queramos en esa vida.

Mierda, me costaba tanto decir todo esto, pero era algo que tenía claro, no puedo suponer que él realmente me quiera… tampoco voy a arriesgarme de esa forma para después quedar con el corazón aún más roto cuando lo encuentre en la cama con otra. No, gracias.

– Sabes… yo… sólo pensé  – Se aclaró la garganta  – Siempre pensé que yo te gustaba. Siempre me ves tanto y tienes una sonrisa boba en tú cara. También creía que en realidad no te preocupabas que contagiara una enfermedad sexual y que en realidad eran celos. Lo siento.

Mi boca se abrió ligeramente, eso sí no me lo esperaba. De mi boca solo salían balbuceos, parecía un bebé.

– Ah… pues… eh, te equivocaste. No… no me gustas. – Me alcé de hombros y pegué mi mirada al plato para seguir comiendo.

Mi cabeza era toda una maraña de ideas, de cosas que podría escribir en el diario. Sí, realmente solo pensaba en ese diario. Aunque también estaba pensando en el loco giro que estaba dando la historia de mi vida, un giro que pronto terminaría porque sé y lo afirmo, que su amor por mí no durará y que su próxima conquista estará parada ante mí de un momento a otro.

 

 

Cuando llegamos a casa, me pidió pasar. Mamá lo saludó, como siempre, apretando sus mejillas y poniéndolo rojo como un tomate. En mi habitación no duró mucho, inmediatamente se fue al baño. Aproveché para ponerme a escribir un poco.

Estaba tachando más de lo usual, porque no sabía cómo describir correctamente sus reacciones, mis pensamientos, en general todo lo que había pasado.

– ¿Qué escribes? – preguntó el rubio. Cerré de golpe el diario de vida –. ¿Es un diario de vida? – Negué con la cabeza, sólo para que él no se burlara de mí.

Luke sonrió.

– Es una historia. – ruedo los ojos ante la sonrisa de mi amigo.

– ¿Nuestra historia? – Era momento de dejar de ocultarlo.

– La historia de mi vida. – Me encogí de hombros.

– ¡Entonces es un diario! – Gritó el rubio. Los colores se me subieron a las mejillas, pero asentí igualmente –. Alerta de spoiler – susurró Luke, inclinándose hacia mi oído –: al final tú y yo nos quedamos juntos.

Sonreí sin darme cuenta, rápidamente me puse seria. Estabilicé mi respiración, también intentando calmar los rápidos latidos de mi corazón.

– No me gusta que me hagan spoilers. – Achino mis ojos mirándolo de mala forma.

– Técnicamente, no es un spoiler… es como esos libros que como tratan sobre el chico, es obvio que terminarán juntos. ¿Comprendes? Como ese libro extraño que lees sobre el chico posesivo y la chica masoquista, trata sobre ambos y aunque ella esté al principio a la fuerza con él es obvio que terminarán juntos… ¿Cómo? No lo sé, pero pasará. Nosotros no somos la excepción.



cam_5d

#28220 en Novela romántica
#4843 en Fanfic

En el texto hay: amor complicado, amor a primera vista, fanfic

Editado: 25.10.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar