Una Realidad Confusa

Capítulo 4 • De vuelta en casa.

Suena la alarma y abre sus párpados , se estira en su cama y se lleva las manos a su rostro.


 

—Ay...—exclama mientras comienza a recordar de golpe la nueva realidad que vive.


 

Se levanta de la cama y se sienta a un costado, suspira y recuerda todo lo que ha sucedido en los últimos días desde que "despertó" del coma.


 

Camina hasta su mueble donde está el maquillaje, se sienta en la silla y se ve al espejo.


 

—Bien... comenzaré por hacer esto... tengo que experimentarlo —dice mientras prepara los artículos.


 

—De algo me sirvió ver como se maquillaba Ericka..—sonríe al recordar.


 

Comienza por levantarse e ir al baño para limpiar su rostro con agua fría y después seca su rostro, comienza a aplicarse una crema hidratante, esparce un poco en sus dedos y después la esparce por su rostro, después empieza a corregir las imperfecciones para colocar la base de maquillaje, se aplica un poco de polvo y termina con maquillar sus pestañas y ojos, también agregando labial.


 

—No que no sabias—dice Evelyn mientras está recargada en la puerta de la habitación.


 

Paola salta cuando ella se anuncia.


 

—Buenos días... ¿que te pasa? Me asustas...—dice Paola mientras guarda el maquillaje y sus artículos, aunque es chica siente un poco de confusión y hasta cierto punto, vergüenza, aunque el hacerlo es algo normal, es una chica.


 

—Fui por algo de comer, tú madre salió para comprar unas cosas, dijo que volvía pronto, mientras te tengo una sorpresa, algo que quizás no recuerdas porque no has preguntado por el...—responde Evelyn mientras se acerca a Paola con algo detrás de su espalda.


 

—¿Y que es?—


 

De pronto Evelyn muestra lo que lleva atrás y es su teléfono. —Es tu iPhone... no lo habías pedido y lo guardo tu mamá, lo tuvo ahí siempre desde que se lo entregamos, aunque desbloquearlo quizás sea un problema...—dice mientras se lo entrega.


 

Paola se sorprende un poco y lo enciende, por inercia presiona unas teclas y el dispositivo se desbloquea.


 

—Wow... creo que en realidad nos mientes y si recuerdas mucho—agrega Evelyn un poco sorprendida al ver cómo el dispositivo se desbloqueó al primero intento.


 

Paola se queda en silencio por unos segundos, mirando el inicio de la pantalla. —Lo hice por inercia...


 

—Bien, iré al baño, tú regresa en el tiempo con lo que verás allí—agrega antes de salir del cuarto.


 

Desliza las notificaciones y en efecto están los últimos mensajes enviados hace 8 meses.


Messenger • hace 8 meses.
Vania G: ¡Ya me dijeron lo qué pasó! Vuelve por favor. :(

 

Mensajes • hace 8 meses. 
Arianna: ¿Dónde estás?, ¿llegaste bien a tu casa?

 

Instagram • hace 8 meses.
Desconocido: Oye, no me enviaste mensaje anoche.:(

 

Instagram • hace 8 meses.
Dianita19: Nooo Paola, despierta. :(

 

Mensajes • hace 8 meses.
Joselín: ¿Por qué no te conectas?

 

Messenger • hace 8 meses.
Mejor amiga: Paola…


Messenger • hace 8 meses.
Drake: Recuerda que en la semana iremos a la plaza…

 

Mensajes • hace 8 meses.
Papi: Hija, ¿donde estás? Te llamo y no respondes…

 

Messenger • hace 8 meses.
Amor: Bebé, contéstame!!!

 

Messenger • hace 8 meses.
Crush: No me confirmaste ayer sí iríamos a probar la comida de la nueva pizzería…
 


 

Siente un extraño escalofrío que recorre todo su cuerpo al leer esos últimos mensajes enviados hace tiempo, ex raro y extraño.


 

Por varios minutos revisa las últimas fotografías tomadas, últimos mensajes y conversaciones, también sus últimas publicaciones en redes sociales. Después revisar regresa al inicio y comienza a ver los últimos mensajes enviados después que sus amigos y conocidos se enteraran que despertó.


 

Comienza a responder algunos mensajes, agradece la atención y después coloca su teléfono sobre su tocador.


 

—Wow...—dice al notar la popularidad que tiene en redes sociales.


 

Se levanta de su silla y camina por la habitación, pensando en la actualidad y el pasado, después de unos segundos se queda estática pensando en porque reaccionó así. Ríe y después se da cuenta que su madre acaba de llegar, baja a recibirla a la sala.


 

Mariana se queda estática por unos segundos después de abrir la puerta, sus ojos emiten algunos lágrimas y se acerca a Paola. —No puedo creer que hace unos días llegaba aquí e imaginaba que estuvieras esperándome aquí en la sala, y mírate... ahora es una realidad—sonríe y le da un beso.


 

—Te quiero mami...—dice Paola mientras están abrazadas.


 

Evelyn baja de las escaleras y toma una foto sin que ella see den cuenta, después de acerca a ellas y les muestra la foto, Mariana sonríe y la jala hacia ellas. —También eres parte de la familia—se abrazan las 3.


 

Mientras ayudan a Mariana a acomodar la despensa en la cocina ella le comenta a Paola que la acompañará al parque, o qué tal vez será el gimnasio, hacer ejercicio es vital ahorita que acaba de despertar.


 

Más tarde prepara su ropa para salir a cosmonave junto a su madre y Evelyn, busca entre la ropa y finalmente encuentra una blusa, sudadera y un pans junto con unos tenis.


 

—¿Qué pasa?—pregunta Evelyn que está sentada frente a la PC.


 

—Lo siento, aún no me acostumbro a que usare tanga y brasier—responde mientras se mete las manos a su blusa y se acomoda el brasier.



#6567 en Fantasía
#1391 en Magia

En el texto hay: fantasia, cambio de vida, cambiodecuerpo

Editado: 31.12.2022

Añadir a la biblioteca


Reportar




Uso de Cookies
Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, recopilamos y utilizamos cookies. Si continúa navegando por nuestro sitio web, acepta la recopilación y el uso de cookies.